Paraguay - Demographic and Health Survey -1991

Publication date: 1991

Paraguay Encuesta Nacional de Demografía y Salud 1990 0 Centro Paraguayo de Estudios de Población ~DHS Demographic and Health Surveys Institute for Resource Development/l»lacro Systems, In¢. REPUBLICA DEL PARAGUAY Encuesta Nacional de Demografía y Salud 1990 Centro Paraguayo de Estudios de Población Asunción, Paraguay Institute for Resource Development/Macro Systems, Inc. Columbia, Maryland USA Febrero 1991 Este informe presenta los resultados de la Encuesta Nacional de Dcmografia y Salud de Paraguay (ENDS- 90), realizada en 1990 mediante un esfuerzo del Centro Paraguayo de Estudios de Población (CEPEP), en el marco de la fase II del programa mundial de las Encuestas de Demografla y Salud (DHS) del Institute for Resourcc Dcvclopment, IRD. El programa de encuestas DHS, ha sido disenado para recolectar información sobre fecundidad, planificación familiar, y salud materno-infantil. La financiación de la encuesta provino de la Agencia para el Desarrollo Internacional de los Estados Unidos (USAID) a travds de IRD (,proyecto DPE-3023-Z-00-8074-00) y el CEPEP. Se contó además con el apoyo de la Misión de USAID en Paraguay; de la Organizacidn Panamericana de la Salud (OPS); la Intcmational Planned Parenthood Fcdcralion (IPPF); y de la Misidn Alemana de Cooperación T¿cnica en ci Paraguay. Información adicional sobre la ENDS-90 se puede obtener del Ccnu'o Paraguayo de Estudios de Población, Edificio el Dorado, Piso 8, Manduvirå y O'Lenry, Asunción, Paraguay. Información adicional sobre el programa DHS se puede obtener de IRD/Macro Systcms, 8850 Stanford Boulcvard, Suitc 4000, Columbia, MI) 21045, U.S.A. ('rcldfono 301-290-2800, Fax 301-290-2999, TELEX 87775). El Centro Paraguayo de Estudios de Poblaci6n (CEPF-,P) cs una organizaci6n sin ånimo de lucro, afiliado con la Internafional Planned Parenthood Fedcration (IPPF), dedicada al estudio de la dinåmica demogrMica del Paraguay, pero con 6nfasis particular en los aspcctos de reproducción, salud y planificación familiar. E1 Institute for Resourc¢ Development, Inc. (IRD) con oficinas en Columbia. Maryland, desarrolla en la actualidad ¢1 proyecto de las Encuestas de Demografia y Salud (fase II), bajo contrato con la Agencia para el Desarrollo Internacional, USAID (contrato DPE-3023-C-00-4083-00). PERSONAL DE LA ENCUESTA DIRECCION Dr. Juan María Carrón COORDINACION Lic. María Mercedes Melián TRABAJO DE CAMPO Supervisión de Trabargo de David Vera Muestreo Lic. Fulvia Brizuela de Ramirez Supervisoras de Campo Maria Silvia de Mendoza, Oiga de Fogel, Mirian Morinigo, Agripina de Gonzalez, Dalida de Paez, Magdalena de Cruz Antropometristas Dr. José Luis DelgadiUo, Asesor de Antropometrfa, Dr. Ruben Balbuena, Supervisor de Antropometrh, Dr. Ismael Olmedo, Supervisor de Antropometrfa. Isabel Gimenez, Maria Lourdes Aguilar, Lourdes Chamorro, Rosalia de Lavand, Pita Suarez, Adela de Silvero. Entrevisladoras Maria del Carmen Mereles, Alma Marúnez de Mujica, Maria Liz Piris, Alba Denis Gonzalez, Albina Pereira, María Teresa Cousirat, Basilia Martinez, Nancy de Paniagua, Maria Concep¢ion de Cantero, Zulmira Aveiro, Maria De las Nieves de Ruiz Diaz, Julia Beatriz Ferreira, Guillermina Rivas, Alba Rosa, Vda. de Germinario, Mirian de Acosta, María Mercedes Colman, Beatriz Romero, Jorgelina Ibaflez, Graciela Cåceres, Emilce Flora Noguera, Oiga Chamorro de Martinez, Oiga Velazquez Da Silva, Carmen Vifluales de Acosta. iii PROCESAMIENTO DE DATOS Mima Sosa Benitez, Luis Chenú Entrada de Datos Slella Chenú, Gladys Zunilda Bareiro, Eduardo Morales, Juan Manuel Mafini, Javier Sosa, Maria Antonia Villasanti Codificación y Critica Amelia Maz6, Digna Santacruz, Marta Davalos Secretaría Nora Rolas de Schenk ASESORIA DEL INSTITUTE FOR RESOURCE DEVELOPMENT, PROGRAMA DHS Martin Vaessen, Director del Programa DHS Luis Hemando Ochoa, Coordinaci6n de la Asesoría Técnica Edilberto Loaiza, Asesoría Técnica Alfredo Aliaga, Muestreo Thanh Le, Muestreo Victor Canales, Procesamiento de Datos Julio Ortuzar, Procesamiento de Datos Guillermo Rojas, Procesamiento de Datos Teresa de Serra, Antmpometrfa Juan Schoemaker, Revisi6n Técnica del Informe Albert Marckwardt, Revisión Técnica del Informe Kaye Mitchell, Procesamiento de Palabra Sidney Moore, Edición Robert Wolf, Preparación de Gráficas PREPARACION DEL INFORME Centro Paraguayo de Estudios de Población: Juan Maria Carrón Institute for Resource Development, DHS: Edilberto Loaiza, Luis Hemando Ochoa iv CONTENIDO Pågina PERSONAL DE LA ENCUESTA . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . i i i CONTENIDO . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . v LISTA DE CUADROS . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . xi LISTA DE GRAFICOS . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . xix PREFACIO . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . xxi MAPA . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . xxii CAPITULO I 1.1 1.2 1.3 1.4 1.5 CARACTERISTICAS GENERALES DEL PAIS . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 1 Introducción . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 1 1.1.1 Geografía . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 1 1.1.2 Idioma y Religión . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 2 1.1.3 Historia . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 2 1.1.4 Economía . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 2 1.1.5 Educaci6n . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 3 Población . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 4 1.2.1 Crecimiento Poblacional . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 4 1.2.2 Urbanización . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 4 1.2.3 Experanza de Vida al Nacer . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 5 Politicas de Poblaci6n y Programas de Planificación de Familiar . . . . . . . . . . . . . . . 6 Programas y Prioridades de Salud . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 6 Objetivos y Organización de la Encuesta . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 6 1.5.1 1.5.2 1.5.3 Diseño de la Muestra . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 7 Cuestionarios . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 7 Recolección de la Informaci6n . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 8 V CAPITULO II 2.1 2.2 CAPITULO III 3.1 3.2 3.3 3.4 3.5 3.6 CAPITULO IV 1.5.4 1.5.5 Pågina Entrada de datos, Edición y Tabulaciones . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 8 Cobertura de la Muestra . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 9 CARACTERISTICAS GENERALES DE LA POBLACION EN LOS CUESTIONARIOS DE HOGAR E INDIVIDUAL . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 11 Cuestionario de Hogar . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 11 2.1.1 Población por Edad y Sexo según el Cuestionario de Hogares . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 11 2.1.2 Composición del Hogar . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 12 2.1.3 Nivel de Instrucción y Asistencia Escolar de los Miembros del Hogar . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 14 2.1.4 Características de la Vivienda . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 14 2.1.5 Disponibilidad de Electrodoméstico y Medios de Transporte . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 15 Cuestionario Individual . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 17 2.2.1 2.2.2 2.2.3 Características Generales de las Mujeres Entrevistadas . . . . . . . . . . . . . 17 Antecedentes de la Entrevistada Según Nivel de Instrucción . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 18 Acceso a los Medios de Comunicación . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 21 FECUNDIDAD . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 23 Niveles y Diferenciales de la Fecundidad . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 23 Tendencias de la Fecundidad . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 25 Fecundidad Acumulada . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 28 Edad al Nacimiento del Primer Nacimiento del Primer Hijo . . . . . . . . . . . . . . . . . . 29 Intervalos entre Nacimientos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 29 Fecundidad de Adolescentes . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 30 NUPCIALIDAD Y EXPOSICION AL RIESGO DE EMBARAZO . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 33 vi 4.1 4.2 4.3 4.4 4.5 Página Estado Conyugal Actual y Edad a la Primera Unión . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 33 Edad a la Primera Unión y Edad a la Primera Relaci6n Sexual . . . . . . . . . . . . . . . . 34 Actividad Sexual Reciente . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 37 Infertilidad Postparto . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 37 Exposición al Riesgo de Embarazo entre las Mujeres de 30+ Aflos . . . . . . . . . . . . 39 CAPITULO V 5.1 5.2 5.3 PLANIFICACION FAMILIAR: CONOCIMIENTO DE METODOS Y DE FUENTES . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 43 Conocimiento de Métodos y de Fuentes de Obtenci6n . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 43 Uso de Métodos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 45 5.2.1 Prevalencia de Métodos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 47 5.2.2 Diferenciales en los Niveles de Uso Actual . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 47 5.2.3 Fuente de Suministro y Tiempo a la Fuente . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 49 5.2.4. Número de Hijos al Iniciar el Uso de Anticonceptivos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 52 5.2.5 Problemas con el Uso de Métodos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 52 5.2.6 Conocimiento del PerIodo Fertil . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 53 5.2.7 Tiempo Transcurrido desde la Esterilización . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 54 Descontinuaci6n de Métodos y Uso Futuro . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 55 5.3.1 5.3.2 5.3.3 Razones de Descontinuaci6n de Métodos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 55 Intenciones de Uso en el Futuro . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 56 Mensajes Radiales Sobre Planificación Familiar . . . . . . . . . . . . . . . . . . 58 CAPITULO VI 6.1 6.2 PREFERENCIAS SOBRE FECUNDIDAD . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 61 El Deseo de más Hijos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 61 La Demanda de Servicios de Planificación Familiar . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 64 6.2.1 La Demanda Insatisfecha de Planificación Familiar . . . . . . . . . . . . . . . . 64 6.2.2 La Demanda Total de Planificación Familiar . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 66 vii 6.3 6.4 6.5 Pågina Tamafio Ideal de la Familia . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 66 Planificación de la Fecundidad . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 68 Tasas de Fecundidad Deseada . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 69 CAPITULO Vil 7.1 7.2 7.3 7.4 MORTALIDAD INFANTIL Y DE LA NIÑEZ . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 71 Introducción . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 71 Niveles y Tendencias de la Mortalidad . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 71 Diferenciales de la Mortalidad . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 73 Grupos de Alta Riesgo . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 74 CAPITULO VIII SALUD MATERNO-INFANTIL . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 79 8.1 Asistencia Prenatal y Asistencia en el Parto . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 79 8.1.1 Atención Prenatal . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 79 8.1.2 Toxóide Antitetánico . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 79 8.1.3 Asistencia en el Parto . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 80 8.2 Vacunación . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 82 8.3 Enfermedades Respiratorias . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 85 8.4 Prevalencia y Tratamiento de Fiebre . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 86 8.5 Prevalencia y Tratamiento de Diarrea . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 87 CAP~ULOIX 9.1 9.2 9.3 9.4 LACTANCIA Y NUTRICION . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 95 Iniciación de la Lactancia . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 95 Lactancia y Alimentación según Edad del Nifio . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 95 Duración de Lactancia según Características de la Entrevistada . . . . . . . . . . . . . . . 95 Nutrición . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 96 BIBLIOGRAFIA . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 105 vii i APENDICE A A.1 A.2 A.3 Págir a DISEÑO Y RENDIMIENTO DE LA MUESTRA . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 109 Disefio de la Muestra . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 109 Rendimiento de la Muestra . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 110 Trabajo de Campo y Análisis de los Datos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 110 APENDICE B ERRORES MUESTRALES . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 115 La Precisión de los Resultados: Los Errores de Muestreo . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 115 APENDICE C CAL IDAD DE LOS DATOS . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 131 APENDICE D LOS CUESTIONARIOS . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 139 ix LISTA DE CUADROS CAPITULO I Página Cuadro 1.1 Indicadores demográficos básicos del Paraguay según estimaciones recientes . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 5 CAPITULO II Cuadro 2.1 Distribución porcentual de la población de facto, por grupos quinquenales de edad, según sexo y área de residencia, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . 11 Cuadro 2.2 Distribución porcentual de hogares por sexo del jefe del hogar, tamaño del hogar, estructura del hogar y presencia de hijos de crianza, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 13 Cuadro 2.3 Distribución porcentual de la poblaci6n en hogares, por nivel de instrucción alcanzado, según sexo, grupos de edad, área y regi6n de residencia, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 15 Cuadro 2.4 Porcentaje de la población 6-24 años con asistencia escolar, por grupos de edad, según sexo y área de residencia, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 16 Cuadro 2.5 Distribución porcentual de hogares con mujeres elegibles por características del bogar, según área de residencia, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . 17 Cuadro 2.6 Proporción de hogares por área de residencia según disponibilidad de bienes de consumo duradero, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 18 Cuadro 2.7 Distribución porcentual de mujeres por edad, área y región de residencia, y nivel de instrucción, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 19 Cuadro 2.8 Distribución porcentual de las mujeres entrevistadas, por nivel de instrucción alcanzado según grupos de edad, área y región de residencia, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 20 Cuadro 2.9 Porcentaje de mujeres que generalmente leen el periódico o miran televisión por lo menos una vez por semana y escuchan la radio todos los días, de acuerdo a características seleccionadas, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . 21 CAPITULO III Cuadro 3.1 Tasas de fecundidad específicas por edad y globales para los tres años que precedieron la encuesta por área de residencia, ENF-79, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 24 Cuadro 3.2 Tasas globales de fecundidad para los tres años que precedieron la encuesta y número promedio de nacidos vivos a mujeres 40-49, según lugar de residencia y nivel de instrucción, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 26 xi Página Cuadro 3.3 Tasas específicas de fecundidad para periodos quinquenales anteriores a la encuesta según edad de la MEF y duraci6n primera unión de las mujeres alguna vez en unión, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 27 Cuadro 3.4 Distribuci6n porcentual de mujeres por el número de hijos y número promedio de hijos tenidos por mujer según edad actual de la mujer. Total mujeres y mujeres actualmente casadas o unidas, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . 28 Cuadro 3.5 Distribución porcentual de las mujeres en edad fértil por edad al primer nacimiento, según edad en el momento de la encuesta, ENDS- 90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 29 Cuadro 3.6 Edad mediana al primer nacimiento entre las mujeres 20-49 años, por grupos de edad actual según lugar de residencia y nivel de instrucción, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 30 Cuadro 3.7 Distribuci6n porcentual de nacimientos en los cinco afios anteriores a la encuesta por intervalo desde el nacimiento anterior según características específicas, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 31 Cuadro 3.8 Porcentaje de adolescentes 15-19 que son madres o que están embarazadas con su primer hijo según características. Total mujeres y mujeres actualmente casadas o unidas, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 32 Cuadro 3.9 Distribución porcentual de adolescentes 15-19 años por número de hijos nacidos vivos según edad, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 32 CAPITULO IV Cuadro 4.1 Distribución porcentual de las mujeres en edad fértil por estado civil según edad al momento de la encuesta, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 33 Cuadro 4.2 Porcentaje de mujeres alguna vez unidas hasta edades exactas espec/ficas y edad mediana a la primera unión por grupos de edad actual, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 35 Cuadro 4.3 Porcentaje acumulado de mujeres que han tenido relaciones sexuales a edades exactas seleccionadas y edad mediana a la primera unión por grupos de edad actual, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 35 Cuadro 4.4 Edad mediana a la primera unión entre las mujeres 20-49 aros por grupos de edad actual según características específicas, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . 36 Cuadro 4.5 Edad mediana a la primera relación entre las mujeres 20-49 años por grupos de edad actual según características específicas, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . 36 Cuadro 4.6 Entre las mujeres que han tenido relaciones sexuales, porcentaje de sexualmente activas y entre las no sexualmente activas, porcentaje en abstinencia de postparto por duración de ella según características socioeconómicas, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 38 xii Cuadro 4.7 Cuadro 4.8 Cuadro 4.9 P~igina Porcentaje de nacimientos cuyas madres están en amenorrea y abstinencia de postparto o no susceptible al embarazo según meses desde el nacimiento, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 39 Mediana de meses en amenorrea, abstinencia y de susceptibilidad de postparto por características específicas, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 41 Indicadores de menopausia, infecundidad terminal y abstinencia prolongada para las mujeres en unión entre 30 y 49 afios de edad, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 41 CAPITULO V Cuadro 5.1 Cuadro 5.2 Cuadro 5.3 Cuadro 5.4 Cuadro 5.5 Cuadro 5.6 Cuadro 5.7 Cuadro 5.8 Cuadro 5.9 Cuadro 5.10 Porcentaje de mujeres entrevistaras que conocen métodos anticonceptivos y fuentes de suministro o información según método especifico, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 44 Porcentaje de mujeres unidas que conocen por lo menos un mútodo moderno y una fuente de información o servicios para un método moderno según características específicas, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 45 Porcentaje de mujeres entrevistaras que han usado métodos anticonceptivos por edad al momento de la encuesta según método especifico, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 46 Porcentaje de mujeres entrevistaras que usan actualmente métodos anticonceptivos por edad al momento de la encuesta según método especifico, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 48 Distribución porcentual de mujeres actualmente unidas por método de uso actual según características especIficas, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 50 Distribución porcentual de usuarias actuales de métodos modernos por fuente más reciente de información o suministro según método, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 51 Distribución porcentual de usuarias de métodos modernos y no usuarias de métodos de planificación familiar, por tiempo para ir a la fuente de anticoncepciún según area de residencia, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . 53 Distribución porcentual de mujeres alguna vez unidas por el número de hijos sobrevivientes la primera vez que usaron anticoncepción según edad actual, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 53 Distribución porcentual de usuarias de mútodos anticonceptivos por problema principal en el uso del método según método, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . 54 Distribución porcentual de todas las mujeres entrevistaras y de aquellas que han usado la abstinencia periúdica por conocimiento del perIodo fértil durante el ciclo anovulatorio, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 54 xiii Cuadro 5.11 Cuadro 5.12 Cuadro 5.13 Cuadro 5.14 Cuadro 5.15 Cuadro 5.16 Cuadro 5.17 Página Distribución porcentual de mujeres usuarias de esterilización según edad por edad en el momento de la esterilización según el número de Nos desde la operación, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 55 Distribuci6n porcentual de descontinuaciones de m6todos anticonceptivos en los cinco afios anteriores a la encuesta por razón de descontinuación según método, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 56 Distribución porcentual de mujeres actualmente en unión que no usan actualmente métodos anticonceptivos por intención de uso en el futuro según el número de hijos sobrevivientes, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 57 Distribución porcentual de mujeres que no usan métodos anticonceptivos y que no intentan usar en el futuro por razón principal por no hacerlo según edad, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 57 Porcentaje de mujeres actualmente unidas que no esta usando m6todos anticonceptivos pero que intentan usar en el futuro por m6todo preferido según tiempo en que empezarán, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . 58 Distribución porcentual de mujeres entrevistadas de acuerdo a si han escuchado mensajes de planificación familiar para la televisión o la radio en el mes anterior a la encuesta según características específicas, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 59 Porcentaje de mujeres entrevistadas que creen que es aceptable tener mensajes de planificaci6n familiar en la televisi6n y en la radio por edad en el momento de la encuesta según características seleccionadas, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 60 CAPITULO VI Cuadro 6.1 Cuadro 6.2 Cuadro 6.3 Cuadro 6.4 Cuadro 6.5 Distribución porcentual de mujeres en uni6n por deseo de mås hijos según el número de hijos sobrevivientes, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 62 Distribuci6n porcentual de mujeres en unión por deseo de más hijos según la edad al momento de la encuesta, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 63 Porcentaje de mujeres en unión que no desean más hijos de acuerdo con el número de hijos sobrevivientes según lugar de residencia y nivel de instrucción, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 64 Porcentaje de mujeres en unión con demanda insatisfecha, demanda satisfecha y total por servicios de planificación familiar según características seleccionadas, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 65 Distribución porcentual de todas las mujeres entrevistadas de acuerdo al número ideal de hijos según número de hijos sobrevivientes, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 67 xiv Cuadro 6.6 Cuadro 6.7 Página Promedio del número ideal de hijos para todas las mujeres entrevistadas según edad en el momento de la encuesta y de acuerdo a características seleccionadas, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 68 Distribución de los nacimientos en los cinco años anteriores a la encuesta por intención reproductiva según orden de nacimiento y edad de la madre al nacer el hijo, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 69 CAPITULO VII Cuadro 7.1 Cuadro 7.2 Cuadro 7.3 Cuadro 7.4 Mortalidad neonatal, postneonatal, infantil y de la niflez para varios quinquenios anteriores a la encuesta, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 71 Mortalidad neonatal, posmeonatal, infantil y de la niñez para los diez lirios anteriores a la encuesta según residencia, nivel de instrucciún y atención prenatal, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 73 Mortalidad neonatal, posmeonatal, infantil y de la niflez para los diez años anteriores a la encuesta según características demográficas seleccionadas, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 75 Porcentaje de niños nacidos en los últimos cinco años en grupos de edad de alto riesgo de mortalidad y porcentaje de mujeres en unión en riesgo de concebir un nifio con alto riesgo de mortalidad, según tipo de categoría de riesgo, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 77 CAPITULO VIII Cuadro 8.1 Cuadro 8.2 Cuadro 8.3 Cuadro 8.4 Cuadro 8.5 Distribución porcentual de nacidos vivos en los últimos cinco aflos per fuente de cuidado prenatal según características de la entrevistada, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 80 Distribución porcentual de nacidos vivos en los últimos cinco años por el número de inyecciones antitetánicas recibidas por la madre durante el embarazo según características específicas, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . 81 Distribución porcentual de nacidos vivos en los últimos cinco anos, por lugar del parto según características espectficas, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . 82 Distribución porcentual de nacidos vivos en los últimos cinco anos, según tipo de asistencia durante el parto de acuerdo a características espec•ficas, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 84 Entre los nifios de 12 a 23 meses, porcentaje que ha recibido vacunas específicas en total y durante los primeros doce meses de vida, de acuerdo a la fuente de información (carnet de salud o informaciún de la madre), ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 85 XV Cuadro 8.6 Cuadro 8.7 Cuadro 8.8 Cuadro 8.9 Cuadro 8.10 Cuadro 8.11 Pågina Entre los nitlos 1-4 atlos, porcentaje que tienen carnet de vacunación y porcentaje que recibieron cada una de las vacunas antes de cumplir un afio, según edad del nitio al momento de la encuesta, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . 86 Entre los niños 12-23 meses, porcentaje que recibió cada una de las vacunas específicas antes del momento de la encuesta de acuerdo al carnet y a la información de la madre, según características espocfficas, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 87 Entre los menores de cinco años, porcentaje que estuvo enfermo con tos acompañada de respiración agitada, durante las dos semanas antes de la encuesta; y para quienes estuvieron enfermos, tipo de tratamiento de acuerdo a características espec•ficas, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . 89 Entre los menores de cinco años porcentaje que estuvo enfermo con fiebre durante las dos semanas anteriores a la encuesta; y para quienes estuvieron enfermos, tipo de tratamiento, de acuerdo a características especIficas, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 90 Porcentaje de niños menores de 5 años que tuvieron diarrea durante las últimas dos semanas y en las últimas 24 horas, por por características especfficas, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 91 Entre los menores de 5 años que tuvieron diarrea en las dos semanas anteriores a la encuesta, porcentaje que fue llevado a consulta y entre estos, proporción que recibió cada tipo específico de tratamiento, de acuerdo a características seleccionadas, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 93 CAPITULO IX Cuadro 9.1 Cuadro 9.2 Cuadro 9.3 Cuadro 9.4 Entre los nacidos vivos en los cinco años anteriores a la encuesta, porcentaje que fueron amamantados y porcentaje que empezaron durante el primer día de nacidos, por caracterfsacas específicas, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 96 Distribución porcentual de los nitlos sobrevivientes por situación con relación a la lactancia y la suplementación alimenticia según la edad de los nitios, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 97 Entre los niños menores de 36 meses, duraci6n mediana de la lactancia por tipo de lactancia y porcentaje de niños menores de 6 meses que recibieron pecho 6 o más veces en las 24 horas anteriores a la encuesta de acuerdo a características específicas, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . 98 Entre los ni~os menores de cinco años, porcentaje clasificado como desnutridos de acuerdo a tres índices antropométricos por características demogråficas, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 99 xvi Cuadro 9.5 APÉNDICE A Cuadro A.1 APÉNDICE B Cuadro B. 1 Cuadro B.2 Cuadro B.3 Cuadro B.4 Cuadro B.5 Cuadro B.6 Cuadro B.7 Cuadro B.8 Cuadro B.9 Cuadro BAO APÉNDICE C Cuadro C. 1 Cuadro C.2 Cuadro C.3 Cuadro C.4 Página Entre los niños menores de cinco años, porcentaje clasificado como desnutridos de acuerdo a tres índices antropomdtricos por caracteffsticas específicas, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 100 Distribuci6n porcentual de hogares y de mujeres elegibles en la muestra de la ENDS-90 por resultado de la encuesta según dominio de estudio, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 111 Errores de muestreo para la población total, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 118 Errores de muestreo para la poblaci6n urbana, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 119 Errores de muestreo para la población rural, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 120 Errores de muestreo para el Gran Asunción, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 121 Errores de muestreo para la Región Norte, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 122 Errores de muestreo para la Región Centro-Sur, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 123 Errores de muestreo para la Región Es[e, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 124 Errores de muestreo para las mujeres de 15 a 24 años, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . 125 Errores de muestreo para las mujeres de 25 a 34 años, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . 126 Errores de muestreo para las mujeres de 35 a 49 años, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . 127 Distribución de la población (ponderada) de facto por sexo según edades simples, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 131 Distribución de la poblaci6n de hogares (de facto), de mujeres 15-49 afios de edad elegibles y entrevistadas según grupos quinquenales de edad ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 132 Porcentaje de casos sin información según preguntas demográficas y de salud, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 132 Distribución de nacimientos por afios desde el nacimiento según sobrevivencia, calidad de la declaración de la edad, razón de masculinidad al nacer y raz6n de edades, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 133 xvii Página Cuadro C.5 Distribuci6n de las muertes de menores de un mes de edad por edad al morir en días; porcentaje de muertes neonatales ocurridas en los primeros 6 días de vida de acuerdo a período quinquenal de ocurrencia, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 134 Cuadro C.6 Distribución de las muertes de menores de dos años de edad por edad al morir en meses; porcentaje de muertes neonatales ocurridas en el primer año de vida de acuerdo al período quinquenal de ocurrencia, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 135 Cuadro C.7 Características de la informaci6n antropométrica por características específicas, ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 136 xviii CAPITULO H Gráfica 2.1 Gráfica 2.2 Gráfica 2.3 CAPITULO HI Gráfica 3.1 Gráfica 3.2 Gráfica 3.3 CAPITULO IV Gráfica 4.1 Gráfica 4.2 CAPITULO V Gráfica 5.1 Gráfica 5.2 Gráfica 5.3 CAPITULO VI Gráfica 6.1 Gráfica 6.2 Gráfica 6.3 Gráfica 6.4 LISTA DE GRÁFICAS Estructura poblacional del Paraguay. Censos de 1972, 1982 y ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 12 Asistencia escolar por grupos de edad y área de residencia . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 16 Características generales de las entrevistadas en la ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . 20 Tasas especIficas de fecundidad en 1979 y 1990 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 25 Tasas globales de fecundidad según características de la mujer, 1987-1990 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 26 Tasas espectficas de fecundidad según años antes a la encuesta . . . . . . . . . . . . . . . . 27 Estado civil por edad de la mujer . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 34 Porcentaje de mujeres en amenorrea, abstinencia y no susceptibles . . . . . . . . . . . . 40 Conocimiento y uso de planificación familiar, mujeres en unión 15-49 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 44 Uso actual de métodos anticonceptivos entre las mujeres en unión, ENF-79, EPF-87, y ENDS-90 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 49 Uso actual de planificación familiar según residencia e instrucción . . . . . . . . . . . . 51 Intenciones reproductivas por número de hijos sobrevivientes . . . . . . . . . . . . . . . . 62 Intenciones reproductivas según grupos de edad . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 63 Demanda de planificaci6n familiar según características seleccionadas . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 65 Fecundidad total y fecundidad deseada por residencia y nivel de instrucción . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 70 xix CAPITULO Vil Gråfica 7.1 Gráfica 7.2 Gráfica 7.3 Gråfica 7.4 CAPITULO VIl I Gráfica 8.1 Gråfica 8.2 Gráfica 8.3 Gráfica 8.4 Gråfica 8.5 CAPITULO IX Gráfica 9.1 Gráfica 9.2 Gråfica 9.3 P~~m Mortalidad infantil en varios países de Am6rica Latina . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 72 Cambios en la mortalidad infantil y en la niflez . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 73 Mortalidad infantil según características de la madre, 1980-1990 . . . . . . . . . . . . . . 76 Mortalidad infantil según características, 1980-1990 . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 76 Número de visitas prenatales y meses de embarazo a la primera visita de control . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 81 Nacimientos en los últimos 5 anos, según tipo de nacimiento, peso y tamano al nacer . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 83 Porcentaje de ninos 12-23 meses con carnet según características . . . . . . . . . . . . . 88 Conocimiento y uso de las sales de rehidratación oral según características . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 92 Prácticas alimenticias a ni/los < 5 anos con diarrea en las 2 últimas semanas . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 94 Porcentaje de niños menores de 5 anos con desnutrición cr6nica . . . . . . . . . . . . . 100 Estado nutricional de los nifios entre 3 y 36 meses . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 101 Porcentaje de nifios de 3 a 36 meses de edad con desnutrición crónica en países de America Latina . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 101 XX PREFACIO En esta oportunidad, el Centro Paraguayo de Estudios de Poblaci6n (CEPEP) pone a consideración del público usuario los resultados de la Encuesta Nacional de Demograffa y Salud (ENDS- 90). Esta publicación corona con éxito el trabajo de un equipo de técnicos y encuestadoras que hicieron posible disponer de los datos estadfsticos sobre tópicos tan importantes como la salud materno infantil, la fecundidad y la planificación familiar. El Centro Paraguayo de Estudios de Población (CEPEP), llevó a cabo a través del Departamento de Investigaci6n y Evaluaci6n, la Encuesta Nacional de Demograffa y Salud, ENDS-90. Esta Encuesta cont6 con el apoyo técnico y financiero del Institute for Resource Development (IRD) dentro del programa de Encuestas de DemogralIa y Salud (DHS). Fue finaneiada por la Agencia para el Desarrollo Internacional de los Estados Unidos (USAID) y contó además con el apoyo financiero de la Oficina Panamericana de la Salud (OPS/OMS), la Intemational Planned Parenthood Federation (IPPF), la Misi6n Alemana de Cooperación Técnica en el Paraguay (GTZ). El Ministerio de Salud Pública brindó apoyo institucional y particip6 en la preparaci6n de las preguntas relacionadas con salud materno-infantil. Este estudio proporciona informaci6n actualizada sobre temas como fecundidad, mortalidad, preferencias reproductivas, conocimiento y uso de planificación familiar e indicadores de salud materno- infantil en el Paraguay. Como resultado, se espera proporcionar información de vital importancia para los planificadores y personas encargadas de políticas de poblaci6n y de salud materno-infantil. En este informe se incluyen nueve capítulos y cuatro apéndices. Las caracteffsticas de la ENDS- 90; la dinámica demográfica y las políticas de poblaci6n; las características generales de la población bajo estudio; los niveles y la estructura de la fecundidad; el conocimiento y uso de planificación familiar;, la nupcialidad y exposición al riesgo de concebir, las preferencias sobre fecundidad; la mortalidad infantil y de la nifiez; la salud materno-infantil; la lactancia y nutrición; y cuatro apéndices, son los temas de los capítulos que constituyen este documento. xxi PARAGUAY BOL.WT~ Regiones I Gran AsuncJ6n l i Norte l i I Cent ro -Sur gafe Choco - No En¢ue=tmdo BRASIL II CON~ON AEGENTINA MISIONES C, JU~.APA / IT/~UA CAPITULO I CARACTERISTICAS GENERALES DEL PAIS 1.1 INTRODUCCION 1.1.1 Geografla Paraguay se halla ubicado entre los meridianos 54 ~ 19' y 63 Q 38' longitud Oeste y entre los paralelos 19 Q 18' y 27 g 30' de latitud Sur, teniendo como países limitrofes al Brasil, al norte y al este; Argentina, al sur; y a Bolivia, al norte y al oeste. En su territorio de 406.752 km 2, se distinguen las siguientes características naturales: país mediterráneo con salida al mar a través de los rios Paraguay, Paraná y de la Plata, 1600 km; y por tierra, a través del Brasil (Pto. Paranaguá) 1.200 kra. No posee montañas; los picos más elevados no sobrepasan los 800 metros sobre el nivel del mar. Dos regiones naturales bien diferenciadas ambientalmente y divididas por el rio Paraguay" Occidental y Oriental. La Región Occidental, con 246.925 km 2, también conocida como Chaco, constituye una planicie aluvional con topografla plana casi en toda su extensión. Esta región presenta condiciones extremas de humedad y sequedad y su subsuelo impermeable hace que sea inundable gran parte de la ribera del Paraguay y del rio Pilcomayo. El Chaco tiene una poblaci6n que representa el 1,7 por ciento del total, resultando una densidad demográfica de 0,2 habitantes por km 2. Su principal actividad económica es la ganaderia extensiva, aunque también se han desarrollado explotaciones mixtas, agropecuarias, en las Colonias Mennonitas, en la parte central de la región. La Región Oriental, comprendiendo parte de las cuencas de los ríos Paraguay y Paranå, tiene una superficie de 159.827 km 2, y representa el 39 por ciento del total del país. Con una topografía ondulada, esta región es habitada por el 98 por ciento de la población, lo que le dá una densidad demográfica de 18,6 habitantes por km 2. La mayor parte de las acitividades econ6micas del país se desarrollan en esta región, siendo la principal la agropecuaria y la explotación forestal. El Paraguay cuenta con recursos de buena calidad en cuanto a suelos, vegetación, Pos y fauna. Tanto la profusión de recursos naturales como la baja intensidad de su uso durante la mayor parte de la historia del país proyectaban hasta hace pocos años una imagen de abundancia de recursos naturales y escasez de poblaci6n. Sin embargo, la explotación mås reciente está modificando rápidamente el medio ambiente, creando distintas condiciones: la zona central de la región oriental relativamente super poblada, donde la fertilidad de los suelos ha disminuido notablemente; la zona este y sur este de la regi6n oriental de gran potencialidad agrícola, donde sin embargo la deforestación está alcanzando niveles alarmantes; el conjunto de la región occidental aún muy poco poblada que se dedica fundamentalmente a la explotación ganadera y donde los recursos forestales tambi6n están en franco proceso de degradación. Para los fines de la Encuesta Nacional de Demograffa y Salud (ENDS-90) se ha excluido la región occidental (mejor conocida como el Chaco) y se ha dividido la regi6n oriental en las siguientes zonas o regiones: Región 1: Asunción y Area metropolitana, que comprende Asunci6n y los distritos de Fernando de la Mora, Lambar6, San Lorenzo, Nemby, Luque, Mariano Roque Alonso, Limpio, San Antonio, Villa Elisa y Villa Hayes. Esta región constituye la conurbación del gran Asunción. Tiene caracteristicas estrictamente urbanas, con solo pequeños bolsones de población semi-urbana en los distritos periféricos. Región 2: Norte, que comprende los departamentos de Concepción, San Pedro y Amambay. En ellos predomina la población rural y las explotaciones agrícolas y forestales. Región 3: Centro Sur, que comprende los departamentos de Cordillera, Gualrá, Caazapá, Misiones, Paraguarf, Central y lqeembucú. Constituye un área de antiguo poblamiento, con tendencia a la expulsión de migrantes hacia el exterior del país y hacia otras regiones del Paraguay donde existen programas de colonización y de expansión de la frontera agrícola. Región 4: Este, que comprende los departamentos de Caaguazú, Itapúa, Alto Paraná y Canindeyú. Constituye un área de alta potencialidad para la explotación agrícola, donde se han implementado en las últimas dos décadas programas de colonización y de construcción de grandes represas hidroeléctricas. Es un polo de atracción de migrantes provenientes de otras regiones del pals. 1.1.2 Idioma y Religión El idioma del Paraguay es el Español, pero coexiste como idioma oficial hablado por la mayoría de la poblaci6n el idioma Guaranf. El país puede ser considerado como bilingue debido al alto porcentaje de su población que habla indistintamente en uno u otro de estos dos idiomas. Según el censo de 1982, entre las personas de 5 años y más, 40,1 por ciento declararon hablar solo Guaranf, el 48,6 por ciento habla simultaneamente Español y Guaranf, y solo 6,5 por ciento habla exclusivamente Español; quedando un pequeño residual de personas que hablan otros idiomas habitualmente en el hogar, en especial Portugués y Alemån. La religi6n predominante en el Paraguay es la católica. Según la Encuesta Nacional de Demograffa y Salud el 95 por ciento de las mujeres entrevistadas declar6 ser de religión católica; otro 3 por ciento declar6 su pertenencia a diversas iglesias o sectas evangélicas. Uno por ciento está registrado bajo la nominación "otras religiones", mientras que solo uno por ciento declar6 ser no creyente. 1.1.3 Historia Al iniciarse la conquista española, tribus principalmente guaranfticas dedicadas a rudimentarias labores agrícolas ocupaban la región oriental. En el Chaco, por el contrario, se asentaban tribus nómadas dedicadas a la caza y a la pesca. La conquista propiamente dicha comienza con la fundación de Asunción en el año 1537 donde se estableci6 el núcleo de la población del Paraguay conformado por espatloles e indios guaranfes. Un intenso proceso de mestizaje conformó muy prematuramente los rudimentos de una nueva nacionalidad caracterizada por el bilingüismo y la mezcla de ambas culturas. La comarca asuncena y la región central del pals constituyeron hasta 1950 el área de residencia de más del 60 por ciento de la población total del país. Las primeras décadas de la época independiente se caracterizaron por el aislamiento del país durante la dictadura del Dr. Francia (1814-1840). Posteriormente, durante los gobiernos de Carlos Antonio L6pez y de su hijo Francisco Solano L6pez se reabrieron las puertas del pals y se inició un proceso de desarrollo autosustentado. La guerra de la triple alianza (1864-1870) en la que el Paraguay enfrentó a Brasil, Argentina y Uruguay truncó este proceso de desarrollo. Luego de esa guerra el país quedó totalmente arruinado y despoblado. Cálculos aceptables estiman el número de habitantes en un poco mas de 800.000 cuando comenz6 la guerra. A su t6rmino, la población estimada era de aproximadamente 240,000 habitantes, en su mayoría mutilados, mujeres y niños. La guerra con Bolivia (1932-1935) y las convulsiones políticas, en especial la guerra civil de 1947, aportaron su cuota de pdrdida de vidas y daños económicos. Los factores adversos ya mencionados y la existencia de grandes latifundios en el pals originaron intensos flujos de migración de la población paraguaya hacia la Argentina. Durante la primera mitad del siglo veinte la emigración rural-urbana y la rural-rural transpusierun las fronteras paraguayas para ir a establecerse en el gran Buenos Aires o en las provincias argentinas limltrofes con el Paraguay. Estas tendencias comienzan a revertirse hacia los afios 60. Primero, gracias a los programas de colonizaci6n que se implementamn en la zona este de la región oriental que absorvieron a una buena proporción de los campesinos minifundistas anteriormente radicados en las cercanías de Asunción. Posteriormente, a partir de los años 70, la construcción de la gran represa hidroeléctrica de Itaipú y la expansión de la frontera agrícola hacen que proporciones cada vez más importantes del crecimiento vegetativo peblacional se radiquen en los nuevos asentamientos de la región oriental. Simultaneamente flujos de inmigrantes de origen brasileflo se radican en las tierras agrícolas paraguayas fronterizas con el Brasil. Actualmente el Paraguay ha dejado de tener saldos negativos migratorios y ha iniciado un proceso de moderado desarrollo, basado fundamentalmente en las explotaciones agrtcolas. Desde febrero del alio 1989 se inicia un proceso de apertura democrática, con la instauración, de un nuevo gobierno que reemplaza al régimen autoritario del General Stroessner; r6gimen que tuvo vigencia desde 1954 hasta 1989. 1.1.4 Economía La economía paraguaya es esencialmente agraria, sector que ocupa a más de la mitad de la población y contribuye con el 29 por ciento del producto intemo bruto (PIB). El crecimiento económico observado en la última década se ha producido gracias a la expansión de la frontera agrícola y a la formación de medianas empresas agroexportadoras. La producción agrícola se basa en 2 rubros principales, la soja y el algodón, los cuales representan alrededor del 80 per ciento de la exportacion total. La soja es objetivo de la producción empresarial en tanto que el algodón se produce en general en fincas familiares. El sector industrial, incluyendo el rubro de construcción, tiene un ritmo de crecimiento muy lento, representando el 22 por ciento del PIB total. El rubro principal de este sector es la trasformación de la producción primaria agraria. El sector servicios, incluyendo los servicios básicos, comercio y finanzas, etc., tiene la mayor participación en el producto interno con el 49 por ciento. El PIB del año 1989 fu~ de 3.840.330 millones de guaranfes, cifra que dá un promedio de 924 dólares por habitante. El producto per habitante, en los últimos años, ha estado creciendo a una tasa inferior al 3 por ciento anual acumulativo, ritmo que para el futuro inmediato es dfficil de superar. 1.1.5 Educación En materia educativa debe considerarse la evolución de la peblaci6n del país en los tres periodos intercensales desde el año 1950 hasta el último censo de 1982, ya que durante este período la peblaci6n mantuvo un nivel modera(lamente alto de crecimiento. La peblaci6n en edad escolar, es decir la de 7 a 14 aflos, en los dos primeros periodos intercensales de 1950-1962 y 1962-1972 ha mantenido un crecimiento alto con una tasa de 3.1 por ciento anual, mientras que para el período siguiente 1972-1982 ese ritmo desciende a 1.2 por ciento. La población estudiantil, de 13 a 18 afios, sin embargo mantiene un nivel de crecimiento promedio constante de 2.8 per ciento en las tres decadas analizadas. El porcentaje de analfabetismo se redujo de 34 por ciento en 1950 a 23 por ciento en 1982. Como podrá verse a continuación los cambios más importantes se han observado en los niveles de analfabetismo de las mujeres. Así, en 1950 el porcentaje de analfabetismo era de 25 por ciento para hombres y de 42.8 por ciento para mujeres pasando a 20 por ciento para hombres y 26 por ciento para mujeres en 1982. El nivel de instrucción de la peblaci6n, medido a través del número de afios de educación formal logrado por la población de 7 o más afios de edad, constituye un buen indicador para analizar el grado de educación de un pals. El porcentaje de población sin instrucción, que en 1972 era de 15 per ciento se redujo a 11 por ciento en 1982. La poblaci6n con nivel primario (completo o incompleto) representa un 73 por ciento en 1972 y 70 por ciento en 1982. Por otro lado la proporción con nivel medio, aunque fue en aumento, tan solo representa un 6 por ciento en 1972 y 10 por ciento en 1982, mientras que la población con bachillerato humanfstico constituye un pequeflo porcentaje, 2 por ciento en 1972 y 6 por ciento en 1982. Es digno de resaltar la diferencia que existe entre el porcentaje de población con nivel primario frente a la que tiene nivel medio o mås, lo que estaría indicando un déficit del sistema educativo secundado. 1.2 POBLACION 1.2.1 Crecimiento Poblacional En el Paraguay se han levantado y publicado seis censos de población, en 1886, 1899, 1950, 1962, 1972 y 1982. Los dos primeros no son acreedores de completo crédito debido a las circunstancias que prevalecfan en la época de su realización. Sin embargo, queda suficiente evidencia hist6rica y existen datos confiables acerca de la hecatombe demográfica que significó para el Paraguay la guerra de la Triple Alianza (1864-1870), ya que la población del país quedó reducida a menos de un tercio de la magnitud que tenía antes de iniciada la misma. Esta circunstancia ha tenido una gran incidencia en las concepciones demográficas de políticos y técnicos, así como en la mentalidad popular. Durante mucho tiempo se consideró que el país debía subsanar ese déficit poblacional fomentando actitudes pro- natalistas. El censo de 1950 culmin6 un largo período de inseguridad en las informaciones referentes a la población. En el año 1950 se registraron 1.328.452 habitantes del país; en el aro 1962 se alcanzó la cifra de 1.819.103 y en el año 1972 la cifra de 2.357.955 habitantes. La tasa anual de crecimiento intercensal fue de 2,7 por ciento entre 1950 y 1972. Durante el transcurso de los afios 70 la poblaci6n del Paraguay crece a un filmo más acelerado. El censo de 1982, una vez corregida la omisión censal, que fue relativamente importante, arrojó la cifra de 3.357.717 habitantes (ver cuadro 1.1), indicando en esta forma una tasa de crecimiento anual del orden de 2,9 por ciento durante el peffodo 1972-1982. Las proyecciones elaboradas por la Secretaría Técnica de Planificación de la Presidencia de la República estiman una población total de 4.276.649 habitantes para el ado 1990 y una tasa de crecimiento anual del orden de 2,9 por ciento para el quinquenio 1985-1990. Si subsiste esta tasa de crecimiento la población del Paraguay se duplicará en los prdximos 24 aros. Este rápido ritmo de crecimiento es imputable a varios factores. En primer lugar la tasa bruta de natalidad descendió entre 1950 y 1970 de un 47 por mil a 37 por mil, pero no con la misma intensidad entre 1970 y 1990. En cambio la tasa bruta de mortalidad continuó descendiendo significativamente desde 1950 hasta 1980, desde 9,3 por mil en 1950 a 6,9 por mil en 1980. En segundo lugar, desde 1950 hasta 1975 el Paraguay perdió importantes contingentes de población, debido a la emigración paraguaya hacia los países vecinos, especialmente hacia la Argentina. Se registraron tasas de emigraci6n sumamente altas, por ejemplo: de -10,20 por mil en el quinquenio 1950-1955. En el quinquenio 1970-1975 el saldo migratorio aún era negativo y alcanzaba a la tasa de -3,18 por mil. Recién en los últimos años de la década de los 80 esta tendencia se revierte y el Paraguay comienza a tener saldos positivos. La inmigraci6n más importante provino del Brasil alcanzando cifras relevantes desde 1975 hasta 1985. 1.2.2 Urbanización En el Paraguay no existió hasta 1982 un acelerado proceso de urbanización. Al analizar los datos censales al respecto es oportuno recordar que en los censos del Paraguay se define como urbana a la población de las capitales departamentales y distritales; en muchos casos estos son asentamientos de muy reducida población que, estrictamente, debieran ser considerados como rurales. Administrativamente, la población urbana constitufa el 35 por ciento de la población total en 1950, el 36 por ciento en 1962, el 37 CUADRO i.i INDICADORES DEMOGRAFICOS BASICOS DEL PARAGUAY SEGUN ESTIMACIONES RECIENTES Indicadores Censo de 1982 a Est imaciÓn 1990 b Poblaciôn Total Densidad (Poblaciôn por km 2) Porcentaje Poblaci6n Urbana 3.357.717 4.276.649 8,3 10,5 42,8 50,0 c Tasa Bruta de Natal idad (por mil) 35,8 Tasa Bruta de mortal idad (por mil) 6,8 Tasa de Crecimiento Natural (por mil) 29,0 Tasa de MigraciÓn (por mil) 2,9 Tasa de Crecimiento Total (por mil) 31,9 Tasa Global de Fecundidad (TGF) 4,8 Tasa de Morta l idad Infantil (por mil) 53,0 Esperanza de Vida al Nacer Hombres 64,4 Mujeres 68,6 Ambos Sexos 66,4 34, 6 6,6 28,3 1,0 29,3 4,6 48,9 64,8 69, 1 66, 9 Fuente: DirecciÓn General de Estadist ica y Censos de resultados de anál is is del Censo de 1982. Divulgación 1988. aDatos del Censo de PoblaciÓn de 1982, corregida la omisión censal, anal izados por la Dirección General de Estadist ica y Censos del Paraguay. bEst imaciones y proyecciones de la Secretar ía T~cnica de Planif icaciÓn, basados en los datos del Censo 1982. CDatos de la encuesta que se presenta en este documento. Existe probablemente una sobre-est imaciÓn de la población urbana. por ciento en 1972 y el 43 por ciento en 1982. Existen indicios de que desde 1982 en adelante la población urbana ha crecido más rápidamente con los flujos de migración rural-urbana y con migración de retomo de paraguayos que residían en el exterior del país. Los datos del cuestionario de hogar de la ENDS-90, consignan una población urbana del orden del 50 por ciento de la población total. Estimaciones basadas en las tendencias migratorias más recientes indicarfan que actualmente la población urbana constituye aproximadamente el 48 por ciento de la poblaci6n total. Pero, si se considera como población urbana solo a aquella que reside en localidades de 5 mil habitantes o más, la proporción sería de aproximadamente el 42 por ciento. 1.2.3 Esperanza de Vida al Nacer La esperanza de vida al nacer ha evolucionado positivamente durante los últimos cuarenta afios, pasando de un promedio de vida de 63 a 66 años, para ambos sexos, entre 1950 y 1980. Estos cambios son fundamentalmente debidos al descenso observado en la tasa de mortalidad infantil, la cual pas6 de 73 por mil en 1950 a 53 por mil a comienzos de los años 80. Para el quinquenio 1985-90 la Secretaría Técnica de Planificación estima que la esperanza de vida al nacer para ambos sexos fue de 67 años y que la tasa de mortalidad infantil será de 49 por mil nacidos vivos. La evolución demográfica en el Paraguay durante estos últimos 40 años presenta dos etapas bien diferenciadas. En la primera, que va desde 1950 a 1975, se observa alta natalidad, moderado descenso de la mortalidad y alta tasa de emigración hacia el exterior del país. En la segunda, desde 1975 hasta nuestros dlas, el crecimiento vegetativo sigue siendo alto y las condiciones ya no estån dadas para que la emigraci6n alivie la presión demográfica existente en varias zonas del Paraguay. En consecuencia el crecimiento demográfica generará demandas más fuertes sobre la provisi6n de servicios básicos y sobre el mercado de trabajo que en la etapa anterior. 1.3 POL IT ICAS DE POBLACION Y PROGRAMAS DE PLANIF ICACION FAMIL IAR No existe en el Paraguay una polltica de población explícita, pero si una serie de políticas implfcitas relacionadas con la salud, la creación de empleos, la educaci6n sexual, la incorporación de las mujeres a la fuerza de trabajo, etc. El componente población está integrado en los planes de desarrollo y los factores demográficas se tienen en cuenta para la formulación de principios, planes y objetivos. A nivel técnico oficial se considera que el nivel de fecundidad alto actualmente existente alcanzará niveles aceptables como resultado de las determinaciones gubemativas y la comprensión de los habitantes. Los servicios educativos y los medios anticonceptivos necesarios, así como el estimulo de la patemidad responsable tenderán a la reducci6n de los niveles de fecundidad, individuales o generales, sin el uso de medios compulsivos de ninguna clase. La planificación familiar, que es uno de estos medios voluntarios, se practicó oficialmente en un principio (1975-1979), pero fue revocada la decisi6n de mantenerla posteriormente. Desde hace unos afios se reinició un programa de planificación familiar en los centros y puestos del Ministerio de Salud siendo un programa anexo a los servicios de atención matemo-infantil. La única organización privada que propicia la planificaci6n familiar en forma integral es el CEPEP, filial de la IPPF que cuenta con clínicas particulares en las que se presta asistencia médica y asesoramiento a parejas que desean obtener anticonceptivos como medio de regular su fecundidad. Tanto el programa público como el privado implementan el enfoque de prevención del riesgo reproductivo. 1.4 PROGRAMAS Y PR IORIDADES DE SALUD Las políticas del Ministerio de Salud Pública asignan primordial importancia a los programas de atención primada en salud y a los programas de atención materno-infantil. Las principales causas de mortalidad matema son infecciones, hemorragias y toxemias, mientras que en la población infantil las causas más importantes de morbilidad son las enfermedades bronco-pulmonares y la diarrea. Las causas de las enfermedades end¿micas se agravan con la insuficiencia de agua potable y de servicios de eliminaci6n de heces. Solamente la ciudad capital dispone de servicios cloacales mientras la disponibilidad de agua potable en las poblaciones del interior del país es insuficiente. En general se considera excesivamente alta la tasa de mortalidad materna y se desea reducir la tasa de mortalidad infantil. El desarrollo de los servicios de sanidad, el saneamiento ambiental, el control de las enfermedades end6micas, tales como la malaria y la tuberculosis, son atendidas por el Ministerio de Salud Pública y Bienestar Social. Lamentablemente la mayor parte de los servicios se concentran en la capital y ciudades principales, no habiendo sido posible mejorar apreciablemente hasta ahora la cobertura del ámbito rural. Se observan diferencias significativas en la cobertura de servicios materno-infantiles entre el Arca Metropolitana y el resto del país. El sector público tiene como metas estratégicas eliminar estas diferencias y mejorar la calidad de los servicios, especialmente aquellos para la población materno- infantil. 1.5 OBJET IVOS Y ORGANIZACION DE LA ENCUESTA La ENDS-90 tiene como primer objetivo proveer información sobre los niveles actuales de fecundidad y mortalidad; el conocimiento y uso de planificación familiar, y los indicadores de salud materno-infantil en Paraguay. Se pretende igualmente, con esta informaci6n, apoyar a los encargados de 6 los programas de salud y planificación familiar en sus actividades de evaluación y de formulación efectiva de nuevos programas. La información obtenida en la ENDS-90 puede compararse con la información de otras encuestas (Encuesta Nacional de Fecundidad, 1979; Encuesta de Prevalencia de Uso de M6todos Anticonceptivos, 1987, etc.) para examinar tendencias en fecundidad, mortalidad y uso de anticoncepci6n. Otro objetivo de las Encuestas de Demograffa y Salud es el de proporcionar información comparable a nivel internacional en los t6picos de fecundidad, mortalidad, regulación de la fecundidad, y salud. Esta encuesta fue realizada por el Centro Paraguayo de Estudios de Poblaci6n (CEPEP), con la asesoría técnica y el apoyo financiero del Institute for Resource Development (IRD) a través del programa de Encuestas en DemogralIa y Salud (DHS) que el IRD realiza bajo contrato con la Agencia de los Estados Unidos de America para el Desarrollo Internacional (USAID). Se cont6 adem¿s con el apoyo financiero de la Organización Panamericana de la Salud (OPS); la lnternational Planned Parenthood Federation (IPPF), de la cual CEPEP es uno de sus afiliados;, y la Misi6n Alemana de Cooperación Técnica en el Paraguay (GTZ). El Ministerio de Salud Pública brindó apoyo institucional y particip6 en la preparación de las preguntas relacionadas con salud materno-infantil. 1.5.1 Diseño de la Muestra La Encuesta Nacional de Demograffa y Salud del Paraguay, ENDS-90, fue implementada en la parte Oriental del país, excluyendo la región Occidental (mejor conocida como el Chaco), debido a la baja densidad poblacional y su alto grado de dispersión. El 98 por ciento de la población está concentrado en la parte Oriental del país. La muestra fue disel~ada para producir aproximadamente 5,000 entrevistas completas de mujeres en edad fértil (15 a 49 afios de edad). Esta es de tipo probabilístico, autorepresentada a nivel de cuatro dominios: Area Metropolitana y Asunción, Región Norte, Regi6n Centro-Sur, y la Región Este; estratificada dentro de cada dominio: urbano/rural; y bietápica: primero áreas de enumeraci6n y luego hogares. Este disefio permite obtener estimaciones representativas urbano/mral a nivel de las cuatro regiones. A pesar de que la muestra es autoponderada dentro de cada dominio, se han obtenido factores de ponderaci6n los cuales restituyen la participaci6n real de cada dominio dentro del total muestral. AsI por ejemplo, mientras que las mujeres entrevistadas en la Región Norte constituyen el 22.8 por ciento, el peso de estas mujeres en el total es del 10.8 por ciento, similar al peso de la región en el total nacional (ver secci6n sobre cobertura mås adelante). Como marco de unidades primarias de muestreo (UPM) se us~ el listado censal (1982) de áreas de enumeración (AE). Para el dominio de Asunci6n y el Area Metropolitana se utilizó la muestra generada para la Encuesta de Mano de Obra, la cual por ser una muestra grande,se consider6 como una muestra maestra para la selecci6n de la muestra de AEs para la ENDS-90. Para los dominios restantes se determinó un total de 58 UPMs dentro de cada dominio, con un promedio de 25 viviendas por UPM. La selecci6n de UPMs fue hecha en forma sistematica y proporcional al número de viviendas censadas en 1982. Después de actualizar las UPMs seleccionadas las viviendas a ser visitadas se seleccionaron en forma sistemática (según el intervalo de selección) en la zona urbana y en forma continua en la zona mral, esto es, a partir de una vivienda seleccionada al azar dentro del listado hasta completar el número calculado de viviendas. 1.5.2 Cuestionarios Dos cuestionarios en Espa_~ol fueron usados en la ENDS-90, el cuestionario de hogar y el cuestionario individual (ver Apéndice D). Ambos cuestionarios son versiones adaptadas al Paraguay de los cuestionarios modelo, DHS Modelo "A", para ser usado en países con niveles altos en la prevalencia de anticoncepción. El cuestionario de hogar se us6 para listar miembros del hogar con residencia habitual y personas de visita, que pasaron la noche anterior a la entrevista en la vivienda. Para todas aqueUas personas listadas, se recolectó información sobre la relación con el jefe del hogar, sexo, edad; para personas de 6 o más años de edad se recolectó informaci6n sobre asistencia escolar, nivel y grado de instrucción; para personas menores de 15 afios de edad se preguntó sobre crianza. El objetivo principal del cuestionario de hogar fue el de identificar mujeres elegibles para la entrevista individual. El cuestionario individual se us6 para recolectar información de todas las mujeres en edad fértil (MEF), 15-49 attos de edad, que durmieron la noche anterior al día de la entrevista, en la vivienda de entrevista (población de facto). Se recolectó información en los tópicos siguientes: Antecedentes de la Entrevistada Reproducción e Historia de Nacimientos Conocimiento y Uso de Métodos Anticonceptivos Salud Matemo-lnfantil y Lactancia Nupcialidad Preferencias de Fecundidad Antecedentes del Marido, Residencia y Trabajo de la Mujer Antropometrfa: Peso y Talla 1.5.3 Recolección de la Información La prueba piloto para los cuestionarios de la ENDS-90 se efectu6 durante los días 12 al 27 de Marzo de 1990. Diez mujeres fueron entrenadas durante 10 días y luego recolectaron información para 150 encuestas a mujeres elegibles. Algunos ajustes y modificaciones fueron incluidos en el cuestionario basados en la experiencia de la prueba piloto. Cuatro semanas fueron usadas para el entrenamiento principal de la ENDS-90 (Abril 16 a Mayo 12). El entrenamiento se complet6 con 38 mujeres de las cuales 24 fueron seleccionadas como entrevistadoras, 6 como antropometristas, 6 como supervisoras, y 2 como critico-codificadoras. El personal del CEPEP y de IRD trabajaron conjuntamente en la conducci6n del entrenamiento. Representantes del Ministerio de Salud Pública hicieron presentaciones sobre el sistema de salud en Paraguay, y de atención materno-infantil. Durante la tercera semana se implementó el entrenamiento en antropometrfa (peso y talla) con aquellas personas seleccionadas para este fin. El trabajo de campo empezó el 21 de Mayo en Asunción con seis equipos y se completó el 24 de Agosto de 1990. Cada equipo estuvo conformado por una supervisora, una antropometrista, cuatro entrevistadoras y un chofer. 1.5.4 Entrada de datos, Edición y Tabulaciones La primera etapa del procesamiento de la información se implementó en el terreno, cuando las supervisoras y las editores de terreno verificaron la consistencia de los cuestionarios. Una vez en la oficina central los cuestionarios pasaron por codificación y crítica manual, siendo luego digitados para proceder con la edición de máquina. Estas actividades de oficina fueron desempeñadas por 4 crttico- codificadores, 4 digitadores, y 3 personas en edición y corrección. El ingreso y procesamiento de los datos de la ENDS-90 se implementó con el programa ISSA (Sistema Integrado para Análisis de Encuestas). Este es un programa avanzado disertado para micro- computadoras por el IRD, que permite agilizar el proceso de ingreso de información y de elaboración de tabulaciones y, por lo tanto, hace posible la presentaci6n de resultados al poco tiempo del término del trabajo de campo. Debido a la celeridad con que produce resultados, este programa ha permitido hacer evaluaciones de la calidad de la información a partir de los primeros días de trabajo de campo. 1.5.5 Cobertura de la Muestra E1 cuadro 1.2 muestra que un total de 6,348 viviendas fueron seleccionadas, de las cuales 5,861 estaban ocupadas. Se completó cuestionario de hogares en 5,683 viviendas (97 por ciento de las viviendas ocupadas). Un total de 6,262 mujeres elegibles fueron identificadas a través del cuestionado de hogar, lográndose completar el cuestionado individual para 5,827 de ellas (93.1 por ciento). Solo un 1.1 por ciento de las mujeres elegibles rechazaron la entrevista, mientras que un número mayor, 4.2 por ciento no fue posible entrevistarlas por estar "ausentes" del hogar. 9 CAPITULO H CARACTERíSTICAS GENERALES DE LA POBLACIÓN EN LOS CUESTIONARIOS DE HOGAR E INDIVIDUAL 2.1 CUEST IONARIO DE HOGAR En el cuestionario de hogar, aplicado a las viviendas en la muestra, se registraron las caracteffsticas mås importantes de cada uno de los miembros del bogar, esto es, relación de parentesco con el jefe del hogar, lugar de residencia, sexo, edad, educación y crianza. Cada uno de los miembros del hogar fue registrado sobre la base de residencia de jure y de facto, sin embargo los datos que aquí se presentan se refieren a la residencia de facto. Esta información es comparable con la que suministra los censos de población. 2.1.1 Población por Edad y Sexo según el Cuestionario de Hogar La distribución de la población por edad y sexo encontrada en la ENDS-90 a través del cuestionario de bogar, cuadro 2.1, presenta una estructura poblacional joven, c.on un lento proceso de envejecimiento. En las áreas rurales se observa una mayor participaciún de la población menor de 20 años, lo cual puede deberse no sólo a incidencia de mayores niveles de fecundidad sino también a la migración rural-urbana observada durante los últimos años en el Paraguay. CUADRO 2.1 POBLACION EN EL HOGAR POR EDAD y S£XO: DISTRIBUCION PORCENTUAL DZ LA PO8LACION DE FACTO, POR GRUPOS QUINQUENAL£S DE EDAD, SEGUN SEXO Y AREA DE R£SIDENCIA, ENDS-90 Grupos Atea Urbana Atea Rural Poblac16n Total de Edad Hombres Mujeres Total Hombres Mujeres Total Hombres Mujeres Total 0-4 13.8 12.6 13.2 15.8 16.5 16.1 14.8 14.5 14.7 5-9 14.4 12.1 13.2 16.4 15.8 16.1 15.5 13.9 14.7 10-14 10.7 10.7 10.7 13.4 13.6 13.5 12.1 12.1 12.1 15-19 8.3 9.2 8.8 9.0 i0.i 9.5 8.7 9.7 9.2 20-24 8.2 8.9 8.5 8.2 7.1 7.7 8.2 8.0 8.1 25-29 8.4 8.6 8.6 6.3 6.0 6.2 7.3 7.5 7.4 30-34 7.3 7.3 7,3 6.2 5.4 5.8 6.7 6.4 6.6 35-39 6.3 5.9 6,1 4.8 4.7 4.7 5.5 5.3 5.4 40-44 4.6 4.7 4,7 4.0 4.1 4.0 4.3 4.4 4.4 45-49 4.1 3.7 3.9 3.4 3.4 3.4 3.8 3.6 3.7 50-54 3.5 3.9 3,7 3.0 3.4 3.2 3.2 3.7 3.5 55-59 2.5 3.0 2.8 2.4 2.3 2.4 2.4 2.7 2.6 60-64 2.5 3.0 2,8 2.3 2.6 2.4 2.4 2.8 2.6 65-69 1.9 1.6 1.8 1.6 1.8 1.7 1.8 1.7 1.7 70-74 1.3 1.5 1.4 1.4 1.5 1.4 1.3 1.5 1.4 75-79 i.i 1.3 1,2 3.0 0.8 0.9 1.0 I.i 1.0 80 y más 0.8 1.4 1+1 0.8 0.9 0.8 0.8 i.i 0.9 Sin In formacl6n 0.2 0.2 0,2 0.i 0.0 0.0 0.I 0.i 0.I Total i00.0 i00.0 I00,0 i00.0 I00.0 i00.0 I00.0 I00.0 I00.0 N~me~o 6,723 7,348 14,071 7,405 6,682 14,087 14,128 14,030 2B,168 II Aunque a nivel total existe una distribución equilibrada de la poblaci6n por sexo, hay una mayor concentración de mujeres en las arcas urbanas, debido probablemente a una mayor migración rural- urbana de mujeres. Esta mayor concentración se observa particularmente en la población de 15 o mas a/los de edad. Durante los últimos 20 años se observan algunos cambios en la estructura por grandes grupos de edad de la población Paraguaya ~ (gráfica 2.1). La disminución que se observa en la participación en el total del grupo de menores de 15 años se traduce en aumentos en los grupos 15-64 y 65 anos o mas. La estructura poblacional parece estar asociada con bajas importantes en los niveles de mortalidad, incrementando en esta forma la participación del grupo 65 y más, y con disminuciones recientes en la fecundidad, afectando la participación del grupo de menores de 15 aflos. Notese que la alta participación del grupo 15-64 se ha mantenido aproximadamente constante. 70 60 50 40 30 20 10 0 GRAFICA 2.1 ESTRUCTURA POBLACIONAL DEL PARAGUAY CENSOS DE 1972, 1982 Y ENDS-90 Porcentaje 1972 1982 1990 Afio I~Menorea de 15 ~~~]15 a 64 ~65 y M,a - [ La calidad de la información recolectada en el cuestionario de hogar en lo que respecta a declaración de la edad es buena, tanto en lo relacionado con los porcentajes de omisión como en lo relacionado con preferencia de dígitos (ver Apéndice A). 2.1.3 Composición del Hogar Las diferentes formas de vida que asumen los individuos en una sociedad, así como sus implicaciones, pueden ser analizadas al considerar las características de composición de los hogares. Se argumenta por ejemplo que la composici6n del hogar afecta la distribución de recursos (financieros, Aunque las encuestas no incluyen en sus marcos muestrales la región de Cbaco, sus resultados son comparados con valores censales bajo el supuesto de que los resultados no son afectados por esta omisión. 12 emocionales, etc.) disponibles para los miembros del hogar. El tamaflo del hogar o el sexo del jefe del hogar, por ejemplo, son diferenciales asociados frecuentemente con diferentes niveles de bienestar familiar. De otro lado, la crianza de los nifios fuera del hogar de los padres, puede estar asociado con menm~s niveles de bienestar dentro de la sociedad. En la ENDS-90 se recolect6 información sobre la relación de parentesco con el jefe del hogar y sobre la crianza de nil~os menores de 15 años las cuales se presenta en el cuadro 2.2. CUADRO 2.2 COMPOSICION DEL HOGAR: DISTRIBUCION PORCENTUAL DE HOGARES POR SEXO DEL JEFE DE HOGAR, TAMAÑO DEL HOGAR, ESTRUCTURA DEL HOGAR Y PRESENCIA DE HIJOS DE CRIANZA« ENDS-90 Poblaci6n Poblacl6n Poblaci6n Character ist icas Urbana Rural Total Sexo Hombre 79.9 86°6 83.0 Mujer 2d.l 13.4 17.0 Tamaflo de Hogar 01 6.3 5.0 5.8 02 II.I 10.3 10.7 03 15.9 11.7 14.0 04 18.6 15.6 17.2 05 15.6 12.7 14.3 06 12.7 11.8 12.3 07 7.8 10.3 9.0 08 5.1 7.9 6.4 9 y mis 6.6 14.7 10.4 Tamaño Promedio 4.7 5.4 5°0 Composic i6n del Hogar Un Adulto 8.6 7.4 8.0 Dos Adultos Diferente Sexo 34.0 40.3 36.9 Dos Adultos Mismo Sexo 2.7 2.2 2.5 3+ Adultos con Parentezco 40.2 43,3 81.6 Otros 14.6 6.9 II.0 Con Nifios de Crianza 3.0 3.8 3.4 Según la ENDS-90, 83 por ciento de los jefes de hogar en Pamguay son hombres. Dicho porcentaje es ligeramente menor en la áreas urbanas, donde las mujeres encabezan un mayor número de hogares. El número promedio de personas por hogar es 5.0, siendo mayor en la zona rural (5.4 personas por hogar). Nótese sin embargo, que 38 por ciento de los hogares están conformados por 6 o más personas (45 por ciento en áreas rurales). Basado en la relación de parentesco, se encuentra que cerca de 20 por ciento de los hogares están conformados por personas sin parentesco o por un solo adulto, 42 por ciento por 3 o más adultos con algún parentesco, 37 poreiento estån conformados por dos adultos con parentesco pero de diferente sexo (cuadro 2.2). Finalmente, 3.4 por ciento de los hogares contienen nifios menores de 15 años en crianza. 13 2.1.3 Nivel de Instrucción y Asistencia Escolar de los Miembros del Hogar El nivel de instrucción de la poblaci6n de un país es uno de los factores más frecuentemente usado en los análisis socio-demógraficos. El cuadro 2.3 presenta los niveles de instrucción de la población registrada en el cuestionario de hogar, por sexo según edad de la persona, área y regi6n de residencia. Los niveles de instrucci6n por sexo son similares, siendo ligeramente mayores para hombres. Cerca de la mitad de la población de 5 años o más poseen nivel de intrucci6n de primaria incompleta (5 afios o menos), mientras que alrededor del 25 por ciento poseen nivel secundario o más. N6tese que s61o 5.4 por ciento de la población de 5 años o mas aparece sin ninguna educación (no se presenta en el cuadro). El nivel de instrucción presenta importantes variaciones según edad y lugar de residencia de la población. Los mayores niveles de instrucción se observan entre la población de 15 a 44 afios de edad, de áreas urbanas y preferencialmente entre los residentes de Asunción y el Area Metropolitana. En estos grupos, 50 por ciento de la población tienen alrededor de 6.5 años o más de instrucci6n, comparado con 4.5 afios o más para los menores de 15 años o mayores de 40 años, y los residentes de áreas rurales o de la región Norte. Aparte del nivel de instrucci6n, el cual refleja la educaci6n adquirida por la población a través del tiempo, es importante analizar los niveles de participación escolar por parte de la población en edad escolar (cuadro 2.4 y gráfica 2.2). Al momento de la encuesta, entre 20 y 25 por ciento de los nillos entre 6 y 15 afios de edad no estaban asistiendo a la escuela. Como es de esperarse, estos porcentajes son aún mayores para las niñas de las áreas rurales. De otro lado, alrededor de un cuarta parte de la poblaci6n 16 - 20 años de edad estaba asistiendo a un centro educativo. De nuevo las åreas rurales son las más afectadas por los bajos niveles de asistencia escolar. 2.1.4 Características de la Vivienda Diferentes niveles de satisfacción de las necesidades básicas de salud, educaci6n y vivienda representara diferentes niveles de bienestar econ6mico y social en una población. En lo que respecta a vivienda, la disponibilidad y acceso a servicios båsicos adecuados tales como agua, electricidad, servicio de sanitario y condiciones de higiene se encuentran asociados con mejores condiciones de supervivencia de la población y de los nifios en particular. En el cuestionario de hogar de la ENDS-90 se recolectó información sobre la disponibilidad de servicios båsicos en la vivienda, estos se presentan en el cuadro 2.5. Según la ENDS-90, 58 por ciento de las viviendas disponfa de servicio de electricidad, estando fundamentalmente concentrado este servicio en las áreas urbanas. Casi dos terceras partes de las viviendas urbanas se abastecen de agua para beber del servicio de agua por conexiones intradomiciliarias, contrastando con las áreas mrales en donde tres cuartas partes de las viviendas se abastecen de agua obtenida de "pozo sin bomba de agua". En cuanto a la disponibilidad de servicio sanitario, la mitad de las viviendas urbanas disponían de "water con arrastre de agua", comparado con solo 5 por ciento en el área rural. El método de disposición de excretas más usado es la letrina. La calidad del material usado en los pisos de las viviendas es superior en las áreas urbanas, donde 70 por ciento de las viviendas tienen sus pisos en baldosa, cemento o cerámica (16 por ciento en áreas rurales). El material predominante en la zona rural es el piso de tierra. El número de personas por habitación usada para dormir puede usarse como indicador de hacinamiento. En 50 por ciento de las viviendas se encontr6 un promedio de 3 o más personas por habitación. En cerca de 30 por ciento de las viviendas rurales cada habitación alberga un promedio de 5 o más personas (ver cuadro 2.5). Como podrá verse más tarde, son estos mismos grupos los que presentan mayor incidencia de enfermedades respiratorias, gastro intestinales, desnutrici6n, y mortalidad infantil y de la niñez. 14 CDADRO 2.3 NIVEL DE INSTRUCCION DE LA POBLACION DEL HOGAR: DISTRIBUCION PORCENTUAL DE LA pOSLACION EN HOGARES. POR NIVEL DE INSTRUCCION ALCANZADO SEGUN SEXO, GRUPOS DE EDAD, AREA Y REGION DE RESIDENCIA, ENDS-90 Edad y 0-2 3-5 Primaria Sin Datos N~ero Residencia A~os A~os Completa Secundaria Superior o NO Sabe Total Personas Mediana HOMBRES Grupos de Edad 5-9 88.6 6.8 0.I 0.i 0.0 4.3 i00.0 1,769 1.0 18-14 21.3 55.3 11.9 11.2 0.i 0.2 i00.0 1,744 4.4 15-19 5.8 21.8 28.3 41.5 1.9 0.7 i00.0 1,268 6.8 20-24 3.7 19.9 28.0 40.1 6.6 1.8 i00.0 1,231 6.9 25-29 6.7 23.0 25.9 31.8 9.8 2.8 i00.0 1,097 6.7 30-34 7.6 22.4 31.4 29.9 6.6 2.1 100.0 998 6.6 35-39 9.8 25.6 26.2 27.4 9.6 1.3 i00.0 812 6.5 40-44 ii.i 34.5 23.1 20,5 7.8 3.0 i00.0 649 6.1 45-49 16.1 33.2 22.1 21.6 4~8 2.2 i00.0 559 5.9 50-54 21.9 37.6 18.1 15.4 3.2 3.8 i00.0 484 4.8 55-59 33.0 32.0 14.8 12.8 4.8 2.6 i00.0 362 3.9 60-64 24.8 41,0 13.4 13.1 4.0 3.7 i00,0 354 4.2 65+ 42.2 33.6 8.4 8.6 3.9 3.4 i00.0 708 3.3 Sin InformaciÓn/No Sabe 16.0 15.2 8.6 0.0 6.7 53.6 10O.0 20 3.5 Area de Residencia Urbano 18.3 28.2 17.7 32.6 8.2 2.9 I00.0 5,855 6.5 Rural 32.1 35.5 19.5 10.6 0.5 1.8 i00.0 6,200 4.2 Región Grnn Asu~ciTn 15.6 17.7 17.5 35.8 10.4 3.0 i00.0 3,534 6.8 Norte 34.1 33.6 15.7 13.2 1.4 2.0 100.0 1,497 4.2 Centro - Sur 27.1 32.1 21.2 16.0 1.6 2.0 I00.0 3,676 4.8 Este 30.0 32.1 18,3 15.5 2.0 2.1 i00.0 3,348 4.5 Total 25.4 28.1 18.6 21.3 4.2 2.3 100.0 12,055 5.4 MUJERES Gcupos de Edad 5-9 89.1 7.0 0.0 0.i 0.0 3.8 100.0 1,588 1.0 10-14 16.7 57.4 14.6 ii.i 0.0 0.2 ID0.0 1,726 4.7 15-19 4.7 22.5 31.2 40.0 1.0 0.5 i00.0 1,443 6.7 20-24 6.5 21.2 26.6 36.2 8.2 1.4 i00.0 1,182 6.8 25-29 7.2 23.7 28.2 29.9 i0.0 1.0 100.0 1,084 6.7 30-34 9.1 26.4 28.5 26.5 9.0 0.5 I00.0 924 6.5 35-39 12.0 28.7 26.2 23.6 8.2 1.3 I00.0 769 6.3 40-44 18.7 36.2 22.6 17.4 3.7 1.4 I00.0 645 5.3 45-49 22.0 36.0 22.5 ]3.0 5.3 1.2 100.0 523 5,0 50-54 33.7 30.8 19.7 11.6 2.2 2.0 i00.0 538 4.3 55-59 38.6 34.0 14.8 8,0 3.3 1.2 i00.0 389 3.6 60-64 36.6 33.4 14.8 10.5 2.8 1.9 lO0.0 409 3.7 65+ 53.0 25.2 i0.i 6.3 2.2 3.2 i00.0 777 2.7 sin Informaci6n/No sabe 9.8 0.0 0.0 O.0 10.6 80.4 I00.0 12 15.0 Arca de Resldencla UrbaIlo 20.0 21.5 20.5 29.1 6.8 2.0 I00.0 6,463 6.4 Rural 35.0 37.2 18.5 7.8 0.5 1.0 i00.0 5,546 4.0 RegiÓn Gran Asunción 17.5 18.7 Norte 34.5 34.5 Centro -$ur 30.2 32.8 Este 31.9 34.5 Total 26.9 28.7 19.6 19.3 3.9 21.4 31.9 8.1 2.5 100.0 3,996 6.6 15.8 12.5 1.2 1.5 100,0 1,371 4.2 20.0 14.0 2.0 1,1 i00.0 3,542 4.6 18.5 12.1 2.0 1,0 I00.0 3,100 4,4 1.6 100.0 12,009 5.2 2.1.5 Disponibilidad de Electrodomésticos y Medios de Transporte Aparte de las necesidades básicas de la población, analizadas anteriormente, los niveles de bienestar en la poblaci6n pueden ser medidos también según la disponibilidad de electrodom6sticos, tales como radio, televisión y heladera, así como en la posesi6n medios de transporte, tales como bicicleta, motocicleta y autom6vil. El cuadro 2.6 contiene la distribución de hogares según la disponibilidad o posesión de estos artículos. 15 100 80 80 40 20 0 GRAFICA 2.2 ASISTENCIA ESCOLAR POR GRUPOS DE EDAD Y AREA DE RESIDENCIA Porcentaje 6 s 15 AflOS 16 a 20 AflOS 21 s 24 Aflos Grupos de Edad [ mm Area Urbano ~ Area Rural ~~ Total / ENDS-90 CUADRO 2.4 ASISTENCIA A LA ESCUELA: PORCENTAJE DE POBLACION 6-24 A~O8 CON ASISTENCIA ESCOLAR, POR GRUPOS DE EDAD SEGUN SENO Y AREA DE RESIDENCIA, ENDS-90 Nombres _ _ Mujeres Total Grupos Area Atea Atea Atea Are~ Atea de Edad Urbano Rural Total Urbano Rural Total Urbano Rural Total 6-15 84.1 75.0 78.9 84.6 70.5 77.0 84.3 72.9 78.0 6-10 82.1 75.9 78,6 84.8 80.2 82.3 83.5 78.0 80.4 11-15 86.7 ~3.7 79.3 84.2 57.8 70.6 85.4 66.2 74.9 16-20 46.3 Ii.5 27.8 40,9 12.6 27.1 43.3 12.1 27.4 21-24 22.7 1.0 11.4 15.5 1.7 9.8 18.8 1.3 10.6 De nuevo el área de residencia presenta diferenciales importantes, siendo mayor el porcentaje de hoga~~es urbanos que disponen de electrodomésticos o poseen medios de transporte. Así, 92 por ciento de los hogares urbanos disponen de radio (82 por ciento para rurales), 75 por ciento poseen heladera (por solo 19 por ciento en áreas rurales), y 22 por ciento poseen un autom6vil (6 por ciento en áreas rurales). Desde luego que la escasa disponibilidad de electrodomésticos en áreas rurales está asociado al bajo nivel de electrificaci6n que existe para éstas áreas. De igual manera, el bajo acceso a los medios de comunicaci6n tiene importancia para la implememación de campañas de salud y de planificaci6n familiar. 16 CUADRO 2.5 CARACTEEISTICAS DE LA VIVIENDA: DISTRIBUCIÓN PORCENTUAL DE HOGARES CON MUJERES ELEGIBLES POR CARACTERISTICAS DEL HOGAR, SEGUN AREA DE RESIDENCIA, ENDS-9O PoblaciÓn PoblaciÓn PoblaciÓn Caracter ist icas Urbano Rural Total E lectr ic idad 92.8 17.2 58.2 Disponib i l idad de Agua Agua Tuberia Casa 50.6 2.4 28.6 Agua Tuberla Patio 11.9 0.6 6.7 Canil la P~bl ica 1.5 0.4 1.0 Pozo Bomba de Mano 4.2 5.9 5.0 Pozo sin Bomba 23.3 75.7 47.2 Río, Manantial 0.4 I0.0 4.8 CamiÓn Tanque 2.6 0.2 1.5 Al j ibe 0.4 0.9 0.6 Otro 5.1 3.8 4.5 Sin InformaciÓn/No Sabe 0.0 0.O 0.0 Total 100.0 100.0 100.0 Tipo de Servicio Sanitar io WC con Arrastre Agua 49.8 5.3 29.5 Letrina 49.5 91.2 60.6 Otro 0.2 1.9 1.0 No hay servicios 0.4 1.4 0.9 Sin InformaciÓn/No Sabe 0.0 0.2 0.I Total 100.0 100.0 100.O Material del Piso Ladri l lo I9.5 19.4 19.5 Baldosa 47.1 3.9 27.4 Ceråmica 3.8 0.9 2.5 Cemento 18.3 10.8 14.8 Madera 1.4 6.9 3.9 Tierra 9.6 57.8 31.6 Otro 0.1 0.i 0.i Sin Informaciôn/No Sabe 0.2 0.I 0.1 Total 100.0 i00.0 100.0 Personas por Cuarto 1-2 62.3 35.4 58.0 3-4 27.6 36.2 31.5 5-6 6.7 15.6 10.7 7 y mås 3.4 12.4 7.5 Sin InformaciÓn/No Sabe 0.I 0.5 0.2 Total 100.0 100.0 100.0 Promedio 2.7 3.9 3.3 Total 2,321 1,953 4,274 2.2 CUEST IONARIO INDIV IDUAL 2.2.1 Características Generales de las Mujeres Entrevistadas La distribución de mujeres en edad fértil (MEF), 15 a 49 años de edad, en la muestra de la ENDS-90 según caractertsticas generales se presenta en el cuadro 2.7 y en la gráfica 2.3. La estructura por edad relativamente joven observada entre las MEF, refleja el efecto de los altos niveles de fecundidad prevalecientes durante el pasado reciente en Paraguay. Sin embargo, cuando se compara con las 17 CUADRO 2.6 BIENES DE CONSUMO DURADERO: PROPORCION DE HOGARES POR AREA DE RESIDENCIA SEGUN DISPONIBIL IDAD DE BIENES DE CONSUMO DURADERO, ENDS-90 PoblaciÓn PoblaciÓn Caracter ist icas Urbana Rural Total Radio 92.4 82.3 87.8 Televis i6n 85.6 31.6 60.9 Heladera 74.9 I8.5 49.1 Bic ic lsta 42.1 26.6 35.1 Motocic leta 9.0 11.4 i0.i Autom6vi l 22.2 5.7 14.7 N~nero de Hogares 2,321 1,953 4,274 estructuras observadas en el pasado, se observa un aumento en la participación porcentual del grupo de mujeres 30-49 años de edad. La distribución de las MEF según estado marital indica que 33 por ciento son solteras y que alrededor de 61 por ciento estån casadas (47 por ciento) o unidas (14 por ciento). Entre 1979 (Encuesta Mundial de Fecundidad-EMF) y 1990 algunos cambios pueden destacarse. A pesar de que el porcentaje de mujeres solteras es ligeramente mayor en 1990 (33 vs 31), la proporción de mujeres actualmente en unión se ha incrementado (61 vs 54). Esto puede debe~e al alto porcentaje de MEF viudas observado en 1979 (7 vs .7), indicando que estas mujeres se han vuelto a casar o unir, o posiblemente ya no forman parte de la población de estudio. Cincuenta y siete por ciento de las MEF residen en áreas urbanas, comparado con 47 por ciento observado en 1979 (EMF). Cambios en esta estructura están determinados por la migración urbana-rural de las últimas décadas, principalmente hacia Asunción y su Arca Metropolitana en la cual se concentra 36 por ciento de las MEF. 2.2.2 Antecedentes de la Entrevistada según Nivel de Instrucción Un hecho que se ha podido constatar reiteradamente es que el nivel de educación de las mujeres es un factor que influye de manera preponderante en sus actitudes y prácticas relacionadas con la salud de la madre y del niño, su comportamiento reproductivo, sus actitudes hacia el tamaño ideal de familia y la práctica de planificaciún familiar. Por otro lado, el nivel de instrucción refleja la situación socio-económica, siendo generalmente el nivel de escolaridad más elevado cuanto más favorable es la situación económica. La condición socio-económica, a su vez, determina el acceso a los servicios de salud y la calidad de tales servicios. Dada la importancia de este factor, se considera conveniente exponer brevemente sobre el nivel de instrucciún y otras caracterfsticas de las MEF, quienes constituyen la población de este estudio. Para los propósitos de este trabajo, el nivel de instrucción se clasificó en cinco categorfas, 0 - 2 Años de Instrucción, 3 - 5 Años de Instrucción; Primaria Completa, a las que completaron 6 años de instrucción primaria; y Secundaria o más, a las que completaron de 7 o más años. En el cuadro 2.8 se presenta la distribución porcentual de las MEF por nivel de instrucción y según edad y lugar de residencia. El 33 por ciento de las MEF declararon entre 1 y 5 cinco años de instrucción mientras que otro 36 por ciento alcanzó o sobrepasó el nivel de instrucción secundario. Examinando los porcentajes por edad, se hace evidente que hubo una mejoría importante en cuanto el acceso a los medios de enseñanza. Así, entre las mujeres 40-49 años, un poco más del 50 por ciento declararon 5 años o menos de instrucción, comparado con solo 27 por ciento de las de 15-24 años. Por otro lado, dos de cada diez mujeres de 40-49 años alcanzó educación secundaria o superior, comparado con cuatro de cada diez en las mujeres 15-24 años de edad. 18 CUADRO 2.7 CARACTERISTICAS GENERALES DE LAS ENTREVISTADAS: DISTRIBUCION PORCENTUAL DE MUJERES POR EDAD, AREA DE RESIDENCIA, REGION Y NIVEL DE INSTRUCCION, ENDS-90 Número de Mujeres EorcsntaJe Sin Caracter íst icas Ponderado Ponderado Ponderar Edad 15-19 21.7 1,263 1,294 20-24 17.2 1,003 1,919 25-29 17.0 988 963 30-34 14.4 839 818 35-39 11.8 690 693 40-44 9.9 577 579 45-49 8.0 468 461 Estado Civil Soltera 32.9 1,916 1,871 Casada 47.2 2,752 2,796 Unida 14.1 822 838 Viuda 0.7 44 43 Divorc iada 0«I 4 3 Separada 5.0 290 276 Nivel de InstrucciÔn 0-2 ARos 9.2 538 608 3-5 ARos 26.8 1561 1,704 Primaria Completa 27.8 1,617 1,603 Secundaria 29.8 1,737 1,591 Superior 6.3 366 313 Sin InformaciÔn/No Sabe a 0.i 8 8 Area de Residencia Urbano 56.3 3,278 2,901 Rural 43.7 2,649 2,926 Regi6n Gran Asunci6n 36.1 2,101 1,561 Norte 10.8 631 1,331 Centro - Sur 27.0 1,576 1,345 Este 26.1 1,519 1,590 Credo Rel igioso No creyente 0.7 39 40 Catôl ica 95.2 5,549 5556 Evangél ica/Protestante 3.1 183 177 Otra 0.9 56 54 Total 100.0 5,827 5,827 aEn lo restante de sste informe se omite ~sta categoría de los cuadros y por lo tanto la suma de los valores absolutos y relativos no reproducen el total. ]9 CUADRO 2.8 NIVEL DE INSTRUCCION DE LAS ENT~EVI$TADAS POR CARACTERISTICA: DISTRIBUCION PORCENTUAL DE LAS MUJERES ENTREVISTADAS, POR NIVEL DE INSTRUCCION ALCANZADO SEGUN GRUPOS DE EDAD, AREA Y REGION DE RESIDENCIA, ENDS-90 0-2 3-5 Primaria Secun- Sin Datos N~mero de Edad y Residencia Anos Anos Completa darla Superior o No Sabe Total Mujeres Edad 15-19 4.6 22.8 30.5 40.7 1.4 0.1 I00.0 1,263 20-24 5.3 21.8 28.2 36.4 8.2 0.1 100.0 1,003 25-29 6.3 23.6 28.6 31.4 9.8 0.3 100.0 988 30-34 9.1 25.9 29.0 27.1 8.8 0.1 100.0 839 35-39 13.0 29.9 26.6 23.7 6.8 O.O 100.0 690 40-44 17.9 37.9 23.4 16.6 4.0 0.2 100.0 877 45~49 20.5 38.3 22.8 12.9 5.5 0.0 100.0 468 Area de Residencia Urbarlo 5.0 15.2 26.3 43.1 10.3 0.I 100,0 3,278 Rural 14.7 41.7 29.6 12.7 1.0 0.2 IO0.0 2,549 ReglOn Gran Asuncl6n 3.8 12.0 26.1 46.2 11.8 0.i I00.0 2,101 No:te 14.2 37.0 25.8 20.6 2.3 0.2 10O.O 631 Centro - Sur 8.6 33.3 31.6 22.9 1.3 0.2 10O.O 1,876 Este 15.3 36.3 26.9 18.1 3.3 O.l i00.0 1,519 Total 9.2 26.8 27.8 29.8 6.3 0.I 100.0 5,827 GRAFICA 2.3 CARACTERISTICAS GENERALES DE LAS ENTREVISTADAS EN LA ENDS-90 Porcenta je 80 60 40 20 56 0 15- 20- 25- 30- 35- 40- 45- Ur- Ro- 0-2 3-5 PC SE 19 24 29 34 39 44 49 bano ral GRUPOS DE EDAD RES IDENCIA INSTRUCCION PC" Prlmar{~ Completa, SE- Secundaria, SU- Superior SU 20 Como es de esperarse, el nivel educativo entre las mujeres residentes en áreas rurales es marcadamente inferior al de las mujeres de residencia urbana. Entre las primeras el 56 per ciento aparecen cinco años o menos de instrucci6n y solamente el 14 per ciento ha alcanzado instrucci6n secundaria o superior, mientras que entre las segundas las de cinco afios o menos constituyen 20 per ciento y las que han alcanzado instrucción secundaria o superior el 53 per ciento. En cuanto a diferencias regionales, las mujeres en Asunci6n y el Area Metropolitana muestran un nivel de escolaridad más favorable que las de las otras regiones. En la primera región las que han alcanzado niveles de instrucción de secundaria o superior representan el 58 per ciento de las MEF en comparación con alrededor de 20-25 por ciento en las otras tres regiones (ver cuadro 2.8). 2.2.3 Acceso a los Medios de Comunicación El cuadro 2.9 contiene la distribuci6n de MEF per acceso a los medios de comunicaci6n (radio, televisión y periódicos), según características socio-económicas. Cerca de 80 per ciento de las MEF escuchan la radio diariamente, 77 per ciento ven televisión al menos una vez a la semana y 70 por ciento leen una o más veces un diario en la semana. CUADRO 2.9 ACCESO A LOS MEDIOS DE COMUNICACION: PORCENTAJE DE MUJERES QUE GENERALMENTE LEEN EL PERIODICO O MIRAN TELE- VISION POR LO MENOS UNA VEZ POR SEMANA Y ESCUCHAN LA RADIO TODOS LOS DIAS, DE ACUERDO A CARACTERISTICAS SELECCIONADAS, ENDS-90 Una vez a la Semana Caracterlst lcas Perlodico TelevisiÓn Escuchan N6mero Radio Día- de riamente Mujeres Edad 15-19 74.0 80.6 84.5 1,263 20-24 72.5 79.0 80.9 1,003 25-29 73.8 78.6 78.0 988 30-34 71.3 79.2 76.1 839 35-39 66.2 72.9 76.9 690 40-44 63.0 67.9 78.2 577 45-49 57.8 67.5 75.3 468 Nivel de InstrucciÓn 0-2 A~os 20.8 45.5 72.0 538 3-9 A~os 54.7 59.7 76.0 1,561 Primaria Completa 76.5 80.3 81.9 1,617 Secundaria 87.5 93.9 82.9 1,737 Superior 96.2 96.3 76.4 366 Area de Residencia Urbano 82.3 93.1 79.8 3,278 Rural 54.2 55.3 78.7 2,549 Regi6n Gran Asunci6n 85.5 95.7 77.8 2,101 Norte 54.0 49.5 81.4 631 Centro - Sur 67.9 71.7 80.7 1,576 Este 67.5 66.4 79.1 1,519 Total 70.0 76.6 79.3 5,827 Nota: Hay 8 casos sin informaci6n para el ~ivel de instrucciÔn. 21 El uso de estos medios de comunicación es mayor entre mujeres jóvenes, con mayores niveles de instrucci6n, residentes de las áreas urbanas, principalmente en Asunción y el Area Metropolitana. Nótese que a pesar de la baja disponibilidad de radio y televisión en los hogares del årea rural, el uso de estos medios de comunicaci6n es considerable. Así, 55 por ciento de las MEF de áreas rurales ven televisi6n al menos una vez per semana, mientras que solo 32 por ciento de los hogares a los cuales ellas pertenecen poseen el televisor. 22 CAPITULO III FECUNDIDAD Uno de los objetivos de la ENDS-90 fue conocer los niveles y las tendencias de la fecundidad en Paraguay, para lo cual se utilizó un conjunto de preguntas disefiadas para minimizar las omisiones y obtener informaci6n lo más precisa posible. Los datos básicos provienen de las historias de nacimientos,logradas a través de entrevistas individuales a las mujeres de 15 a 49 años de edad. La historia de nacimientos registra todos los nacimientos vivos que ha tenido la entrevistada y sirve de referencia a la mujer para suministrar la información en la forma mas completa y exacta posible. Además de la historia de nacimientos,se recolectó información concerniente a cualquier pérdida, aborto o nacimiento muerto que la mujer haya tenido. En el cuestionario individual se formularon preguntas relacionaras con el numero y sexo de todos los hijos vivos que una mujer en edad fértil (MEF) ha tenido, esto es aquellos que viven o no con la madre al momento de la entrevista y aquellos hijos nacidos vivos que han fallecido. Las respuestas a este grupo de preguntas constituyen las bases para obtener tasas específicas de fecundidad y el promedio de hijos nacidos vivos, dos de las principales medidas de fecundidad usadas en este informe. Este capítulo consta de seis secciones. En la primera se describe la fecundidad actual y sus diferenciales según características de la entrevistada. En la segunda se estudian las tendencias de la fecundidad durante los últimos veinte atlos (1970-90). Luego se analizan la fecundidad retrospectiva, el promedio de hijos nacidos vivos y sobrevivientes de todas las mujeres y de las alguna vez unidas. Las secciones cuatro y cinco examinan dos variables claves en el estudio de la fecundidad, intervalos entre nacimientos y edad al primer nacimiento. La última sección describe las características más importantes relacionadas con la fecundidad de los adolescentes. 3.1 N IVELES Y D IFERENCIALES DE LA FECUNDIDAD Los niveles de fecundidad de todas las MEF son estudiados para los atlos mas recientes, especfficamente para los tres años precedentes a la encuesta (1987-1990). 1 El uso de un período de referencia de tres aflos se justifica por tres razones básicas, a) para presentar la información más actualizada, b) para reducir los errores de muestreo y c) par evitar errores observados en otros estudios acerca del traspaso de nacimientos de 5 a 6 allos antes de la encuesta, cuando periodos de cinco afios son usados. En el cuadro 3.1 se presentan las tasas de fecundidad por edad y los niveles a que conducen dichas tasas según zona de residencia, calculados con los datos de la ENDS-90 para el trienio 1987-1990. Con fines comparativos se incluyen también en este cuadro las tasas de fecundidad derivadas de los datos observados de la Encuesta Nacional de Fecundidad (ENF), 1979, correspondiente al trienio 1976-1978. Las cifras del cuadro 3.1 muestra la tasa global de fecundidad (TGF), de las mujeres en edad fértil como indicador de la fecundidad reciente. La TGF combina las tasas de fecundidad de todos los grupos de edad durante un periodo determinado y puede ser interpretada como un indicador de la descendencia final de una cohorte hipotética. En otras palabras, la TGF indica cuantos hijos en promedio tendrán las mujeres en edad f6rtil al final de su peffodo reproductivo si las tasas de fecundidad por edad actuales se mantienen constantes. La TGF de Paraguay es de 4.7, lo que ubica al pafs como uno de los de 1 Note que la encuesta se implement6 entre Junio y Agosto de 1990 y por lo tanto los tres aros de referencia comprenden parte de 1987, 1988, 1989 y parte de 1990. 23 más alta fecundidad en Am6rica Latina, donde la TGF promedio es de 3.7. En el período 1976-1990 la fecundidad ha permanecido pråcticamente constante, insinuándose un pequefio descenso en la TGF de 4.9 a 4.7 hijos por mujer (cuadro 3.1). CUADRO 3.1 FECUNDIDAD ACTUAL: TASAS DE FECUNDIDAD ESPECIFICAS POR EDAD Y GLOBALES PARA LOS TRES A~OS QUE PRECEDIERON LA ENCUESTA POR AREA DE RESIDENCIA, ENF-79, ENDS-90 Atea Urbana Atea Rural Total a Grupos de Edad ENDS-90 ENDS-90 ENF-79 ENDS-90 15-19 68 128 80 97 20-24 169 263 226 208 25-29 189 252 232 214 30-34 148 264 205 196 35-39 I01 198 149 142 40-44 46 95 75 70 45-49 3 26 15 13 TGF 15-49 3.6 6.1 4.9 4.7 TGF 15-44 3.6 6.0 4.8 4.6 TFGeneral 128 199 152 159 Tasa Bruta de Nata l idad 29.9 35.6 35.3 32.8 aENF-79: 1976-78, ENDS-90: 1987-90 La tasa de fecundidad general (TFG) por mil mujeres de 15-44 años, segun la ENDS-90, asciende a 159 y la tasa bruta de natalidad 2 (TBN) es de 33 nacimientos por mil personas en el paIs. Estos valores no han variado considerablemente desde la ENF-79 (TFG = 152, y TBN = 35). La fecundidad por edades, muestra que la estructura de la fecundidad de las mujeres paraguayas pertenece al grupo de pa•ses con fecundidad de cúspide dilatada o temprana pues la fecundidad máxima recae en el grupo 25-29 años (gráfica 3.1). En cuanto al grado de concentración de la fecundidad en grupos de edad pr6ximos a la cúspide, se notan cambios de comportamiento a través del tiempo. El aporte a la fecundidad total de las mujeres 20-24 años ha aumentado en importancia desde la ENF-79, hasta casi igualar la participaci6n del grupo 25-29 años al momento de la ENDS-90, produciendose así una cúspide de tipo dilatada o temprana. También se notan diferencias apreciables según zona de residencia. Si las actuales tasas de fecundidad por edad se mantienen, las mujeres residentes en zonas rurales tendrtan al final de su vida reproductiva 2.5 hijos más que las mujeres de residencia urbana. Estas diferencias se expresan también en las estructuras de la fecundidad. AsI, mientras la estructura de las åreas urbanas conforma con la estructura descrita anteriormente para el total del país (cúspide dilatada o temprana), la estructura del área rural es de tipo temprana en la cual la tasa especifica de fecundidad del grupo 20-24 años es mayor que la del grupo 25-29 aflos. z La tasa bruta de natalidad es valor que obtiene al sumar los productos entre las tasas especfficas de fecundidad y la proporción de mujeres en cada grupo de edad según la población total de facto (hombres y mujeres), del cuadro 2. I. 24 300 250 200 150 100 50 GRAFICA 3.1 TASAS ESPECIFICAS DE FECUNDIDAD EN 1979 Y 1990 Tasas por Mil 0 . . . . W - - - - ~ r 15 20 25 30 35 40 45 50 Edad de la Mujer ENF 1979 ~ ENDS 1990 El cuadro 3.2 y la grafica 3.2, presenta las tasas globales de fecundidad y el número medio de hijos nacidos vivos, para el perIodo 1987-1990 según lugar de residencia y nivel de instrucción de las MEF. Los niveles más altos de fecundidad se observan entre MEF residentes en áreas rurales (6.1), en las regiones Norte (6.7) y Este (5.6) y "sin instrucción o primaria incompleta" (6.4). Esto es importante, si tenemos en cuenta que estos grupos incluyen una gran proporción de las MEF ( 44 por ciento en áreas rurales, 37 por ciemo en las regiones Norte y Este, y 36 por ciento de MEF "sin instrucción o con primaria incompleta"). Tal y como se mencionó anteriormente, pueden observarse, a nivel total, un descenso incipiente en los niveles de fecundidad. Una indicación de este cambio puede observarse al comparar las TGF con el número medio de hijos nacidos vivos declarados por las MEF 40-49 años al momento de la encuesta (Cuadro 3.2). Pareciera ser que de existir cambios en los niveles de fecundidad, estos son observables entre aquellos grupos de MEF con alta fecundidad identificados anteriormente. Para verificar la ocurrencia de este cambio es necesario analizar los patrones de nupcialidad y de uso de métodos anticonceptivos. 3.2 TENDENCIAS DE LA FECUNDIDAD El cuadro 3.3 y la gráfica 3.3 muestra las tasas específicas de fecundidad por edad para varios quinquenios anteriores a la encuesta. La disposición de los datos en esta forma permite apreciar si efectivamente se han producido cambios en los niveles de fecundidad a través del tiempo. Debe sefialarse que las tasas en la diagonal son parcialmente truncadas, pues no reflejan la experiencia de todas las mujeres en esos grupos de edades en los quinquenios sefialados, por el hecho de que algunas de ellas ya han pasado los 49 años al momento de la encuesta, lo cual las excluye de la población en estudio. En Paraguay los niveles de fecundidad se mantuvieron relativamente constantes hasta el quinquenio 1981-85. En el período 1986-90 las tasas de fecundidad por edad muestran valores ligeramente menores a los 25 observados en los quinquenios precedentes, indicando que una reducción en la fecundidad se produjo en el pasado reciente. CUADRO 3.2 FECUNDIDAD POR CARACTERIST ICAS GENERALES: TASAS GLOBALES DE FECUNDIDAD PARA LOS TRES A~OS QUE PRECEDIERON LA ENCUESTA Y NUMERO PROMEDIO DE NACIDOS V IVOS A MUJERES 40-49, SEGUN LUGAR DE RES IDENCIA Y N IVEL DE INSTRUCCION, ENDS-90 Tasa Promedio G loba l de de Nac idos Caracter i s t i cas Fecund idad V ivos Atea de Res idenc ia Urbano 3.6 3.9 Rura l 6.1 6.9 Reg iÓn Gran Asunc ión 3.5 3.4 Nor te 6.7 7.2 Cent ro - Sur 4.8 6.0 Es te 5.6 6.] N ive l de Ins t rucc iÓn 0 - 2 A~os 6.7 6.8 3 - 5 A~os 6.2 6.2 P r imar ia Completa 4.5 4.3 Secundar ia o mås 3.2 3.0 Tota l 4.7 5 .3 GRAFICA 3.2 TASAS GLOBALES DE FECUNDIDAD SEGUN CARACTERISTICAS DE LA MUJER, 1987-1990 AREA DE RES IDENCIA Total Rura l Urbano REGION Gran AsunolÔn Nor te Cent ro -Sur Este N IVEL DE INSTRUCCION 0 - 2 Af ios 3 - 5 A~Oa Pr imar ia Completa Secundar ia o mas ~======== ~====== ~ L 1 2 3 4 5 6 7 Tasas G loba les de Fecund idad ENDS-90 26 CUADRO 3.3 TENDENCIAS DE LA FECUNDIDAD: TASAS ESPECIFICAS DE fECUNDIDAD PARA PERIODOS QUINQUENALES ANTERIORES A LA ENCUESTA SEGUN EDAD DE LA MEF Y DORACION PRIMERA UNION DE LAS MUJERES ALGUNA VEZ EN UNION, ENDS-90 Grupos de Edad Periodos Quinquenales Antes de la Encuesta 0-4 5-9 10-14 15-19 Edad 15-19 20-24 25-29 30-34 35-39 40-44 45-49 Duracion de la Pr imera Uni6n 0-4 5-9 i0-14 15-19 MUJERES ~N EDAD FERTIL 98 102 93 95 207 235 224 240 214 252 225 255 203 222 221 [227] 148 173 [173] -- 69 [102] . . . . (11] . . . . . . MUJERES ALGUNA VEZ EN UNION 143 184 227 242 81 162 188 -- 47 127 . . . . 26 . . . . . . [ ] Valores truncados. GRAFICA 3.3 TASAS ESPECIFICAS DE FECUNDIDAD SEGUN AROS ANTES ANTERIORES A LA ENCUESTA Tasas Dor Mil 300[ 25O 2001 i 150 100 501 ol 15 20 25 30 35 40 45 Edad de la Mujer al Nacimiento del Nitlo 0 -4 " '+"5-9 "~- 10-14 o 15-19 / I 50 ENDS-90 27 Algo similar se puede observar en el cuadro 3.3 el cual contiene las tusas de fecundidad de las mujeres alguna vez en unión por duraciún de la unión,según período antes de la encuesta. A medida que nos movemos hacia atrás en el tiempo, los niveles de fecundidad son mayores dentro de cada período de duración de la unión. Así, durante el período 1976-80 una mujer al final de sus 5 primeros años de unión tendría en promedio 1.1 hijos, mientras más recientemente en el peffodo 1986-1990, y para una misma duración matrimonial el nivel promedio alcanzado es de sólo .7 hijos. Parece ser que la fecundidad ha estado descendiendo durante los últimos veinte años, pero quizás con mayor énfasis durante el pasado quinquenio. Los cambios se observan en todos los grupos de duración matrimonial. 3.3 FECUNDIDAD ACUMULADA En esta sección se examina el número promedio de hijos tenidos por mujer, dato que constituye un indicador frecuentemente usado para establecer el comportamiento reproductivo de una población. En las mujeres de mayor edad, este promedio indica la fecundidad acumulada en los últimos 20 o 25 afios, así como también la descendencia completa promedio. El cuadro 3.4 contiene la distribuciún porcentual de MEF y de MEF actualmente en unión por el número de hijos tenidos según la edad actual. Puede apreciarse que la proporción de mujeres infecundas (que nunca han tenido un hijo nacido vivo) se reduce råpidamente con la edad. Ya entre las mujeres actualmente en unión de 20-24 aros, las que aún no han tenido un hijo nacido vivo representan solamente el 17 por ciento. Del total de las mujeres actualmente en uniún que se aproximan al final de su vida reproductiva (en las edades de 45 a 49 afios), sólo el 3 por ciento permanecen infecundas y el promedio de hijos tenidos es de cerca de seis. Dado que la prevalencia de anticonceptivos no es muy alta y la nuliparidad voluntaria es poco frecuente en Paraguay, el porcentaje de mujeres infecundas probablemente refleja la prevalencia de infertilidad primaria en esta población. Según diversos estudios, se estima que el porcentaje de mujeres o parejas naturalmente infértiles varía entre el tres y el cinco por ciento. CUADRO 3,4 HI JOS NACIDO3 VIVOS E HI JOS SOBBEVIVIENTESt DISTRIBUCION pORCENTUAL DE MUJERES pOR EL NUMERO DE HIJOS ~ NUMERO pROMEDIO D~ HIJOS TENIDOS POR MUJER SEGUN EDAD ACTUAL DE LA MUJER. TOTAL MUJERES Y MUJERES ACTUALMENTE CASADAS O UNIDAS, ENDS 90 NOmero Hijos HiJom Edad Actual Número de hi~o~ Tenidioa de Nacido~ Sobrevl- de la Mujer 0 I 2 3 4 5 6 ~ 8 9 i0+ Total M~jeres vivol vientel TOTAL DE MUJERES 15 19 85,9 11.3 2,5 0.3 0.0 0.0 0.0 0.0 O,0 0.0 0,0 i00.0 1,263 0.2 0.2 20-24 43.6 27.4 17.5 7.4 3.2 0.6 0.2 0.0 0,0 0.0 0.0 i00,0 1,003 1.0 1.0 25 29 19,7 20.0 22.8 16,0 I0,0 6,4 3.2 1.6 0.4 0.0 0.0 I00,0 958 2.2 2,1 30-34 8.2 15.3 21.7 17,6 12.9 8.1 6.2 4.5 3.1 1,5 1.0 100.0 839 3,2 3.1 35-39 7.8 8.3 16.5 16.1 13.5 9.6 6.7 8.2 5.3 3.3 4,9 lO0.O 690 412 3.9 40-44 5.7 B,0 14.7 10.4 10.9 I0.2 7.7 6,6 6,7 5,7 13.4 100,0 577 5.1 4,8 45-49 4.9 7,5 10.6 15.0 ii.3 7.0 8,0 6.1 7.2 6.9 15.4 100,0 467 5,4 5.0 Total 32,5 15,1 14.8 10.7 7,7 5.1 3.7 3.0 2.4 1.7 3.3 i00.0 5,827 2.5 2.3 MUJERES ACTUALMENTE CASADAS O UNIDAS 15 19 37.2 45.6 14.8 2.1 0.3 0.0 0.0 O.0 O.O 0.0 0.0 i00.0 179 0,8 0.8 20 24 16.7 35.7 27.2 13.0 5.8 1.2 0.4 0.I 0,0 0.0 0.0 i00.0 529 1.6 1.5 25-29 6.8 17.7 27.5 20,I 12.4 8.7 4,0 2.2 0,5 0,0 0,0 IO0.0 705 2.7 2,6 30 34 3.8 i~,4 22.8 18.7 14.0 1.6 7.3 4.8 3,6 1.7 1,2 i00.0 707 3.5 3.3 35-39 3.4 5,7 16.8 la.2 14.3 10.4 6.8 9.1 5.9 3,9 5.6 100.0 570 4.5 4.) 40-44 5.8 6.3 14.4 10.6 11.5 ii*0 B.2 7.0 6.3 5.9 15.0 100.0 505 5.4 5.1 45-49 2.7 6.0 9.2 16.6 11.8 7.4 7.4 6.6 7.6 7.2 17.5 I00.0 379 5.8 5.3 Total 7.8 l~.l 20.4 15.9 11.2 7.6 5.3 4.5 3.5 2.6 5.1 100.0 3,574 3.6 3.4 28 Dado que la gran mayoría de las MEF estån casadas a la edad 30, las diferencias que se observan entre las distribuciones por estado marital para mujeres de 30 o mås aros de edad pueden estar reflejando el impacto de la disolución matrimonial. 3.4 EDAD AL NACIMIENTO DEL PR IMER H I JO La edad en la que las mujeres comienzan a tener hijos constituye un factor demográfico importante. Aquella influye en forma determinante sobre los niveles de fecundidad de una población y, frecuentemente, los descensos de dichos niveles estån asociados a una postergación del inicio de la procreación. El cuadro 3.5 muestra que las mujeres Paraguayas comienzan a tener hijos a edades relativamente jóvenes: la mitad tiene el primer hijo antes de los 22 años, una de cada tres lo tiene antes de los 20 años, y alrededor del 15 por ciento antes de cumplir 18 años (exceptuando el grupo de madres menores de 20 anos de edad). Además, comparando la edad mediana de los distintos grupos de edad, se nota que ésta permanece más o menos constante alrededor de 21.5 afios. CUADRO 3.5 EDAD AL PRIMER NACIMIENTO: DISTRIBUCION PORCENTUAL DE LAS MUJERES EN EDAD FERTIL POR EDAD AL PRIMER NACIMIENTO, SEGUN EDAD EN EL MOMENTO DE LA ENCUESTA, ENDS-90 Edad al Pr imer Nac imiento Grupos Sin Menos de 25 A~os NUmero de de Edad Hi jos 15 A~os 15-17 18-19 20-21 22-24 y Mâs Total Mujeres Med iana 15 19 85.9 0.8 9.2 4.1 . . . . . . i00.0 1,263 a 20 24 43.6 I.i 14.9 21.1 12.1 7.2 -- i00.0 1,003 a 25 29 19.7 0.9 16.2 18.7 17.7 17.6 9.2 I00.0 988 21.6 30 34 8.2 1.8 14.4 17.5 19.2 19.1 19.9 i00.0 839 21.7 35 39 7.8 1.5 11.2 18.5 16.6 19.0 25.4 100.0 690 22.3 40 44 5.7 0.9 13.3 20.2 18.4 19.2 22.3 I00.0 577 21.7 45 49 4.9 1.4 15.4 18.6 18.9 15.2 25.6 100.0 468 21.5 a Indica que el va lor de la mediana estâ por encima del l lmite infer ior del interva lo de edad. La edad al inicio de la procreación varía según las características de la mujer (ver cuadro 3.6). Las mujeres que residen en áreas rurales y en la región Norte tienen el primer hijo a edades m¿s jóvenes que las que residen en áreas urbanas o en otras regiones del país. Las mujeres con mayor nivel de instrucción, secundaria o más, tienen el primer hijo unos tres anos y medio más tarde que las mujeres con menor nivel de instrucción (23.5 en comparación con alrededor de 20.0). 3.5 INTERVALOS ENTRE NACIMIENTOS Otro aspecto relacionado con los niveles y tendencias en la fecundidad corresponde con el tiempo o espaciamiento entre nacimientos. Mayores intervalos de tiempo entre nacimientos no sólo puede significar menor número de hijos, pero también cambios en la distribuci6n de este ntúnero a lo largo del pertodo reproductivo. El cuadro 3.7 contiene la distribuci6n de nacimientos para los cinco años anteriores a la ENDS-90 por intervalo desde el nacimiento vivo previo y según características demogråficas de las madres. 29 CUADRO 3.6 EDAD AL PRIMER NACIMIENTO POR CARATERISTICAS GENERALES: EDAD MEDIANA AL PRIMER NACIMIENTO ENTRE LAS MUJERES 25-49 A~OS, POR GRUPOS DE EDAD ACTUAL SEGUN LUGAR DE RESIDENCIA Y NIVEL DE INSTRUCCION, ENDS-90 Edad de la Mujer en el Momento de la Encuesta Total Caracter ís t icas 25-29 30-34 35-39 40-44 45-49 25-49 Arca de Res idencia Urbano 22.4 22.6 23.1 23.1 23.3 22.8 Rural 20.5 20.6 21.0 20.4 20.4 20.5 Regi6n Asunci6n y AM 22.7 22.4 23.8 23.9 23.9 23.0 Norte 20.7 20.1 20.7 20.6 21.1 28.6 Centro - Sur 21.0 21.9 22.7 21.0 20.4 21.5 Este 20.7 20.9 20.8 20.6 21.2 20.8 Nivel de Instrucción 0 - 2 ANos 18.4 19.1 19.9 19.8 20.3 19.6 3 - 5 A~os 19.2 20.4 20.7 20.7 20.7 20.3 Pr imar ia Completa 21.4 21.4 23.1 21.8 21.8 21.7 Secundar ia o más 23.9 24.1 24.9 25.8 25.3 24.5 Tot~l 21.5 21.6 22.3 21.7 21.5 21.7 Cerca de 38 por ciento de los nacimientos de orden 2 o más ocurridos en los últimos cinco atlos en Paraguay sucedieron dentro de un período de menos de 2 años después del último nacido vivo. Un poco menos de la mitad de estos nacimientos ocurrieron dentro de un plazo de menos de 18 meses. Una mayor incidencia de intervalos cortos entre nacimientos ocurren principalmente entre mujeres menores de 30 años, de mayor orden de nacimiento, residentes de áreas rurales, de la región Norte, y con bajos niveles de instrucción (cuadro 3.7). 3.6 FECUNDIDAD DEADOLESCENTES La conducta reproductiva de los adolescentes es un tópico de preocupación, no solo en 1o relacionado con embarazo, aborto y concepción de los niños pero también en relación con las consecuencias económicas y de salud. Aunque las tasas de fecundidad de los adolescentes han descendido durante los últimos 20 años, su conducta reproductiva es una gran preocupaci6n en la mayoría de los llamados países en vIas de desarrollo. Comparado con los cambios en fecundidad observados en los grupos de mujeres de mayor edad, en la mayorIa de los casos como resultado del uso de métodos de planificación familiar, las reducciones en la fecundidad de adolescentes son principalmente obtenidas mediante la postergación de la primera unión (United Nations, 1989). El cuadro 3.8 contiene el porcentaje de adolescentes (MEF, 15-19 afios de edad) con al menos un hijo nacido vivo o que estaban embarazadas por primera vez al momento de la encuesta, según características seleccionadas. Estos dos grupos representan 17 por ciento del grupo de mujeres 15-19 años de edad, siendo la mayorIa de ellas aquellas que han tenido al menos un hijo vivo (14 por ciento). La incidencia de alguna matemidad o embarazo es mas frecuente entre adolescentes de edades 18 y 19, de aéreas rurales, de las regiones Norte y Este y con bajo o ningún nivel de instrucción. De aquellas mujeres con al menos un nacido vivo (14 por ciento), sólo un tres por ciento han tenido dos o mis hijos. Adolescentes con mas de un hijo nacido vivo son mas frecuentes entre aquellas mujeres en las edades 18 y 19 (ver cuadro 3.9). 30 CUADRO 3.7 INTERVALO ENTRE NACIMIENTOS: DISTRIBUCION PORCENTUAL DE NACIMIENTOS EN LOS CINCO A~OS ANTERIORES A LA ENCUESTA POR INTERVALO DESDE EL NACIMIENTO ANTERIOR SEGUN CARACTERISTICAS ESPECIFICAS, ENDS-90 Número de Meses desde el Nacimiento Anterior Caracterlsticas 7-17 18-23 24-36 36-47 48 y mas Total N6mero Mediana Edad 15-19 36.3 33.0 25.0 4.6 1.2 I00.0 40 20.7 20-29 21.1 24.8 29.5 11.9 12.7 10O.0 1,227 25.1 30-39 14.3 19.2 29.4 12.1 25.0 i00.0 4,325 29.5 40 y mús 9.8 13.5 32.7 13.5 30.6 i00.0 401 33.5 Orden de Nacimiento 2-3 17.1 19.2 23.4 12.9 27.4 100.0 1,348 30.0 4-6 15.4 22.9 34.5 11.2 16.0 100.0 992 26.8 7 y mas 18.2 21.4 36.0 11.8 12.5 I00.0 653 25.9 Sexo del Nacimiento Previo Hombre 17.6 20.5 31.1 11.7 19.1 IO0.0 1,537 27.5 Mujer 45.9 21.4 28.5 12.6 21.7 iO0.0 1,456 28.0 Sobrevivencia del Nacimiento Previo vivo 16.6 20.7 29.9 42.1 20.8 I00.0 2,886 27.9 Muerto 22.3 27.5 27.1 13.2 9.9 iOO.O 107 24.0 Area de Residencia Urbano 15.7 17,1 24.0 13.8 29.4 i00.0 1,268 32.0 Rural 17.6 23.8 34.1 10.8 13.8 10O.0 1,725 25.8 Rugl6n Gran Asunción 17.2 16.2 22.9 13.0 30.7 lO0.0 758 31.6 Norte 17.2 25.2 35.2 10.9 11.6 I00.0 472 25.5 Centro - Sur 16.3 20.7 32.6 ll.O 19.4 100.0 820 27.6 Este 16.6 22.8 30.3 13.0 17.3 100.O 943 27.2 Nivel de Instrucci6n 0 - 2 A~OS 17.2 25.9 33.2 9.4 14.4 i00.0 456 25.3 3 - 5 A~os 16.5 22.8 33.7 11.5 15.4 i00.0 1,133 26.5 Primaria Completa 17.7 17.7 26.8 13.6 24.2 100.0 766 29.7 Secundaria o mús 15.6 17.9 23.9 13.4 29.1 I00.0 634 30.9 Total 16.8 20.9 29.8 12.1 20.4 I00.0 2,993 27.7 3] CUADRO 3.8 FECUNDIDAD ENTRE ADOLESCENTES: PORCENTAJE DE ADOLESCENTES 15-19 QUE SON MADRES O ESTAN EMBARAZADAS CON SU PRIMER HI JO SEGUN CARACTERISTICAS, ENDS-90 NUmero Embarazadas de Caracter is t icas Madres Pr imer Hijo Total Mujeres Edad 15 2.5 1.1 3.6 269 16 4.7 1.1 5.8 263 17 11.4 3.8 15.1 233 18 22.9 4.2 27.1 298 19 30.6 3.7 34.3 238 Atea de Res idencia Urbano 10.5 2.3 12.8 637 Rural 17.7 3.1 20.8 626 Nivel de Instrucci6n 0 - 2 A~os 29.9 4.1 34.0 58 3 - 5 A~os 26.2 4.5 30.7 287 Pr imar ia Cempleta 15.5 2.9 18.4 385 Secundar ia o mås 4.7 1.5 6.2 531 Región Gran Asunc iôn i0.0 0.7 10.7 389 Norte 20.1 3.7 23.8 453 Centro - Sur 13.5 2.6 16.4 373 Este 16.5 4.4 20.9 348 Total 14.1 2.7 16.8 1,263 CUADRO 3.9 HI JOS NACIDOS VIVOS ENTRE ADOLESCENTES: DISTRIBUCION PORCENTUAL DE ADOLESCENTES 19-19 A~OS POR NUMERO DE HIJOS NACIDOS VIVOS SEGUN EDAD, ENDS-90 Promedio Edad SiD 2 Hijos de Nacidos Numero de Actual Hi jos 1 Hijo o Mas Total Vives Mujeres 15 97.5 2.5 0.0 i00.6 0.0 269 16 95.3 4.2 0.5 i00.0 0.i 263 17 88.6 10.3 i.] i00.0 0.I 233 18 77.1 19.6 3.9 I00.0 0.3 258 19 69.5 21.6 8.9 I00.0 0.4 238 Total 85.9 14.3 2.8 100.0 0.2 1,262 32 CAPITULO IV NUPCIALIDAD Y EXPOSICIÓN AL RIESGO DE EMBARAZO En este capítulo se analizan otros de~rminantes pr6ximos de la fecundidad, diferentes de la anticoncepción, como son nupcialidad y actividad sexual, duración tanto de amenorrea de postparto como de abstinencia de postparto, y no susceptibilidad al riesgo de embarazo asociada con esas prácticas. Dentro del tópico de la nupcialidad, la formaci6n de uniones legales o consensuales se considera como un indicador básico de la exposici6n al riesgo de embarazo y cuyas características tienen implicaciones sobre el curso de la fecundidad. También es de particular importancia la estructura y la edad a la primera uni6n como una primera indicación del comienzo de la vida reproductiva. Seguidamente se estudia el concepto de exposición al riesgo de embarazo dentro del marco de exposición a las relaciones sexuales y de la capacidad biológica de la mujer de concebir y dar a luz un hijo. Posteriormente se analizan los periodos de infertilidad postparto para distintos subgrupos poblacionales, bien sea por amenorrea o por abstinencia de postparto como factores que en ausencia del uso de anticoncepción, constituyen el determinante más importante de los intervalos entre nacimientos. 4.1 ESTADO CONYUGAL ACTUAL Y EDAD A LA PR IMERA UNIÓN En la sección sobre nupcialidad de la ENDS-90 se preguntó a cada mujer si había estado casada o unida alguna vez, y en caso afirmativo, cual era su estado conyugal en ese momento. En el cuadro 4.1 y la gráfica 4.1 se presenta la distribución de MEF según estado conyugal, clasificadas por edad de la mujer. CUADRO 4.1 ESTADO CIVIL ACTUAL: DISTRIBUCION PORCENTUAL DE LAS MUJERES EN EDAD FERTIL POR ESTADO CIVIL SEGUN EDAD AL MOMENTO DE LA ENCUESTA, ENDS-90 Grupos Separada de Edad Soltera Casada Unida Viuda Divorcida Total N~mero 15-19 84.6 8.2 5.9 0.0 1.3 100.0 1,262 20-24 43.2 34.8 18.0 0.I 3.9 100.0 1,003 25-29 21.5 52.9 18.4 0.4 6.5 100.0 988 30-34 9.3 67.6 16.6 0.8 5.6 100.0 839 35-39 9.2 67.0 15.6 0.5 7.5 100.0 690 40-44 4.5 73.1 14.4 1.0 6.9 100.0 577 45-49 7.4 69.6 11.4 4.9 6.7 100.0 468 Total 32.9 47.2 14.1 8.7 8.0 100.0 5,827 El 33 por ciento de las mujeres se declararon solteras. El 47 por ciento de las mujeres respondieron estar casadas. La proporción de uniones informales en el Paraguay (14 por ciento) no es tan alto como en otros países de América Latina (Guatemala, 26 por ciento; Colombia, 19 por ciento) pero es ligeramente superior a Bolivia (10 por ciento). El porcentaje de mujeres que nunca han entrado en unión disminuye rápidamente con la edad hasta un poco menos de 6 por ciento de las mujeres mayores de 40 años. 33 100 80 60 40 20 0 GRAFICA 4.1 ESTADO CIVIL POR EDAD DE LA MUJER Porcentaje 15 20 25 30 35 40 45 Edad de las Mujeree Solteras ~ Casadas ~ Unidas | I 1 Separadas/Dlv, [~ Viudas ENDS-90 4.2 EDAD A LA PRIMERA UNIÓN Y A LA PRIMERA RELACIÓN SEXUAL Si bien no necesariamente la edad a la primera unión siempre coincide con el comienzo de las relaciones sexuales, constituye de todas maneras un indicador importante del comienzo de la exposición al riesgo de embarazo. La proporcirn de mujeres que se han casado hasta ciertas edades exactas (15, 18, 20, 22 y 25) se presenta en el cuadro 4.2 según edad de las mujeres al momento de la entrevista. La información correspondiente a la primera relación sexual aparece en el cuadro 4.3. Para ciertas cohortes (grupos de edad) se ha calculado además la edad mediana a la primera uni6n y la edad mediana a la primera relación sexual, es decir, edad a la cual se ha unido (o tenido la primera relación sexual) el 50 por ciento de la cohorte. Se han excluido de los cálculos aquellos grupos de edad en los cuales menos de la mitad de esas mujeres se casaron (o tuvieron la primera relaci6n) antes de los 20 años. Por otro lado, debe tenerse presente que las cifras por encima y a la derecha de la lInea discontinua se refieren a cohortes de mujeres cuya experiencia es incompleta en el momento de la encuesta. La comparación de las proporciones acumuladas a cada edad permite hacer inferencias sobre posibles tendencias en la edad a la primera unión entre las distintas cohortes (véase el cuadro 4.2). Si se exceptúa la cohorte de 45-49 afios en el momento de la ENDS-90 para quienes los datos se espera que sean menos confiables, parecería que la edad a la primera unión ha permanecido invariable en el Paraguay en los últimos 20 años. Sin embargo, de la comparación de la proporción de mujeres casadas antes de los 16 años (3.5 por ciento para la cohorte 40-44 y 2.7 para 15-19) podría inferirse una posible tendencia a la disminución de los matrimonios o uniones tempranas. El que la edad a la primera unión ha permanecido invariable en el Paraguay también se concluye del análisis de las edades medianas presentadas en la última columna del cuadro 4.2, la cual indica que ha permanecido cercana a los 21 años. Los resultados que se presentan en el cuadro 4.3 sobre las proporciones de mujeres que han tenido la primera relación sexual antes de las edades exactas 15, 18, 20, 22 y 25; y la edad mediana a la 34 CUADRO 4.2 EDAD A LA PR IORA UNION: PORCENTAJE DE MUJERES ALGUNA VEZ UNIDAS HASTA EDADES EXACTAS ESPECIFICADAS Y EDAD MEDIANA A LA PRIMERA UNION POR GRUPOS DE EDAD ACTUAL, ENDS-90 Grupos de Edad N0nca Edades Especlflcas se Edad 15 18 20 22 25 Casaron N~mero Mediana 15-19 2.7 . . . . . . . . B4.6 1,262 a 20-24 3.2 24.2 40.6 . . . . 43.2 1,003 a 25-29 3.2 25.8 44.7 57.3 72.2 21.5 988 20.8 30-34 3.2 23.5 43.1 59.7 74.9 9.3 839 20.8 35-39 2.4 20.3 38.8 52.2 68.0 9.2 690 21.7 40-44 3.5 23.4 44.4 59.4 74.3 4.5 577 20.6 45-49 3.1 24.8 42.3 57.5 70.1 7.4 468 23.0 20-49 3.1 23.8 42.3 56.2 68.7 18.6 4t565 a 25-49 3.1 23.7 42.8 57.2 72.1 11.7 3,562 20.9 alndica que el valor de la mediana estâ por encima del límite inferior del intrevalo de edad. CUADRO 4.3 EDAD A LA PRIMERA R£LACION SEXUAL: PORCENTAJE ACUMULADO DE MUJERES QUE HAN TENIDO RELACIONES SEXUALES A EDADES EXACTAS SELECCIONADAS Y EDAD MEDIANA A LA PRIMERA RELACION POR GRUPOS DE EDAD ACTUAL, ENDS-90 NOnca Grupos Edad a la Primera Relaclon han Edad de Edad 15 18 20 22 25 Tenido N~mero Mediana 15-19 5.5 . . . . . . . . 69.9 1,262 a 20-24 5.0 38.6 61.2 . . . . 22.4 1,003 18.9 25-29 5.1 37.1 61.2 72.6 86.8 9.0 988 19.0 30-34 4.7 35.4 58.7 73.7 87.8 1.7 839 19.0 35-39 3.9 30.0 52.0 66.3 82.9 1.9 690 19.8 40-44 4.6 33.5 56.5 72.6 86.7 1.4 577 19.4 45-49 5.2 33.8 53.8 70.6 82.7 1.0 468 19.5 20-49 4.8 35.2 58.0 71.4 83.8 7.8 4,565 19.2 25-49 4.7 34.3 57.1 71.4 85.7 3.6 3,562 19.3 ¿Indica que el valor de la mediana está por encima del llmlte ~nferlor del intrevalo de edad. primera relación, permiten concluir que la primera relación sexual ocurre en promedio dos afios antes de la primera unión. Consistentemente la edad mediana a la primera relación tiende a ser menor entre las mujeres más j6venes, pasando de un valor ligeramente menor de 20 afios en aquellas mujeres de 30 o más afios, a alrededor de 19 afios para el grupo de mujeres menores de 30 afios. Esta información es consistente con el hecho de que las proporciones acumuladas de mujeres que han tenido la primera relación aumenta en forma sistemática para todas las edades. Diferenciales Socioeconómicos La edad mediana a la primera unión y a la primera relación se detallan por edad de la mujer según sitio de residencia y nivel educativo en los cuadro 4.4 y 4.5. Las mujeres de las zonas urbanas del 35 CUADRO 4.4 EDAD MEDIANA A LA PRIMERA UNION: EDAD MEDIANA A LA PRIMERA UNION ENTRE LAS MUJERES 20-49 A~O8 POR GRUPOS DE EDAD ACTUAL SEGUN CARACTERISTICAS ESPECIFICAS, ENDS-90 Edad de la Mujer en el Momento de la Encusesta Total Caracterlst icas 25-29 30-34 95-39 40-44 45-49 25-49 Area de Residencia Urbano 21.7 21.5 22.1 21.7 22.5 21,8 Rural 19.5 19.9 21.0 19.7 19.5 19.8 RegiOn de Residencia Gran AsunciOn 21.9 21.4 22,6 21.7 22.6 21.9 Norte 19.6 19.6 20.1 19.8 20.3 19.9 Centro - Sur 21.0 20.8 22.6 19,9 19.6 20.9 Este 19.7 20.2 20.1 20.3 20.6 20.1 Nivel de InstrucciÓn 0 - 2 AAos 17.8 19,3 19.9 18.9 18.9 18,8 3 - 5 ASes 18.4 20.6 19.9 19.9 20.3 19.8 Primaria Completa 20.7 21.9 22.6 20.6 20.6 20.9 Secundaria o mås 23.0 26.8 24,0 24.5 23.9 23.3 Total 20.8 20.8 21.7 20.6 21.0 20.9 CUADRO 4.5 EDAD MEDIANA A LA PRIMERA RELACION: EDAD MEDIANA A LA PRIMERA RELACION ENTRE LAS MUJERES 20-49 ASOS POR GRUPOS DE EDAD ACTUAL SEGUN CARACTERISTICAS ESPECIFICAS, ENDS-90 Edad de la Mujer en el Momento de la Encuesta Tot£l Total Característ icas 20-24 28-29 30-34 35-39 40-44 45-49 20-49 25-49 Atea de Residencia Urbano 19.3 19.4 19.3 20.3 20.1 20.6 19,7 19,8 Rural 18.4 18.3 18.7 19.1 18.7 18.6 18.6 18,7 Reglbn Gran AsunciSn 19,4 19.5 19.1 20.5 20.3 20.6 19.8 19,9 Norte 18.6 18.9 18.6 18.6 18.9 19.2 18.8 18,8 Centro - Sur 19.1 18.9 19.5 20.3 18.8 18.5 19.1 19,1 Este 18.3 18.0 18.7 18.9 18.9 19.4 18.6 18,7 Nivel de Instruccl6n 0 - 2 Afios 16.8 17.1 17.6 18.0 17.8 18.0 17.7 17,8 3 - 5 Ahos 17.5 17.5 18.4 18.9 18,7 19.0 18.2 18,4 Primaria Completa 18.5 18.9 18.9 20.4 19.7 19,9 19.2 19,4 Secundaria o más 20.7 20.4 20.7 22.0 22.7 22.0 -- 21,2 Total 18.9 19.0 19.0 19.8 19.4 19.5 19,2 19,3 Paraguay se casan dos años más tarde que las que residen en el campo (aproximadamente 22 y 20 a~os respectivamente). El análisis por grupos de edad indica que esta diferencia se ha mantenido desde hace muchos anos y que no hay una tendencia aparente a aumentar o disminuir. Lo mismo puede decirse de las mujeres residentes en Asunción y su área metropolitana con respecto al resto del país. Las mayores diferencias en la edad a la primera unión se observan para los grupos educacionales: a mayor nivel de instrucción mayor es la edad de ingreso a la primera uni6n. La edad mediana a la 36 primera unión de las mujeres 25-49 años y con cinco o menos allos de instrucción es alrededor de tres aflos menor que la correspondiente al grupo con educaci6n secundaria o más. Conclusiones similares se obtienen del análisis de la edad mediana a la primera relaci6n para los distintos subgrupos poblacionales. Un resultado adicional es la mayor edad mediana a la primera relación que se observa en las zonas urbanas del país, especialmente el Gran Asunción y entre mujeres con instmcción secundaria o más. 4.3 ACT IV IDAD SEXUAL RECIENTE La probabilidad para una mujer de quedar embarazada está directamente relacionada con la frecuencia de relaciones sexuales en ausencia de protección anticonceptiva. En el cuadro 4.6 se presenta información sobre la frecuencia de las relaciones sexuales como un refinamiento de la medición de la exposición al riesgo de embarazo según antecedentes de la informante: edad, duración de la unión, lugar de residencia, nivel de instrucción y método usado en la actualidad. El cuadro presenta para cada grupo la proporci6n global de mujeres sexualmente activas en las últimas cuatro semanas, y para las no sexualmente activas, la duración de la abstinencia de postparto. Si se excluyen las mujeres que no están usando métodos, las que nunca han estado en uni6n y las de 15-19 afios (este último grupo compuesto en gran medida por mujeres solteras y mujeres que no usan anticoncepción), la proporci6n de mujeres sexualmente activas es bastante uniforme en todos los grupos estudiados y está alrededor del promedio nacional de 78 por ciento para todas las edades, lugares de residencia y niveles de educación. Como es de esperar, los mayores niveles de actividad sexual se encuentran entre las mujeres que estån usando métodos (entre 88 y 96 por ciento) y entre las mujeres unidas (entre 79 y 86 por ciento). Existe una leve diferencia en los niveles de actividad sexual según la región de residencia, con un mínimo de 75 por ciento en el Gran Asunción y 81 por ciento en el Este del pals. De las mujeres que no se declararon sexualmente activas (22 por ciento) la gran mayoría estaban en abstinencia no de postparto con una duraciún de menos de 2 afios. Este grupo está conformado primordialmente por mujeres 15-19 o 45-49 años, que nunca han estado en unión, o no usan métodos de planificaci6n familiar, 4.4 INFERT IL IDAD POSTPARTO La disminución del riesgo de embarazo inmediatamente después del nacimiento de un hijo depende en parte de la práctica de la lactancia y de la duración de la abstinencia sexual postparto. En la ENDS-90 se preguntó a todas las mujeres que habían tenido un hijo en los 5 años anteriores a la encuesta si continuaban amamantando al último hijo, si habían reiniciado las relaciones sexuales y, en caso afirmativo, al cuanto tiempo habfan tenido su menstruación. Con esta informaci6n es posible realizar estimaciones de la duración de la amenorrea, la abstinencia postparto, y el período de no susceptibilidad al riesgo de embarazo, según el tiempo transcurrido, en meses, desde el nacimiento del último hijo. El cuadro 4.7 y la gráfica 4.2 presenta, para distintas duraciones desde el nacimiento, la proporción de niños cuyas madres están en cada uno de los estados mencionados. Al momento de la entrevista, 17 por ciento de las madres de niños menores de 3 años estaban en amenorrea de postparto, y 11 por ciento en abstinencia. Para un 22 por ciento de nacimientos las madres estaban bien amenorreicas o bien en abstinencia de postparto y por lo tanto no susceptibles al riesgo de embarazo. 37 CUADRO 4.6 ACTIVIDAD SEXUAL RECIENTE: ENTRE LAS MUJERES QUE HAN TENIDO RELACIONES SEXUALES, PORCENTAJE DE SEXUALMENTE ACTIVAS Y ENTRE LAS NO SEXUALMENTE ACTIVAS, PORCENTAJE EN ABSTINENCIA DE POSTPARTO (PP) POR DURACION DE ELLA SEGUN CARACTERISTICAS SOCIOECONOMICAS, ENDS-90 Act ivas No Activas en las Ult imas Semanas en las 4 Abst inencia PP No en Abst inencia PP Ult imas 0-I 2+ O-I 2+ Sin Carater is t icas Semanas Sem. Sem. Sem. Sem. Datos Total Número Grupos de Edad 15-19 64.3 10.7 1.0 20.2 3.4 0.4 i00.0 380 20-24 75.3 8.6 1.7 11.2 2.7 0.5 100.0 778 25-29 76.8 6.0 1.2 12.8 2.7 0.5 i00.0 899 30-34 82.8 4.1 0.8 8.1 3.5 0.7 100.0 825 35-39 79.7 2.8 1.6 9.7 4.6 1.5 100.0 676 40-44 84.5 1.6 I.i 5.6 6.1 1.0 100.0 569 45-49 73.0 0.1 1.0 i0.0 14.8 1.2 100.0 463 Duracion de la Uni6n 0-4 84.5 7.0 0.I 7.5 0.i 0.7 100.0 837 5-9 85.4 3.7 0.4 8.2 1.3 0.9 100.0 853 10-14 85.4 3.6 0.5 8.1 1.9 0.6 100.0 803 15-19 85.9 1.6 0.4 7.2 3.6 1.3 I00.0 585 20-24 82.3 2.1 0.9 6.1 7.9 0.7 100.0 435 25+ 79.4 0.1 0.9 7.9 10.6 1.2 100.0 398 Nunca en Uni6n 38.8 12.7 5.4 28.3 14.2 0.6 I00.0 679 Atea de Res idencia Urbano 76.0 3.8 0.8 12.7 5.8 0.9 100.0 2,568 Rural 79.6 6.3 1.6 8.1 3.6 0.8 100.0 2,022 Regi6n Gran Asunción 74.6 3.6 0.6 13.6 6.7 0.9 100.0 1,642 Norte 79.8 5.6 2.2 8.6 3.1 0.7 100.0 500 Centro - Sur 77.0 6.4 1.8 10.7 3.7 0.4 I00.0 1,221 Este 81.3 4.8 1.6 7.6 4.0 1.2 100.0 1,227 Nivel de InstrucciÓn S - 2 A~os 76.9 5.1 2.1 7.5 7.3 1.2 100.0 496 3 - 5 A~os 80.2 6.0 i.I 7.3 4.8 0.5 I00.0 1,369 Pr imar ia Completa 77.3 4.6 1.6 ii.9 3,9 0.7 100.0 1,281 Secundar ia o mås 75.5 4.0 0.7 13.9 4.8 i.i 100.0 1,438 Método Usado No M~todo 66.4 8.1 2.1 14.8 7.8 0.9 100.0 2,682 Past i l la 95.7 0.0 0.0 3.4 0.0 0.9 100.0 513 DIU 92.5 0.8 0.0 5.2 1.5 0.0 I00.0 216 Ester i l izac iÓn 87.6 1.6 0.0 6.9 2.9 1.0 100.0 283 Abst inencia Per i6dica 90.2 1.0 0.0 8.8 0.0 0.0 I00.0 136 Otros 94.8 0.0 0.0 4.4 0.0 0.8 100.0 760 Total 77.6 4.9 1.2 10.7 4.8 0.8 100.0 4,590 Si se interpreta la distribuci6n del cuadro 4.7 como una cohorte hipotética, similar a la columna 1~ de una tabla de mortalidad, se puede estimar en que momento después del nacimiento el 50 por ciento de los niflos tienen sus madres amenorreicas, o en abstinencia, o no susceptibles al embarazo, es decir la duración mediana para cada evento. Para el cålculo se suavizan primero las distribuciones y se hace luego una interpolación entre los grupos que contienen el 50 por ciento de la distribución. Los resultados indican que la mitad de las mujeres todavía estån amenorreicas después de 4.6 meses desde el nacimiento, en abstinencia después de 2.3 meses e insuceptibles después de 5.4 meses. 38 CUADRO 4.7 AMENORREA POSTPARTO, ABSTINENCIA E INSUSCEPTIBIL IDAD PORCENTAJE DE NACIMIENTOS CUYAS MADRES ESTAN EN AMENORREA, ABSTINENCIA DE POSTPARTO Y NO SUSCEPTIBILIDAD AL EMBARAZO SEGUN MESES DESDE EL NACIMIENTO, ENDS-9O Número Meses dedo En En No de Na- el Nacimiento Amenorrea Abst inencia Susceptible cimientos <2 96.9 87.0 98.5 93 2-3 65.2 34.6 71.1 171 4-5 46.1 10.2 52.0 140 6-7 36.3 14.3 42.3 140 8-9 24.2 8.6 29.8 130 10-11 20.1 10.2 27.4 118 12-13 I6.3 12.9 27.7 127 i4-15 9.5 4.6 12.5 145 16-17 3.0 7.9 10.0 133 18-19 3.3 3.3 6.6 133 20-21 1.4 3.5 4.6 149 22-23 1.6 4.3 6.0 129 24-25 1.8 4.6 5.6 142 26-27 0.0 2.3 2.3 133 28-29 0.0 3.5 3.5 129 30-31 0.0 2.6 2.6 126 32-33 0.0 3.0 3.0 136 34-35 0.9 2.9 3.8 153 Total 17.4 11.2 22.1 2,426 Mediana 4.6 2.3 5.4 -- Promedio 6.8 4.7 8.4 -- Prevalencia/ Inc idencia 6.2 4.0 7.8 -- Otra forma de estimar el período de infertilidad postparto consiste en calcular, a partir de las mismas distribuciones del cuadro 4.7, la duración promedio de amenorrea, abstinencia de postparto y del período de no susceptibilidad, ponderando la duración de cada intervalo con las respectivas proporciones de mujeres. Según este procedimiento, la duraci6n promedio de amenorrea, abstinencia postparto e insuceptibilidad es de 6.8, 4.7 y 8.4 meses respectivamente. La duración mediana de la amenorrea y la abstinencia de posparto, al igual que la duración del período de infertilidad postparto se ha estimado también según lugar de residencia, nivel de educación y grandes grupos de edad (v6ase el cuadro 4.8). La mitad de las mujeres de 30 aflos o más, las de niveles de instmcci6n superior, las residentes en las ¿reas rurales y en el Norte y Centro-Sur del país, tienen alrededor de 5 meses o mas de amenorrea y no susceptibilidad al riesgo de embarazo. Los períodos de abstinencia postparto son bastante uniformes entre categorIas de las variables analizadas. 4.5 EXPOSIC IÓN AL R IESGO DE EMBARAZO ENTRE LAS MUJERES DE 30+ AI~OS A partir de los 30 años, la exposición al riesgo de embarazo disminuye con la edad. El cuadro 4.9 presenta tres indicadores de infertilidad: 39 GRAFICA 4.2 PORCENTAJE DE MUJERES EN AMENORREA ABSTINENCIA Y NO SUSCEPTIBLES Porcentaje de Mujeres 100 , 80 60 40 20 0 0 " L ' $ " " " t "~~~~ ~ ~ = i - i 6 12 18 24 30 36 Meses Desde el Nac imiento ENDS-90 Menopausia, calculada como la ausencia del período menstrual durante 6 meses entre mujeres que no están ni embarazadas ni en amenorrea de postparto. Infecundidad, calculada como la ausencia de nacimientos vivos en los últimos cinco años entre mujeres que estuvieron continuamente en unión y que no usaron anticoncepci6n. Abstinencia prolongada, calculada como la ausencia de relaciones sexuales en los últimos tres años entre mujeres en unión. Alrededor del 9 por ciento de las mujeres mayores de 30 años se consideran menopáusicas. Menos del 5 por ciento de las mujeres de 40 y 41 attos se incluyen en esta categoría pero el porcentaje aumenta rápidamente a partir de los 42 allos y alcanza el 44 por ciento entre las mujeres de 48 y 49 atios. Menos del 1 por ciento de las mujeres en unión mayores de 30 apios se han abstenido de relaciones sexuales por más de 3 años, excepto las mujeres de 48 y 49 años entre quienes la abstención es cercana al 5 por ciento. Por otra parte, más de la mitad de las mujeres entre 30 y 49 años pueden considerarse como infecundas; entre las mujeres mayores de 46 años, el porcentaje es superior al 80 por ciento. 40 CUADRO 4.8 DURACION DE AMENORREA E INSUSCEPTIBILIDAD: MEDIANA DE MESES EN AMENORREA, ABSTINENCIA Y DE SUSCEPTIBILIDAD DE POSTPARTO POR CARACTERISTICA8 ESPECIFICAS, ENDS-98 En En Abs- No Sus- N~mero de Caracter ist icas Amenorrsa t inencia ceptible Nacimientos Edad de la Madre <30 4.2 2,3 5.0 1,410 30+ 5.8 2,2 6.2 1,016 Atea de Residencia Urbano 4.1 2.2 4.7 1,098 Rural 5.8 2.2 6.9 1,328 RegiÓn Gran Asunci6n 3.9 2.3 4.6 681 Norte 6.1 2.1 6.4 364 Centro - Sur 5.4 2.5 5.9 642 Este 4.3 2.0 5.6 739 Nivel de Instrucci6n 0 - 2 Anos 8.8 2.8 6.4 293 3 - 5 A~os 5.3 2.4 6,2 836 Primaria Completa 4.3 2.3 5,2 672 Secundaria o más 4.2 2.1 4.7 624 Total 4.6 2.3 5,4 2,426 CUADRO 4.9 INDICADORES DE TERMINACION DE EXPOSICION: INDICADORES DE MENOPAUSIA, INFECUNDIDAD TERMINAL Y ABSTINENCIA PROLONGADA PARA MUJERES EN UNION ENTRE 30 Y 49 A~OS DE EDAD, ENDS-90 Meno- Abst inencia Edad pausica Infecunda Prolongada 30-34 0.2 22.2 O.O 35-39 2.5 38.1 O.0 40-4] 4.6 58.4 0.6 42-43 9.9 57.8 1.4 44-45 13.4 68.5 0.7 46-47 25.9 82.0 1.5 48-49 43.7 92.5 4.7 Total 8.7 54.2 0.6 41 CAPITULO V PLANIFICACIÓN FAMILIAR: CONOCIMIENTO DE MÉTODOS Y DE FUENTES El estudio de la prevalencia del uso de anticoncepci6n adquiere particular importancia, no solo porque es el determinante pr6ximo más importante de la fecundidad, sino por la utilidad práctica y beneficio que de esta información pueden hacer no solamente los administradores de los programas de planificación familiar sino también los responsables de la formulación de políticas de población y salud. En la primera parte de este capítulo se analizan las condiciones previas para la adopción de anticoncepción, como son el conocimiento de métodos y de fuentes de suministro. En una segunda parte se analiza el uso de métodos alguna vez en el pasado y el uso actual de métodos. Finalmente, se consideran factores actitudinales explicativos del no uso de métodos, las intenciones futuras de uso y las actitudes hacia la planificación familiar. 5.1 CONOCIMIENTO DE METODOS Y DE FUENTES DE OBTENCION El cuestionario de la ENDS-90 en Paraguay incluyó una sección completa sobre conocimiento, uso pasado y uso actual de métodos de planificación familiar. La medici6n del conocimiento de métodos anticonceptivos, se hizo preguntando a la entrevistada que métodos conocía o había oído hablar para demorar o evitar un embarazo. Por cada método no mencionado se le lela su nombre y descripción, y se indagaba nuevamente si había oído hablar de él. A las mujeres que conocfan métodos se les preguntó si sabían donde se podía ir a conseguirlos. A las usuarias actuales se les preguntó igualmente en donde obtuvieron el método la última vez. La información del cuadre 5.1 y de la gråfica 5.1 revela que el conocimiento de métodos es casi universal en Paraguay, tanto para las mujeres en unión como para el total de mujeres. La pfldora, las inyecciones y el dispositivo intrauterino son los métodos mas conocidos (90 por ciento de las mujeres en edad reproductiva conocen la plldora). Si se exceptúan la esterilización masculina y los métodos vaginales, conocidos respectivamente por el 16 y el 41 por ciento de las mujeres, dos de cada tres mujeres conoce otros métodos modernos. El método de Billings es el menos conocido, por casi el 40 por ciento de las mujeres. Más de dos terceros partes de las mujeres conoce algún método tradicional y el 80 por ciento conoce los yuyos o hierbas nativas. Para evaluar adecuadamente el grado de conocimiento de los anticonceptivos se requiere precisar ademås si las mujeres saben donde pueden abastecerse si quisieran usarlos. Esta informaci6n se obtuvo preguntando a todas las mujeres que hablan declarado conocer un método, a dónde irfan si ellas quisieran obtenerlo (o donde obtendrfan consejo en el caso del método de abstinencia periódica o de Billings). Prácticamente todas las mujeres que conocen algún método saben también donde obtenerlo. Entre las mujeres casadas, por ejemplo, el 90 por ciento de quienes declaran conocer un método sabe también donde abastecerse, lo cual indica que las mujeres que conocen métodos están relativamente bien infotmadas y no es que solamente han oído hablar de ellos ocasionalmente. Mas de dos terceras partes de las mujeres en unión conocen fuentes para la pfldora, el dispositivo y las inyecciones y un poco mas de la mitad para el condón y la esterilización femenina. Si se exceptúa la esterilización masculina para la cual apenas el 11 por ciento de las mujeres conocen una fuente, entre los métodos modernos el menor conocimiento de fuentes de obtenci6n lo constituyen los vaginales. El conocimiento de métodos y fuentes está ampliamente difundido en el Paraguay entre los distintos grupos poblacionales. En el cuadro 5.2 se presentan los niveles de conocimiento entre las 43 CUADRO 5.1 CONOCIMIENTO DE METODOS Y FUENTE DE ANTICONCEPCION PORCENTAJE DE MUJERES ENTREVISTADAS QUE CONONCEN METODOS ANTICONCEPTIVOS Y FUENTES DE SUMINISTRO O INFORMACION SEGUN METODO ESPECIFICO, ENDS-90 Conoce Método Conoce Fue~te Métodos Todas Unidas Todas Unidas Cualquier Método 95.1 97.7 85.4 Cualquier M~todo Moderno 93.1 96.3 85.1 Past i l la 89.5 93.6 78.6 DIU 77.4 84.5 58.2 Inyecciones 84.4 88.5 74.2 Vaginales 40.6 45.7 33.7 Condôn 62.5 66.7 50.2 Ester i l i zac iôn Femenina 64.6 70.3 48.2 Ester i l i zac iÓn Mascul ina 15.6 16.4 9.5 Cualquier M6todo Tradic ional 87.4 91.3 25.1 Abst inencia Per i6d ica 51.3 54.6 -- Retiro 44.6 53.3 -- Bi l l ings 38.0 39.9 25.I Yuyos 80.3 85.8 -~ Otros M~todos 2.8 3.4 -- 90.2 89.8 83.9 65.9 78.9 39.0 64.5 54.6 10.7 27.5 27.5 N6mero de Mujeres 5,827 3,574 5,827 3,574 GRAFICA 5.1 CONOCIMIENTO Y USO DE PLANIFICACION FAMILIAR, MUJERES EN UNION 15-49 Porcentaje 100 80 60 40 20 gs/i ~_~ z ~ Conoce M6todo Alguna Vez Us6 [ ~ M~todo Usa Actualmente Moderno I~ Cualquier M~todo 7 ENDS-90 44 mujeres unidas según grupos de edad, lugar de residencia y nivel de instrucción. Solamente las mujeres con menores niveles de instrucción y de residencia rural o en el Norte del país tienen niveles de conocimiento ligeramente diferentes a los del resto del país. Las mayores diferencias se encuentran en el conocimiento de fuentes para métodos modemos. De nuevo los menores niveles de conocimiento de fuentes de suministro se encuentran entre las mujeres con menores niveles de instrucción y las del Norte, si bien los niveles de las residentes en áreas rurales y las mujeres que están al comienzo o al final del perIodo reproductivo difieren de los observados en el resto del pals en forma similar. CUADRO 5.2 CONOCIMIENTO DE METODOS MODERNOS Y FUENTES: PORCENTAJE DE MUJERES UNIDAS QUE CONOCEN POR LO MENOS UN METODO MODERNO Y UNA FUENTE DE INFORMACION O SERVICIOS PARA UN METODO MODERNO SEGUN CARACTERISTICAS ESPECIFICAS, ENDS-9O Conoce Métodos Caracter íst icas Cualquier Moderno Conoce Fuente NUmero para de Moderno Mujeres Edad 15-19 96.8 94.0 83.8 179 20-24 97.8 95.7 87.9 529 29-29 98.3 97.0 92.0 705 90-34 98.4 98.1 93.1 707 35-39 97.8 96.9 92.0 570 40-44 97.4 96.2 89.2 505 45-49 96.1 93.4 82.7 379 Area de Residencia Urbano 98.6 97.9 95.1 1,924 Rural 96.8 94.5 83.7 1,650 Regi6n Gran Asunción 99.4 98.9 97.0 1,205 Norte 93.7 91.6 77.5 416 Centro - Sur 97.1 95.0 87.3 945 Este 97.9 96.5 88.6 1,008 Nivel de InstrucciÖn 0-2 94.5 91.2 74.0 399 3-5 97.1 95.0 87.1 1,123 Primaria Completa 98.1 97.2 90.8 997 Secundaria o más 99.4 99.1 97.9 1,048 Total 97.7 96.3 89.8 3,574 5.2 USO DE METODOS Con el objeto de medir la práctica pasada y actual de métodos anticonceptivos, a todas las mujeres que declararon conocer algún método se les preguntó si lo hab•an usado alguna vez. Los resultados, por grupos de edad, se presentan en el cuadro 5.3 para todas las mujeres en el panel superior y para las mujeres actualmente unidas en el inferior. En términos generales, una de cada dos mujeres paraguayas (51 por ciento) y dos de cada tres de las mujeres actualmente en unión, (70 por ciento), han usado alguna vez un método moderno de anticoncepción. El método más popular, en términos del porcentaje que lo ha usado, es la pfldora, y en segundo lugar, las inyecciones. Entre las mujeres unidas, por ejemplo, el 40 por ciento han usado la pfldora alguna vez y el 24 por ciento las inyecciones. Un poco más de una de cada diez mujeres ha usado 45 CUADRO 5.3 USO DE METODOS: PORCENTAJE DE MUJERES ENTREVISTADAS QUE HAN USADO METODOS ANTI- CONCEPTIVOS POR EDAD AL MOMENTO DE LA ENCUESTA SEGUN METODO ESPECIFICO, ENDS-90 Edad de la Mujer al Momento de la Encuesta Métodos 15-19 20-24 25-29 30-34 35-39 40-44 45-49 Total TOTAL DE MUJERES Cualquier Método 12.1 46,1 63.5 73.0 71.4 63.4 53.8 50.9 Cualquier Método Moderno 8.4 37.2 53.2 61.1 61.0 51.8 44.6 42.0 Pasti l la 5.8 22.7 35.6 42.8 43.2 35.4 28.5 28.3 DIU 0.4 3.9 10.6 13.9 14.9 18.6 10.6 8.4 Inyecciones 3.6 19o8 24.9 27.1 24.9 16.8 I2.4 17.9 Vaginales 8.I 2.6 5.8 7.4 8.6 5.1 4.0 4.4 Condén 1.2 6.5 13.3 16.1 13.0 8.7 8.9 9.1 Ester i l izaciém Femenina 0.0 0.6 2.9 4.8 10.4 12.1 13.2 4.8 Ester i l izaciÔn Mascul ina 0.0 0.0 O.l 0.i 0.0 0.0 0.0 0.0 Cualquier Método Tradicional 7.0 26.8 40.9 45,7 45.0 40.2 31.2 31.5 Abst inencia PeriÓdica 1.8 7.0 I9.0 16,3 15.7 10.6 6.6 9.6 Retiro 2.3 7.6 12.4 13.0 13.0 10.9 9.2 9.1 Bi l l ings 0.5 5.7 8.1 8.4 8.9 6.5 6.3 5.9 Yuyos 4.0 14.2 25.0 25.5 26.0 26.7 18.4 18.4 Otros Métodos 0.3 1.5 I.i 2,3 1.9 1.8 3.1 1.5 Número de Mujeres 1,262 1,003 988 839 690 577 468 5,827 MUJERES ACTUALMENTE CASADAS O UNIDAS Cualquier Método 51.9 67.4 74.9 76.4 74.7 65.9 57.3 69.8 Cualquier Método Moderno 38.6 55.7 63.9 64.1 64.6 53.4 48.2 58.4 Pasti l la 29.7 35.9 43.6 44.9 46.3 36.5 31.1 40.1 DIU 2.2 6.7 14.1 15.5 15.5 13.0 11.8 12.5 Inyecciones 17.1 28.7 28.2 27.4 25.1 16.5 14,6 24.0 Vaginales 0.8 2.8 7.4 7.4 9.4 5.4 4.1 6.1 Condén 4.6 9.7 16.2 17,5 14.2 8.7 10.2 12.9 Ester i l izaciÓn Femenina 0.0 I.i 9.9 5.0 ii.5 13.8 14.6 7.3 Ester i l izacién Mascul ina 0.0 0.0 0.2 0.1 8.0 0.0 0.0 0.I Cualquier Método Tradicional 27.6 38.5 47.5 47.7 46.7 42.2 33.4 42.8 Abst inencia Periôdica 3.9 9.5 14.4 16.6 I5.5 11.3 6.6 12.5 Retiro 7.6 10.7 14.9 14.7 13.7 12.0 10,6 12.8 Bi l l ings I.l 7.6 9.7 9.2 9.2 7.8 6.7 8.1 Yuyos 18.6 21.I 29.3 26.0 26.3 27.3 20.0 25.1 Otros Métodos 1.9 1.9 1.2 2.5 2.0 1.4 3.7 2.0 Número de Mujeres 179 529 705 707 570 505 379 3,574 alguna vez el dispositivo o el condón. Los yuyos, después de la píldora, es el método más frecuentemente usado por las mujeres paraguayas. Si se consideran únicamente las mujeres en unión, las cifras de uso alguna vez según edad de la mujer presentan apenas ligeras variaciones según el método considerado. El uso de la pfldora aumenta desde un 30 por ciento en el grupo 15-19 hasta un máximo de 46 por ciento entre las mujeres 35-39 años. Los niveles de uso del dispositivo, las inyecciones, los vaginales y el condón es similar para las mujeres entre los 25 y los 40 ellos: 15, 27, 8, y 17 por ciento respectivamente. La prevalencia de esterilización femenina aumenta monotónicamente con la edad hasta alcanzar un máximo entre el grupo de 45 a 49 aflos. 46 5.2.1 Prevalencla de Métodos A todas las mujeres que habían usado un método y que no estaban embarazadas en el momento de la entrevista se les pregunt6 si ellas o el marido estaban usando en la actualidad algtha método para evitar un embarazo. A partir de esta información se puede evaluar el uso actual de la anticoncepci6n, es decir, su prevalenela. La prevalencia de uso de anticonceptivos según edad de la mujer se presenta en el cuadro 5.4 para el grupo total de entrevistadas (panel superior) y para las mujeres en unión legal o eonsensual en el momento de la entrevista (panel inferior). La información se presenta para todos los métodos y por métodos específicos. Como se puede apreciar, el 33 por ciento del total de mujeres y el 48 por ciento de las mujeres en unión está usando un método anticonceptivo. Si se excluyen los :Cuyos y otros métodos cuya eficacia es dudosa, el nivel de uso es del 43 por ciento entre las mujeres unidas. Estos resultados indican un aumento apreciable en relaci6n con la situación en 1979 y 1987, cuando la tasa de prevalenela de mujeres en uni6n se estimó en 26 por ciento y 38 por ciento, respectivamente. El uso actual de métodos anticonceptivos aumenta råpidamente con la edad desde un 31 por ciento en el grupo de mujeres en unión de 15 a 19 aflos y alcanza niveles ligeramente cercanos al 50 por ciento para las mujeres entre 25 y 44 años. Alrededor del 33 por ciento de las mujeres de 45 a 49 aflos estaban usando un método en el momento de la entrevista. El cuadro 5.4 muestra que el método mas prevalente es la pfldora, usada por el 14 por ciento de las mujeres en uni6n. Le sigue en importancia la esterilización femenina, seleccionada por un poco más del 7 por ciento de estas mujeres. El dispositivo intrauterino y las inyecciones son usados por algo mds del 5 por ciento de ellas mientras que el uso de métodos vaginales y de condones es relativamente bajo. La importancia relativa de los métodos usados por las mujeres paraguayas se puede apreciar en la gráfica 5.2. La pfldora es el método preferido por las mujeres menores de 35 aflos y la esterilizaci6n por las de mås de 35. El nivel de uso de la pfldora es relativamente alto si se compara con otros palses en América Latina en donde solamente Brasil y Colombia tienen niveles mayores de uso, y similar al de Trinidad y Tobago. El uso de la pfldora en el Paraguay presenta la particularidad de niveles altos entre todas la mujeres menores de 35 agios (alrededor de 17 por ciento), reflejo posiblemente del deseo creciente de regular la fecundidad por parte de las mujeres jóvenes y la disponibilidad del método en las numerosas farmacias del país. La esterilización, por otro lado, presenta niveles relativamente importantes para las mujeres mayores de 35 años (alrededor del 13 por ciento). La comparación de los resultados de la ENDS-90 con los de la Encuesta de Planificación Familiar de 1987 se presentan en la gráfica 5.2. Como se puede apreciar, el nivel de uso de métodos modernos aumentó notablemente entre 1987 y 1990, un poco mås de 6 puntos porcentuales. Todos los métodos, excepto la pfldora experimentaron aumentos y el aumento más importante ocurrió en la prevalencia de la esterilizaci6n la cual pas6 del 4 al 7.4 por ciento. 5.2.2 Diferenciales en los Niveles de Uso Actual En el cuadro 5.5 se presenta la prevalencia de uso entre mujeres en uni6n según método especifico por lugar de residencia, nivel educativo y número de hijos vivos. En la discusión que sigue debe tenerse en cuenta que se trata solamente de mujeres casadas o unidas en el momento de la entrevista, y no de todas las mujeres en edad fértil. La prevalencia de la práctica contraceptiva varía significativamente de un sector a otro de la población paraguaya. Como puede apreciarse, niveles de uso cercanos al 60 por ciento se encuentran entre las mujeres de educación secundaria o más, aquellas con dos hijos o más, y las que residen en Asunción y su årea metropolitana y en otras áreas urbanas (gráfica 5.3). Los menores niveles de uso se encuentran entre las mujeres de la regi6n Norte y aquellas con menores niveles de instrucci6n. Las 47 CUADRO 5.4 USO ACTUAL DE METODOS: PORCENTAJE DE MUJERES ENTREVISTADAS QHE USAN ACTUALMENTE METODOS ANTICONCEPTIVOS POR METODO ESPECIFICO SEGUN EDAD AL MOMENTO DE LA ENCUESTA, ENDS-90 Edad de la Mujer en el Momento de la Encuesta Métodos 15-19 20-24 25-29 30-34 35-39 40-44 45-49 Total TOTAL DE MUJERES Cualquier M~todo 6.5 26.3 40.7 49.4 49.7 48.6 29.7 32.7 Cualquier Método Moderno 4.5 19.2 31.8 35.0 35.1 29.2 23.0 23.6 Past i l la 2.7 9.1 13.2 13.7 10.7 8.9 3.6 8.8 DIU 0.2 2.3 5.5 6.5 6.3 3.9 3.2 3.7 Inyecciones 1.4 5.8 6.3 5.6 5.0 2.5 0.3 4.0 Vaginales 0.I 0.3 1.1 0.6 0.6 0.8 0.3 0.5 Condén 0.2 1.3 2.B 3.7 2.1 0.8 1.9 1.7 Ester i l izac ión Femenina 0.0 0.6 2.9 4.B 18.4 12.3 13.8 4.8 Est er i l izacién Mascul ina 0.0 0.0 0,6 0.1 0.0 0.0 O.O 0.0 Cualquier Método Tradicional 1.9 7.1 8.9 14.3 14.5 16.4 6.7 9.1 Abst inencia Per iódica 0.4 1.1 2.6 4.3 5.2 2.7 1.3 2.9 Retiro 0.6 1.5 1.8 2.5 2.6 3.4 1.9 1.8 Bi l l ings 0.2 1.9 1.6 2,1 1,8 1.9 1.3 1.5 Otros Métodos 0.1 0.3 0.5 0.5 0.8 0.5 0.8 0.4 Yuyos 0.7 2.3 2.3 4.8 4.1 7.9 1.4 3.0 No Usa Actualmente 93.5 73.7 59.3 50.6 50.3 54.4 70.3 67.3 Total 100.0 iO0.0 i00.0 100.0 10O.0 I00.0 100.0 i00.0 Número 1,263 1,063 988 839 690 577 468 5,827 MUJERES ACTUALMENTE CASADAS 0 UNIDAS Cualquier Método 35.4 41.5 52.4 53.8 54.9 50.1 34.5 48.4 Cualquier Método Moderno 26.3 30.5 41.2 38.5 39.5 32.1 26.3 38.2 Past i l la 17.8 16.2 17.8 15.3 12.4 9.5 4.1 13.6 DIU 1.4 3.8 7.2 7.5 7.3 4.0 9.8 6.7 Inyecciones 5.7 7.6 7.1 5.8 5.0 2.8 0.4 5.2 Vaginales 0.5 0.3 1.5 0.7 0.7 1.0 0.3 0.8 Condón 0.8 1.5 3.7 4.2 2.5 0.7 2.3 2.6 Ester i l izac iôn Femenina 0.0 I.i 3.9 5.0 11.5 14.1 15.3 7.4 Ester i l izac iÔn Mascul ina 0.0 0.0 0.0 0.I 0.0 0.0 0.0 0.0 Cualquier Método Tradicional 9.2 II.0 11.2 15.2 15.4 18.1 8.3 13.2 Abst inencia Per iódica 0.8 1.6 3.4 4.9 4.9 2.9 1.6 3.3 Retiro 2.6 2.5 2.5 3,0 3.1 3.9 2.3 2.9 Bi l l ings 0.8 2.5 2.1 2.2 2.0 2.2 1.6 2.0 Otros Métodos 0.7 0.5 0.7 0.6 l.O 0.5 1.0 0.7 Yuyos 4.3 4.0 2.5 4.5 4.4 8.6 1.8 4.3 No Usa Actualmente 64.6 58.5 47.6 46.2 45.1 49.9 65.5 51.6 Total 100.0 100.0 100.0 100.0 i00.0 100.0 10O.O i00.0 N~mero 179 529 705 707 578 505 379 3,574 48 GRAFICA 5.2 USO ACTUAL DE METODOS ANTICONCEPTIVOS ENTRE LAS MUJERES EN UNION, ENF-79, EPF-87 Y ENDS-90 PI Idora 14% ENDS-90 P I Idora 14% Ester l l l zac l /n 4% Dispos i t i vo 5~ Otros Modernoa 6% Trad ic iona les 9% Ss* 62% EPF-87 s tor l l acl n 2% P í ldora 13% Otros Modernos 5 T rad ic iona les 7% NO Usa* 68% • Inc luye el USO de m~todos de e f l cac ia no reconoc ida (Yuyos, h ie rbas) ENF-79 mujeres en åreas urbanas tienen una mayor probabilidad de usar métodos modemos (43 por ciento) en eomparaci6n con las residentes en el campo (26 por ciento) debido en parte a la mayor accesibilidad al dispositivo intrauterino y las inyecciones. La pfldora es prevalente en todos los grupos poblacionales y las únicas desviacioncs se observan entre las mujeres sin ninguna educación o con primaria incompleta y aquellas con educación superior. El dispositivo intrauterino es preferido por las mujeres de mayor nivel de instrucción. A nivel del país, proporciones similares de mujeres en zonas urbanas y rurales han escogido la esterilizaei6n como método de regulaci6n de la fecundidad si bien el método es más prevalente en el Gran Asunci6n y en el Este del pals. Como era de esperarse, los niveles de uso de la esterilización aumentan con la paridez, especialmente a partir del tercer hijo. Niveles similares se encuentran entre las mujeres de menores niveles de instrucción. $.2.3 Fuente de Suministro y Tiempo a la Fuente A las mujeres que estaban utilizando algún método anticonceptivo en el momento de la encuesta se les pregunt6 donde habían obtenido ese método. A las usuarias de métodos tradicionales se les pregunt6 donde habían obtenido la información sobre el uso del método. Los resultados para las principales fuentes de abastecimiento de métodos modernos se presentan en el cuadro 5.6. Los resultados indican que en Paraguay las instituciones del sector privado, especialmente las farmacias, desempeñan un papel predominante en el suministro de anticonceptivos. Casi el 70 por ciento de las usuarias actuales de métodos modernos de planificación obtuvieron el método en establecimientos privados, casi la mitad (48 por ciento) en las farmacias. En lo que respecta a métodos específicos, estas instituciones constituyen la principal fuente de abastecimiento para las usuarias de inyecciones y condones (alrededor del 81 por ciento), pfldora (73 por ciento) y vaginales (57 por ciento). La partieipaci6n del Centro Paraguayo de Estudios de Población (CEPEP) como fuente de abastecimiento de 49 ta O CUADRO 5.5 USO ACTUAL POR CA~CTERIST ICAS GENERALES: DISTRIBUCION PORCENTUAL DE MUJERES ACTUALMENTE UNIDAS POR METODO DE USO ACTUAL S£GUN CARACTERISTICAS ESPECIFICAS, END$-90 Cualquier _ Pas- Caracterlsticas Mêtodo Moderno t i l la DIU Cualqui. Abst ine. Otros No Inyec- vagi - Esteri l izaci6n Mêtodo Per l¿- M6todos Usa ciTn nales Cond6n Femen. Mascul. Tradlc. dlca Retiro Bl l l lnqs Tradlc, Yuyos Actual. Total NtSmero Atea de Residencia Urbano 56.8 42.9 14.4 8.8 6.9 0.9 Rural 38.7 26.2 12.6 2.1 3.2 0.6 ReglTn Gran Asunci6n 59.4 45.0 13.4 10.7 7.0 l.O Norte 35.2 23.9 11.6 3.1 4.2 0.3 Centro - Sur 43.5 29.4 13.6 3.1 4.6 1.0 Este 45.2 33.5 14.5 3.2 4.0 0.5 Nivel de Instruccl6n 0 - 2 Años 30.8 26.6 12.7 2.3 3.4 0.1 3 - 5 A~os 40.2 37.1 15.6 5.3 5.4 G.5 Primaria Completa 50.0 47.7 14.1 11.2 8.5 2.5 Secundaria o m~s 62.4 39.6 7.5 10.7 3.7 ~- Numero de Hijos Vivos Ninguno 21.4 14.1 9.0 -- 3.7 -- 1 43.0 31.7 16.6 4,6 5.9 0,4 2 57.8 42.3 14.8 9.1 7.2 1,6 3 60.0 46.4 15.3 9.1 6.4 0,6 4 o m~s 46.3 32.4 11.8 4.0 3.6 0,7 3.7 8.3 -- 13.8 4.1 2.5 3.0 0.7 3.5 43.2 300.0 1,924 1.2 6.3 0.i 12.5 2.3 3.3 0.9 0.8 5.2 61.3 100.0 1,658 3.7 9.2 -- 14.4 4.8 2.2 3.1 0.8 3.5 40.6 i00.0 1,205 1.3 3.4 -- 11.3 2.1 2.6 1.8 0.2 4.6 64.8 I00.0 416 2.7 4.3 -- 14.1 3.1 3.7 1.0 1.2 5.1 56.5 I00.0 945 1.6 9.7 0.1 11.6 2.2 2.9 1.8 0.3 4.5 54.8 I00.0 1,009 0.7 7.2 0.I 11.4 1.8 3.2 0.6 0.4 5.2 62.2 10O.0 1,522 3.1 7.2 -- ii.i 3.0 3.2 1.0 0.9 5.0 50.0 100.0 997 3.8 7.6 -- 13.0 4.9 2.2 4.3 0.9 2.6 37.5 i00.8 839 9.2 8.5 -- 16.3 9.3 1.7 8.9 1.3 i.i 38.1 i00.0 208 0.9 0.5 -- 7.3 1.6 1.6 1.8 0.4 2.0 78.6 100.0 296 3.1 i.i -- 11.4 3.1 2.8 2.3 0.7 2.5 57.0 i00.0 580 4.3 5.2 O.l 15.5 5.1 3.3 2.8 0.6 3.6 42.2 iOO.O 757 3.2 11.8 -- 13.5 2.8 2.6 2.6 1.3 4.3 40.0 10O.0 593 1.4 10.9 -- 13.9 2.9 3.1 1.3 0.5 8.0 53.7 I00.0 1,337 Total 48.4 35.2 13.6 5,7 5.2 0,8 2.8 7.4 -- 13.2 3.3 2.9 2.0 0.7 4.3 51.6 100.O 3,574 70 60 50 40 30 20 10 0 GRAFICA 5.3 USO ACTUAL DE PLANIFICACION FAMILIAR SEGUN RESIDENCIA E INSTRUCCION Porcenta je Ur- Ru- eran Nor- Cenl, Este 0-2 3-H Prlm. 8ec.* bano reJ Allun. te Sur Com. RES IDENCIA REGION INSTRUCClON ENDS-90 CUADRO 5.6 FUENTE DE ABASTECIMIENTO: DISTRIBUCION PORCENTUAL DE USUARIAS ACTUALES DE METODOS MODERNOS POR FUENTE MAS RECIENTE DE SUMINISTRO SEGUN METODO, ENDS-90 Vagi- Ester i l l - Fuente Pi ldora DIU Inyecci6n nales CondÔn zaci6n Total CEPEP 8.6 28.6 0.4 4.6 3.5 7.2 9.6 Centro, Puesto Salud 7.3 14.7 3.3 27.4 0.5 14.2 9.1 Hospital P~bl ico 2.1 5.2 0.8 0.0 0.5 38.0 9.6 Cllnica, Medico Part icular 2.7 41.6 4.9 9.3 3.8 20.7 13.1 Hospital Part icular 0.7 6.5 2.2 0.0 0.0 18.1 5.5 Farmacia 72.5 0.2 82.2 57.1 80.5 0.3 48.3 El la Misma, CompaHero 1.2 0.0 0.0 0.0 6.6 0.0 0.9 Partera 0.0 2.0 2.7 0.0 0.0 0.0 0.8 Iglesia 0.5 0.0 0.0 0.0 0.0 0.0 0.2 Amiga o Par iente 0.9 0.0 0.4 1.6 0.0 O.O 0.4 Otro 2.8 0.9 3.2 0.0 2.5 0.8 2.1 No sabe 0.3 0.0 0.0 0.0 2.3 0.0 0.3 Sin In formaciÔn 0.2 0.2 0.0 0.0 0.0 0.5 0.2 Total I00,0 I00,0 I00.0 i00,0 lOD.O i00.0 I00,0 Número 513 216 235 29 102 282 1,377 métodos anticonceptivos en general se estima en casi el 10 por ciento pero es tan alta como el 29 por ciento para el dispositivo intrauterino. La participación del CEPEP en la provisión de métodos anticonceptivos modemos es probablemente más alta. Posiblemente aquellas usuarias que refieren como fuente de pfldoras o de condones a una "amiga o pariente" o a "otro" estén recibiendo estos m6todos de distribuidoras del Servicio Comunitario del CEPEP. El programa de m6dicos y clínicas privadas que apoya el CEPEP, y 51 mediante el cual realiza aproximadamente el 20 por ciento de su cobertura total de servicios aparece bajo la categoría "clínica, médico particular." Adicionalmente, en algunas usuarias se dio una confusión entre la clínica del CEPEP y el Centro o Puesto de Salud del Ministerio de Salud Publica. Por otro lado la categoría "hospital público" no debe ser simplemente identificada con los hospitales del Ministerio de Salud Publica. Incluye también hospitales del Instituto de Previsi6n Social, hospitales militares, e incluso hospitales públicos de países vecinos situados en zonas fronterizas de Argentina y BrasiP. Tiempo a la Fuente de Anticoncepción. Una forma de medir el acceso que la población tiene a los métodos de planificacién familiar es a través de la percepci6n sobre el tiempo para llegar a la fuente de anticoncepción. La ENDS-90 recolectó este tipo de informaci6n en la forma siguiente: A las usuarias actuales de métodos modernos se les pregunt6 acerca del tiempo que les toma para ir de sus casas a la fuenle de suministro. Nótese, que las usuarias actuales de métodos tradicionales no fueron interrogadas acerca del tiempo a la fuente de suministro. A las no usuarias actuales, se les pregunt6 acerca del conocimiento de las fuentes de suministro de anticoncepción y del tiempo que les toma para ir de sus casas a dicho lugar. El cuadro 5.7 presenta la mediana del tiempo a las fuentes de suministro y la distribución porcentual de usuarias actuales de métodos modernos y de no usuarias de anticoncepeión por tiempo a la fuente de suministro de anticoncepción según ¿rea de residencia. La mitad de las usuarias actuales de métodos modernos declararon que pueden llegar a sus fuentes de suministro dentro de 30 minutos o menos. Como es de esperarse, el valor mediano es mayor para aquellas residentes del årea rural (1 hora) que para las del área urbana (15 minutos). N6tese que los valores de la mediana y de la distribuci6n porcentual observados para no usuarias que declararon conocer fuentes de suministro 2 es casi igual a la observada entre usuarias actuales de métodos modemos. 5.2.4 Número de Hijos al Iniciar el Uso de Anticonceptivos El análisis de la relaci6n entre número de hijos vivos que tenian las mujeres cuando usaron por primera vez un método para distintas cohortes permite conocer que tan temprano en la vida reproducnva de las mujeres se adopta la planificación familiar al igual que las tendencias en el proceso de adopción. En el cuadro 5.8 se observa que en las cohortes de mujeres más jóvenes, quienes tienen paridez más baja, el uso de métodos se inicia mucho más temprano en la formación de la familia que en las cohortes de mujeres de más edad. Así se tiene por ejemplo, que entre las mujeres de 20 a 24 años casi la mitad de quienes han usado métodos iniciaron el uso antes del primer hijo en comparación con 13 por ciento entre las mujeres entre 45 y 49 anos. Casi la mitad (48 por ciento) del grupo 45-49 que han usado anticoncepci6n, iniciaron la práctica anticonceptiva después de tener su segundo hijo. 5.2.5 Problemas con el Uso de Métodos Pocas mujeres admitieron haber tenido problemas con el uso de métodos (cuadro 5.9). Alrededor de 1 de cada 10 usuarias de inyecciones, vaginales y la pfldora manifest6 haber sufrido efectos colaterales mientras que apenas el 3 por ciento de las usuarias del dispositivo mencionaron dichos problemas. I Asi por ejemplo, de los pocos mas de 100 casos de esterilización que aparecen consignados en la categorIa "hospital público" solo 5 esterilizaciones fueron realizadas en hospitales del Ministerio de Salud Pública. El resto se realizaron en hospitales del Instituto de Previsión Social, de la Cruz Roja, y alrededor de 20 casos en hospitales públicos de Argentina y Brasil. Como puede verse en el cuadro 5.7, 40 por ciento de las no usuarias declararon que no conocen la fuente de suministro. 52 CUADRO 5.7 TIEMPO A LA FUENTE DE ANTICONCEPCION: DISTRIBUCION PORCENTUAL DE USUARIAS DE METODOS MODERNOS Y NO USUARIAS DE METODOS DE PLANIF ICACION FAMILIAR, POR TIEMPO PARA IR A LA FUENTE DE ANTICONCEPCION SEGUN AREA DE RESIDENCIA, ENDS-9O Minutos a la Usuar ias Fuente de de M~todos Modernos Ant iconcepción Urbano Rural Total M~todos Anticonceptivos Urbano Rural Total 0-14 31.8 8.3 24.1 19.2 5.4 12.6 15-29 25.5 6.2 19.2 13.1 4.1 8.8 30-59 16.7 17.8 17.1 11.6 11.3 11.5 60 o más 16.4 54.2 28.8 6.6 24.8 15.3 No Sabe el T iempo 6.7 11.8 8.3 4.3 2.3 3.3 Tiempo no Establec ido 2.9 1.7 2.5 7.5 7.7 7.6 No Conoce la Fuente 0.0 0.0 0.0 37.7 44.4 40.9 Porcentaje Total i00.0 i00.0 i00.0 100.0 I00.0 I00.0 Número de Mujeres 926 451 1,377 2,040 1,880 3,920 Mediana 15.9 60.5 30.1 15.8 60.2 30.3 CUADRO 5.8 NUMERO DE HIJOS AL UASR POR PRIMERA VEZ: DISTRIBUCION PORCENTUAL DE MUJERES ALGUNA VEZ UNIDAS POR EL NUMERO DE HIJOS SOBREVIVIENTES LA PRIMERA VEZ QUE USARON ANTICONCEPCION SEGUN EDAD ACTUAL, ENDS-90 Nunca ha Grupos Usado de Edad Métodos N~mero N~mero de Hijos Sobreviv ientes de 0 1 2 3 4+ Total Mujeres 15-19 48.5 33.8 14.3 3.4 0.0 0.0 i00.0 195 20-24 32.5 32.5 24.1 7.5 2.6 0.7 i00.0 570 25-29 26.4 27.9 23.6 11.7 5.8 5.5 100.0 776 30-34 23.5 24.7 23.9 10.3 6.5 ii.i 100.0 760 35 39 25.4 18.3 20.2 11.3 8.6 15.9 108.0 626 40-44 34.5 12.9 16.7 8.0 6.6 21.1 100.0 551 45-49 43.9 7.2 ii.i 10.2 8.1 19.1 i00.0 433 Total 30.7 22.3 20.4 9.7 5.8 ii.0 i00.0 3,911 5.2.6 Conocimiento del Período Fértil El conocimiento que tenga la mujer sobre la fisiología reproductiva provee una herramienta básica para el éxito en el uso de los llamados métodos naturales y de aquellos que en alguna medida se relacionan con el coito, como el retiro, el condón y los métodos vaginales. Para evaluar este conocimiento, en la ENDS-90 se preguntó a todas las mujeres en que momento del ciclo menstrual crefan que existe mayor riesgo de quedar embarazada. En el cuadro 5.10 se resumen los resultados sobre conocimiento del ciclo reproductivo para el total de mujeres y para las que han usado la abstinencia periódica. Era de esperarse que el conocimiento correcto del pertodo fértil y por consiguiente de mayor riesgo de embarazo, fuera menor entre las usuarias de abstinencia que dentro del total de mujeres. El 45 por ciento de las usuarias de abstinencia y apenas el 20 por ciento del total de mujeres respondieron que la mitad del ciclo es el período de mayor riesgo de embarazo. El conocimiento del ciclo 53 CUADRO 5.9 PROBLEMAS CON £L M£TODO DE USO ACTUAL: D ISTRIBUCION PORCENTUAL DE USUARIAS DE METODOS ANTI - CONCSPTIVOS POR PROBL£MA PRINCIPAL EN aL USO DEL M£TODO SEGUN METODO, ENDS-90 Ester i - l iza- Abst i - c ibn nencla Problema al Pi l - Inyec- Vagi - Femen- Per l - BI I - Otros Usar el Metodo dora DIU c ibn nales Condbn ina odica Retiro l lngs Yuyos Metudo8 NlngUn Problema 89.6 94.7 84.7 90.7 97.4 89.0 98.3 97.7 97.8 98.4 i00.0 Efectos Colaterales 8.9 2.8 11.8 9.3 -- 7.0 . . . . . . 0.8 -- P reocupac iones de Salud 0.4 1.7 0.4 . . . . 0.7 . . . . . . Inconveniente de Uso -- 0.6 1.2 -- 1.3 . . . . . . 0.6 . . . . Quiere mas Hijos . . . . . . . . . . 1.3 . . . . . . Otro . . . . 0.4 . . . . 0.7 1.7 . . . . No Sabe/Sin In formac i6n I.I 0.2 1.5 -- 1.3 1.3 -- 2.3 1.6 0.8 -- Total I00.0 i00.0 I00.0 I00.0 i00.0 10O.0 lO0.0 I00.0 I00.0 I00.0 100.0 NOmero 513 216 235 29 102 282 136 108 85 176 25 CUADRO 5 .10 CONOCIMIENTO DEL PER IODO FERT IL : D ISTR IBUCION PORCENTUAL DE TODAS LAS MUJERES ENTREVISTADAS Y DE AQUELLAS QUE HAN USADO LA ABST INENCIA PER IODICA POR CONOCIMIENTO DEL PER IODO FERT IL DURANTE EL C ICLO ANOVULATORIO, ENDE-90 Mayor Riesgo Todas las Aque l las que Han de Embarazo Mu jeres Usado Abst inenc ia Una Semana Antes I I .7 i0.4 Durante Menst ruac ión 2 .3 1 .6 Una Semana Después 26.0 26 .6 Dos Semanas Despuês 19.8 44.8 T res Semanas Después 5.3 7.2 Cua lqu ie r T iempo 21 .0 7,0 Ot ro 0 .3 0.3 No sabe/S in In fo rmac ión 13 .5 2.2 Tota l 100 .0 100 .0 Número 5 ,827 343 anovulatorio puede ser mayor si se considera que un 27 por ciento de las mujeres que habfan usado abstinencia respondieron que era una semana después de la menstruación y que existe cierta imprecisi6n en la codificación de las respuestas. Lo anterior indica de todas maneras que una proporción substancial (más de la mitad) de ex-usuarias, han utilizado el método del ritmo en forma incorrecta, dadas las respuestas err6neas sobre el pcrIodo más fértil del ciclo anovulatorio. Muy probablemente, algunas de éstas mujeres han quedado embarazadas como resultado de una falta de conocimiento exacto del período de mayor riesgo reproductivo. 5.2.7 Tiempo Transcurrido desde la Esterilización El relacionar la edad de la mujer al momento de la operación con el tiempo transcurrido hasta la fecha de la entrevista permite estudiar tendencias en la adopción de la esterilización, es decir, si ha habido cambios en la edad de las mujeres a la aceptaci6n del método. En el cuadro 5.11 se observa que la mitad de las usuarias de esterilización lo han hecho después de los 30 aflos. A través del tiempo pueden observarse cambios importantes no solo en número de 54 esterilizaciones pero también en la edad a la cual la mujer decide operarse. Así, la edad mediana de aquellas mujeres que se hicieron esterilizar durante los dos afios anteriores a la encuesta, es casi tres años mayor que la de aquellas que lo hicieron hace 5 o mås años (31.8 vs 29 años respectivamente). Durante los últimos tres años se observa un incremento substancial en el número de esterilizaciones entre mujeres de 40 años o más de edad. CUADRO 5.11 TIEMPO DE LA ESTERILIZACION: DISTRIBUCION PORCENTUAL DE MUJERES USUARIAS DE ESTERILIZACION POR EDAD EN EL MOMENTO DE LA ESTERILIZACION SEGUN EL NUMERO DE A~OS DESDE LA OPEKACION, ENDS-90 N~%mero A6os desde la Edad en el Momento de la OperaciÓn de Edad Ester i l izac iÓn < 25 25-29 30-34 55-39 40-44 45-~ Total Mujeres Mediana Menos de 2 A6os 7,0 19.6 21.5 30.2 17.1 4.7 i00.0 75 31.8 2-3 7,1 22.0 22.6 30.6 16.0 1.7 I00.0 57 30.4 4-5 7,9 16.2 24.7 32.6 18.6 0.0 100.0 53 31.I 6-7 3,7 18.1 37.6 28.0 12.7 0.0 100.0 32 29.9 8-9 5,0 24.2 32.3 36.8 1.8 0.0 100.0 27 29.3 i0 o mås 14,8 40.2 33.0 12.0 0.0 0.0 I00.0 38 24.1 Total 7.7 22.5 26.7 28.7 12.8 1.6 100.0 282 30.4 5.3 DESCONTINUACION DE METODOS Y USO FUTURO 5.3.1 Razones de Descontinuación de Métodos El calendario de eventos incluido en la entrevista individual en Paraguay permiti6 registrar para cada segmento de uso en los años inmediatamente anteriores a la entrevista la duración del uso y la raz6n de abandono del método. Con el fin de conocer cuales fueron las razones que llevaron a las mujeres a suspender el uso de métodos se elabor6 el cuadro 5.12, el cual permite analizar la importancia de las razones de terminación. Debe recordarse que la distribución no es de mujeres sino de segmentos de uso. Por otra parte, este grupo de razones no es necesariamente representativo del total puesto que solo incluye la experiencia reciente de uso de métodos. Casi 2 de cada diez mujeres (20 por ciento) que suspendieron el uso de métodos lo hicieron debido a efectos colaterales y casi otro 10 por ciento por preocupaciones de salud. El 16 por ciento de las mujeres suspendieron el uso para quedar embarazadas y otro tanto (17 por ciento) quedaron embarazadas mientras usaban. Un 7 por ciento de las mujeres queflan un método más efectivo. Otras razones de descontinuaci6n tales como desaprobación del compañero, sexo infrecuente, costo del método, accesibilidad, inconveniencia de usarlo, disolución marital, dificultad de quedar embarazada también fueron mencionadas pero nunca excedieron el 4 por ciento de ex-usuarias. Las razones de abandono dependen del tipo de método usado, por supuesto. En forma aproximada, entre 40 y 50 por ciento de los abandonos de pfldora, DIU e inyecciones se debieron a efectos secundarios o preocupaciones por la salud. Entre el 30 y el 40 por ciento de abandonos de métodos tradicionales (abstinencia, retiro y otros) se debieron a que las usuarias quedaron embarazadas. A pesar de las diferencias anteriores, los abandonos de métodos para buscar un embarazo son bastante uniformes, por método, alrededor del promedio de 16 por ciento. 55 CUADRO 5.12 TASAS DE DESCONTINUCION DE METODOS: D ISTR IBUCION PORCENTUAL DE DESCONTINUACIONES DE METODOS ANTICONCEPT IVOS EN LOS C INCO A~OS ANTERIORES A LA ENCUESTA POR RAZON DE DESCON- T INUACION SEGUN METODO, ENDS-90 Abst i - nenc ia Razones de Inyec- Vag l - Per i6 - Otros Bi l - Descont lnuac i6n P l ldora D IU c i6n na les Cond6n dlca Ret i ro M~todos l lngs Tota l Quedô Embarazada 5.5 6.7 9.6 15.2 7.9 41.8 28.6 34.5 34.6 16.9 Deseaba Quedar Embarazada 19.0 23.5 15.8 I0.0 11.4 13.4 15.3 13.8 17.9 16.4 Esposo Desaprueba 0.7 -- 0.9 1.4 20.1 0.5 7.6 0.1 5.6 2.4 E fec tos Co la tera les 35.0 28.8 28.8 3.8 4.0 -- 0.9 4.3 -- 19.7 P reocupac iones de Sa lud 12.7 14.5 16.5 3.3 2.5 1.2 4.3 4.1 1.2 9.3 Acceso /D ispon ib i l ldad 3.6 -- 1.9 8.1 5.0 -- 2.1 7.1 -- 3.4 Quer la Mêtodo mas E fec t ivo 1.0 1.0 2.6 13.0 15.7 17.9 21.5 10.5 21.8 7.3 Inconven iente de Usar 0.5 4.0 1.4 7.5 5.8 1.0 2.1 1.0 2.2 1.6 Sexo In f recuente 2.7 0.8 6.4 1.7 2.5 6.8 6.6 2.8 8.6 4.1 Costo 1.4 -- 2.3 2.3 0.7 . . . . 0.3 -- 1.0 D l f l c i l de Embarazarse 0. i 0.3 0.5 . . . . 0.9 -- 0.5 2.3 0.4 Fata l i smo 0.i . . . . . . . . . . . . . . . . . . D i so luc i6n Mat r imon ia l 0.i . . . . . . . . . . 0.6 . . . . 0. I o t ros 15.6 19.4 10.8 28.5 18.5 11.5 7.4 17.5 3.3 14.4 NO Sabe 0.4 -- 1.7 1.4 . . . . 1.5 2.7 1.8 1.1 Sin Respuesta 1.7 i.i 0.9 3.8 6.0 4.9 1.5 0.9 0.7 1.9 Tota l 100.0 i00.0 100.0 i00.0 100.0 100.0 i00.0 i00.0 100.0 i00.0 Nfimero 1,276 170 706 83 238 270 155 657 200 3,755 5.3.2 Intenciones de Uso en el Futuro Las preguntas sobre intenciones de uso futuro de anticoncepción se hicieron a aquellas mujeres que conocfan o habían oído hablar de los métodos, pero no estaban usando ninguno. Si la respuesta era afirmativa se preguntó si pensaba usarlo en los pr6ximos 12 meses o después, y cual método pensaba usar. Los resultados se presentan en los cuadros 5.13, 5.14 y 5.15 para las mujeres en unión. De las mujeres en unión y que no usan anticonceptivos, se encuentra que cerca del 40 per ciento tienen intenciones claras de no usar métodos en el futuro, independientemente del número de hijos vivos, excepto para las nulfparas, para quienes la proporci6n sube a más de la mitad (cuadro 5.13). Por cada mujer sin intenciones de uso, entre quienes habían usado previamente, existen tres mujeres sin intenciones de uso entre las que nunca han usado anticoncepción (es decir, las mujeres que nunca han usado un método tienen una probabilidad tres veces mayor de no intentar usar en el futuro). Entre aquellas que piensan usar, un poco menos de una tercera parte esta insegura sobre cuando usar un método y casi dos terceras partes declara desear hacerlo en los pr6ximos doce meses pero para éstas mujeres las intenciones varían segtín el mimero de hijos sobrevivientes. La properei6n de mujeres con intenciones de uso es baja entre las mujeres sin hijos y aumenta con la paridad para alcanzar un máximo del 37 por ciento para las mujeres con 2 y 3 hijos. El cuadro 5.14 presenta el peso relativo de las razones para no desear usar métodos anticonceptivos en el futuro entre las mujeres que no estaban usando en el momento de la ENDS-90, para dos grandes grupos de edad, mujeres menores y mayores de 30 años. Las principales razones mencionadas por las entrevistadas para no usar métodos en el futuro pr6ximo son bien que están planeando quedar embarazadas (20 por ciento) o que no les gusta usar anticoncepci6n (16 por ciento, 23 por ciento entre las menores de 30 atlos). Otro 31 por ciento considera que no necesita usar, bien sea porque no tienen vida sexual (16 por ciento para el total, 22 por ciento para las menores de 30 años) o por ser de edad avanzada (15 por ciento, básicamente todas las respuestas entre las mayores de 30 años). 56 CUADRO 5.13 USO FUTURO: DISTRIBUCION PORCENTUAL DE MUJERES ACTUALMENTE EN UNION QUE NO USAN ACTUALMENTE METODOS ANTICONCEPTIVOS POR INTENCION DE USO FUTURO SEGUN NUMERO DE HIJOS SOBREVIVIENTES, ENDS-90 Numero de Hi~os Sobrevlv ientes Intención de Uso 0 1 2 3 4 o Mas Total NUNCA HA USADO Piensa Usar Pr6ximos 12 Meses 4.3 16.3 9.6 7.7 10.6 10.5 Piensa Usar Mis Tarde 5.0 2.2 1.4 0.9 0.4 1.4 Insegura Tiempo/Uso 6.2 8.9 6.1 4.9 9.7 7.9 No Piensa Usar 53.8 36.4 28.6 29.3 44.1 38.5 Sin Informaciôn 0.0 0.3 0.0 0.0 0.0 0.i USO ANTERIORMENTE Piensa Usar Prôximo 12 Meses 6.2 15.6 27.6 29.9 16.1 19.3 Piensa Usar Mås Tarde 5.1 2.5 2.5 2.3 1.0 2.1 Insegura Tiempo/Uso 6.0 6.1 6.6 8.5 5.0 6.1 No piensa Usar 13.4 11.8 17.2 15.9 12.3 13.7 Sin InformaciÓn 0.0 0.0 0.0 0.5 0.8 0.4 Total I00.0 i00.0 100.O i00.0 i00.0 i00.0 N~mero 154 323 338 268 761 1,844 CUADRO 5.14 RAZONES DE USO DE METODOS: DISTRIBUCION PORCENTUAL DE MUJERES QUE NO USAN METODO$ ANTICONCEPTIVOS Y QUE NO INTENTAN USAR EN EL FUTURO POR RAZON PRINCIPAL PARA NO HACERLO SEGUN EDAD, ENDS-90 RazÓn para Menores de Mayores de no Usar 30 Aflos 30 A~os Total Desea Embarazo 20.6 19.3 19.9 No le Gusta 23.5 I0.l 16.2 Miedo a Efectos Colaterales 10.5 10.1 10.3 Tuvo Efectos Colaterales 0.5 2.3 1.4 NO Tiene Dinero I.i 1.4 1.3 Falta Conocimiento de M~todos 5.3 3.3 4.2 Lejos para Conseguir 0.0 0.7 0.4 Razones Rel igiosas 4.7 1.8 3.1 Compañero se Opone 2.5 2.1 2.3 Post-Parto, Amamantando 0.O 0.1 0.1 Sin Vida Sexual 21.7 11.5 16.2 Edad Avanzada 0.i 26.4 14.5 Otras 3.3 9.2 6.5 No Sabe 5.6 0.9 3.0 Sin Informaci6n 0.7 0°6 0.7 Total i00.0 I00.0 i00.0 N0mero 792 946 I, 737 57 Aproximadamente una de cada diez mujeres que no usa métodos no desea usar en el futuro pr6ximo debido a temores por los efectos colaterales. Otras respuestas como falta de conocimiento, razones religiosas, oposición del compaflero, falta de dinero, dificultad de conseguir, etc. fueron mencionadas por el 10 por ciento de las mujeres. En el cuadro 5.15 se presenta la información sobre preferencias de métodos para las mujeres con intenciones de uso, sea en el futuro inmediato o más adelante. N6tese que no existe información sobre preferencias para casi el 20 por ciento de las mujeres con intenciones de uso, 34 por ciento entre las que no saben en que momento piensan usar. En general las preferencias se inclinan por la pfldora (28 por ciento), seguida por las inyecciones (14 por ciento) y el dispositivo (12 por ciento). Entre las mujeres con intenciones de uso en los pr6ximos 12 meses, el 6 por ciento indicó su preferencia por la esterilización femenina y el 3 por ciento consideran el uso del condón. CUADRO 5.15 METODO PREFERIDO: PORCENTAJE DE MUJERES ACTUALMENTE UNIDAS QUE NO ESTAN USANDO METODOS ANTICONCEPTIVOS PERO QUE INTENTAN USAR EN EL FUTURO POR METODO PREFERIDO SEGUN TIEMPO EN QUE EMPEZARAN, ENDS-90 En los Usara Usará pero Próximos pero Mas no Sabe Método 12 Meses Tarde Cuando Total Past i l la 27.7 28.7 28.8 27.9 DIU 14.1 ii.6 1.5 12.2 InyecciÓn 14.4 13.7 13.5 14.2 Vaginales 1.2 0.0 0.0 0.9 Cond6n 3.1 0.0 0.5 2.5 Ester i l i zac ión Femenina 5.9 4.2 4.1 5.5 Abst inenc ia Per iÓdica 4.5 5.9 3.3 4.4 Ret iro 0.9 0.0 1.1 0.8 Otros Métodos 8.0 11.6 9.9 8.6 Bi l l ings 3.7 12.8 3.4 4.5 Sin Información 16.6 11.3 33.8 18.4 Total I00.0 I00.0 i00.0 100.0 Némero 550 64 90 704 5.3.3 Mensajes Radiales Sobre Planificación Familiar A continuaci6n de la secci6n sobre intenciones de uso de anticoncepci6n, en la ENDS-90 se incluyeron preguntas referentes a mensajes sobre planificación familiar escuchados en el mes antes de la entrevista, y el número de veces que fueron escuchados y el acuerdo o desaprobación en cuanto a la transmisi6n de este tipo de mensajes en radio o televisión. En el cuadro 5.16 se presenta la informaci6n según medio de comunicaci6n por lugar de residencia y nivel de instrucción. En términos generales, el 71 por ciento de las mujeres nunca han oído mensajes sobre planificación familiar, sin diferencias significativas según residencia o educaci6n. Solamente 5 por ciento de las entrevistadas estuvo expuesta a mensajes en la televisión. Un 12 por ciento ha escuchado mensajes en la radio o tanto en radio como en televisión. Existen diferencias substanciales por región, área de residencia y nivel educativo de las mujeres según exposici6n al tipo de medio de comunicación. Por ejemplo, los mensajes radiales fueron más 58 CUADRO 5.16 MENSAJES DE PLANIFICACION FAMILIAR EN LA RADIO O TELEVISION: DISTRIBUCION PORCENTUAL DE MUJERES ENTREVISTADAS DE ACUERDO A SI HAN ESCUCHADO MENSAJES DE PLANIFICACION FAMILIAR POR LA TELEVISION O LA RADIO EN EL MES ANTERIOR A LA ENCUESTA SEGUN CARACTERISTICAS ESPECIFICAS, ENDS-90 NUmero No Ha Por la Por la Por Radio y de Características Escuchado Radio Telev is i6n Televis i6n Total Mujeres Atea de Residencia Urbano 70.5 6.9 6.9 15.6 i00.0 3,278 Rural 72.2 17.7 2.2 7.9 I00.0 2,549 Regi6n Gran Asunc iÖn 70.8 5.9 8.1 15.2 i00.0 2,101 Norte 68.2 21.9 2.6 7.4 100.0 631 Centro - Sur 70.4 14.2 3.8 11.5 100.0 1,576 Este 74.1 12.5 2.5 10.9 100.0 1,519 Nivel de Instrucci6n 0 - 2 A6os 73.7 14.1 2.3 10.0 i00.0 538 3 - 5 A~os 73.0 15.1 2.7 9.2 100.0 1,561 Pr imaria Completa 69.3 13.1 4 .3 13.3 100.0 1,617 Secundaria o mås 70.8 7.2 7.6 14.4 100.0 2,102 Total 71.3 11.6 4.9 12.2 100.0 5,827 frecuentes entre los sectores menos favorecidos económicante, a saber, las zonas rurales, los residentes en la región Norte y las mujeres de menor nivel de instrucción (ninguna educaci6n o primaria incompleta). Los mensajes en la televisión o en ambos medios de comunicaci6n fueron mås frecuentes entre las mujeres de las zonas urbanas, Asunci6n y su área metropolitana y las mujeres con instrucción secundaria o mayor. En términos globales, la casi totalidad (91 por ciento) de las mujeres que han oído de métodos de planificación están de acuerdo en que se utilice la radio o la televisión para trasmitir información sobre anticoncepción (v6ase el cuadro 5.17). El porcentaje de aprobación es ligeramente menor entre las mujeres residentes en el norte del país (84 por ciento) y aquellas con cinco años o menos de instrucción. 59 CUADRO 5.17 ACEPTABIL IDAD DE LOS CAMPA~AS DE PLANIF ICACION FAMILIAR: PORCENTAJE DE MUJERES ENTREVISTADAS QUE CREEN QUE ES ACEPTABLE TENER MENSAJES DE PLANIF ICACION FAMILIAR EN LA TELEVISION Y EN LA RADIO POR EDAD EN EL MOMENTO DE LA ENCUESTA SEGUN CARACTERISTICAS SELECCIONADAS, ENDS-90 Caracter íst icas Edad de la Mujer en el Momento de la Encuesta 15-19 20-24 25-29 30-34 35-39 40-44 45-49 Total Atea de Res idencia Urbano Rural RegiÓn Gran Asunc iÓn Norte Centro - Sur Este Nivel de InstrucciÓn 0 - 2 A~os 3 - 5 A~os Pr imar ia Completa Secundaria o mås Total 90.2 93.6 95.3 96.5 95.8 92.l 94.4 93.9 83.4 89.9 88.7 90.5 88.9 88.0 87.0 87.7 91.7 92.5 96.4 96.7 95.7 94.0 95.7 94.6 82.4 84.7 87.1 81.4 88.2 83.2 79.3 84.0 86.2 93.3 91.4 95.3 91.6 90.9 91.7 91.0 84.1 93.2 89.8 93.4 92.3 87.2 88.6 89.6 71.9 85.5 82.1 81.5 82.7 75.4 84.2 80.5 80.5 84.6 86.5 87.8 91.0 92.8 90.2 87.2 84.6 91.6 94.7 98.9 94.4 92,2 94.0 92.1 93.5 96.5 96.4 9"7.9 97.6 95.9 96,9 96.0 86.8 92.0 92.7 94.1 92.8 90.2 91.1 91.1 60 CAPITULO VI PREFERENCIAS SOBRE FECUNDIDAD En este capítulo se presenta el anålisis de la información recolectada sobre preferencias reproductivas a tres niveles: Información en cuanto al deseo de más hijos y, para las mujeres que desean más, el tiempo que les gustaría esperar antes de tener otro hijo. Esta información permite clasificar a las mujeres en dos grupos, las que desean espaciar la familia y las que desean limitar los nacimientos, de relevancia para el estudio de la demanda total e insatisfecha de servicios de planificación familiar. Información recolectada sobre el tamaño ideal de la familia o el promedio ideal de hijos, resultados que al compararse con el promedio de nacidos vivos permite obtener una primera idea del exceso de fecundidad prevalente en el país. Información sobre la fecundidad deseada en los años inmediatamente anteriores a la encuesta como indicador de grado de irnplementación de las preferencias reproductivas. El complemento, la fecundidad no deseada permite estimar el posible impacto que la prevención de esos nacimientos podría tener sobre las necesidades de planificación familiar y las tasas de fecundidad. 6.1 EL DESEO DE MAS H I JOS A todas las mujeres en uni6n al momento de la ENDS-90 se les preguntó si deseaban tener otro hijo y, en caso afirmativo, cuantos años les gustaría esperar para tenerio. A las embarazadas se les formuló la misma pregunta pero haciendo énfasis en el deseo de otro hijo además del que estaban esperando en ese momento. A las esterilizadas se les preguntó si lamentaban el haberse operado o el que su marido hubiera sido esterilizado. A aquellas mujeres que respondieron afirmativamente se les preguntó la raz6n para elio. En el cuadro 6.1 y la gráfica 6.1 se presenta la distribución de mujeres actualmente unidas por número de hijos vivos tenidos, incluyendo el embarazo actual, según diferentes niveles de preferencia en sus intenciones rcproductivas. A nivel global se observa que el 36 por ciento de las mujeres en unión no desean más hijos (limitar), mientras que 26 por ciento desean tener otro hijo pero más tarde (espaciar). Espaciar o tener otro hijo más tarde implicaba esperar un lapso de por lo menos dos años. Nueve por ciento de las mujeres actualmente en unión y con un hijo manifestaron no desear más cuando fueron entrevistadas. El no deseo de más hijos aumenta rápidamente con la paridez hasta el punto en que más de la mitad (53 por ciento) de las mujeres con 5 hijos y el 60 por ciento de las de 6 hijos y más indicaron no desear más. Hasta hace muy poco los administradores de pmgrarnas de planificación familiar se habían preocupado por las mujeres quc deseaban limitar la fecundidad, prestando muy poca atención a aquellas quc deseaban espaciar los nacimicntos. Se reconoce ya que hay un grupo grande de mujeres que quieren espaciar, especialmente si se tiene en cuenta que los nacimientos muy seguidos inciden en la salud y bienestar de los hijos. Por lo tanto en la ENDS-90 se preguntó a aquellas mujeres que deseaban mås hijos cuanto tiempo les gustaría esperar para tener otro hijo (o tener el primero para aquellas sin hijos). Un poco más de una cuarta parte de las mujeres paraguayas manifestaron su deseo de tener más hijos pero después de esperar 2 o más aflos. Como es de esperarse, la proporción de mujeres que desea espaciar 61 CUADRO 6.1 PREFERENCIAS DE FECUNDIDAD: DISTRIBUDION PORCENTUAL DE MUJERES EN UNION POR DESEO DE MAS HIJOS SEGUN NUMERO DE HIJOS SOBREVIVIENTES, ENDS-90 N~moro de Hijos Sobrevlv ientes a Deseo de mâs Hijos 0 1 2 3 4 5 6+ Total Tenor Otro Pronto 73.3 31.5 21.2 13.3 II.i 8.4 7.6 19.9 Tener Otro mås Tarde 11.4 ~7.7 35.5 23.6 19.7 15.6 10.3 25.7 Indecisa 1.8 2.2 4.2 5.9 6.7 8.4 4.4 4.5 No Quiere mås 1.7 9.0 28.6 41.0 46.9 53.1 60.8 36.3 Ester i l i zada 0.6 1.2 5.2 11.2 11.2 ii.I i0.0 7.4 Se Declara Inferti l 10.9 5.I 2.3 2.4 2.1 2.6 4.4 3.7 Sin InformaciÔn 0.2 3.3 2.9 2.6 2.3 2.8 2.5 2.6 Total i00.0 i00.0 I00.0 i00.0 I00.0 i00.0 i00.0 i00.0 Número 218 577 775 624 404 272 704 3,574 alncluye el embarazo actual. GRAFICA 6.1 INTENCIONES REPRODUCTIVAS POR NUMERO DE HIJOS SOBREVIVIENTES Porcentaje de Mujeres en Unibn 1O0 80 60 40 20 0 0 1 5 2 3 4 NUmero de Hijo8 Sobrevivientes L. i Deeea MAs Hijos m Indeclsas i I NO Doaoa Mte ~ IF/ES/SI IF- Infêrtll ES- Esterlllzads SI- Sin Informscl6n ENDS-gO disminuye con la paridez poro alcanza casi la mitad (48 por ciento) de las mujeres con un solo hijo. Las mujeres que desean espaciar los nacimientos (26 por ciento del total) más aquellas que desean limitar la familia (36 por ciento del total) constituyen en principio un indicador de la demanda potencial por servicios de planificación familiar en el Paraguay (62 por ciento). Un patr6n similar de preferencias reproduetivas se observa segan edad de la mujer en el cuadro 6.2 y la gråfica 6.2. A medida que aumenta la edad, mayor es el porcentaje de mujeres actualmente en unión que no desea m¿s hijos, pasando de 12 por ciento en el grupo 15-19 a alrededor de 50 por ciento entre aquellas 35 o más af~s de edad. El deseo de espaciar los hijos, presenta la tendencia opuesta, esto 62 CUADRO 6.2 PREFERENCIAS DE FECUNDIDAD ¥ EDAD: DISTRIBUCION PORCENTUAL DE MUJERES EN UNION POR DESEO DE MAS HIJOS SEGUN LA EDAD AL MOMENTO DE LA ENCUESTA, ENDS-90 Deseo de Edad de la Mujer en el Momento de la ENcuesta mås Hijos 15-19 20-24 25-29 30-34 35-39 40-44 45-49 Total Tener Otro Pronto 25.3 21.1 19.8 21,6 19.2 20.4 13.0 19.9 Tener Otro mås Tarde 56.9 50.4 41.0 23,9 11.2 4.4 1.2 25.7 Indecisa 2.0 2.8 5.0 6,5 6.0 3.1 3.2 4.5 No Quiere mås 12.2 21.4 26.9 38,4 46.4 49.0 49.8 36.3 Esterilizada 0.0 i.i 3.9 5,1 11.5 14.1 15.3 7.4 Se Declara Infertil 0.0 0.7 0.9 2.0 3.1 6.6 15.1 3.7 Sin Informaci6n 3.7 2.6 2.5 2.6 2.7 2.5 2.4 2.6 Total i00.0 I00.0 i00.0 i00.0 i00.0 I00.0 I00.0 100.0 N6mero 179 529 705 707 570 505 379 3,574 GRAFICA 6.2 INTENCIONES REPRODUCTIVAS SEGUN GRUPOS DE EDAD Porcentaje de Mujeres en Unibn 100 80 60 40 20 0 15-19 20-24 25-29 30-34 35-39 40-44 45-49 Grupos de Edad mm Dese8 MSs Hijos [~~ NO Desea M/,s Im~ Indeclsas i IF/ES/Sl IF. Inf¿rtll ES- Esterlllzada SI- Sin Informaclbn ENDS-90 es, mayor deseo de tener un hijo despu6s de 2 aflos entre los grupos jóvenes (57 por ciento para el grupo 15-19 aflos de edad). Nótese que el deseo de tener otro hijo pronto es bastante uniforme por grupos de edad, alrededor de 20 por ciento, excepto el grupo 45-49 en el cual es 13 por ciento. En el cuadro 6.3 se clasifican las mujeres actualmente en unión que no desean tener m¿s hijos o que estån esterilizadas de acuerdo al nivel de paridez según región, zona de residencia y nivel de instrucción. Para el total de mujeres, sin tener en cuenta la paridez, el deseo de no tener mås hijos es bastante uniforme en todas las regiones del Paraguay al igual que en las áreas urbanas y rurales. Los promedios enmascaran sin embargo grandes diferencias cuando se analiza el deseo de limitar los nacimientos según el rutinero de nacidos vivos. Los porcentajes de mujeres que no desean m~s hijos son consistentemente mayores en las åreas urbanas. El deseo de limitar la familia es bastante uniforme en 63 CUADRO 6.3 DESEO DE MAS HIJOS: PORCENTAJE DE MUJERES EN DNION QUE NO DESEAN MAS HIJOS DE ACUERDO CON EL NUMERO DE HIJOS SOBREVIVIENTES SEGUN LUGAR DE RESIDENCIA Y NIVEL DE INSTRUCCION, ENDS-80 N0mero de Hijos Sobreviv ientes Caracter ist icas O 1 2 3 4 5 6+ Total Atea de Residsncia Urbano 3.6 Ii.I 37.8 58.7 64.5 74.7 76.7 43.9 R~ral 0.5 8.5 25.7 39.9 51.0 56.1 68.8 43.4 Regiôn Gran AsunciÔn 3.6 14.2 39.5 60.7 68.5 80.4 85.7 45.3 Norte 6.3 8.9 26.9 43.2 53.5 52.5 68.6 44.0 Centro - Sur 0.0 6.1 30.0 44.0 55.2 56.9 73.4 43.1 Este 1.6 7.7 29.3 47.5 52.7 63.5 65.3 42.1 Nivel de Instrucción 0 - 2 A6os 6.3 19.3 44.3 59.8 50.3 57.0 72.5 58.2 3 - 5 A~os 1.0 13.4 36.8 42.1 54.1 56.5 69.1 46.7 P~imaria Completa 4.8 10.1 29.9 53.5 55.6 74.3 69.5 40.7 Socundaria o mås 0.$ 7.2 34.4 57.6 74.4 71.4 85.7 37.6 Total 2.3 I0.I 33.8 52.2 58.2 64.2 70.8 43.6 Nota: Incluye las esteri l izadas. todas las regiones del Paraguay, excepto Asunción y su Area Metropolitana en donde las mujeres de alguna paridez que no desean míts hijos exceden considerablemente los niveles observados en las otras regiones. Las mayores diferencias entre subgrupos poblacionales se encuentran, sin embargo, según el nivel de instrucción de las mujeres. Entre las mujeres con cinco años o menos de instrucción, alrededor del 50 por ciento de ellas no desean más hijos en contraste con apenas el 38 por ciento entre las mujeres con instrucción secundaria o más. Aparentemente el efecto de paridez sobre el no deseo de más hijos es independiente del nivel de instrucción. Sin embargo, entre las mujeres de paridez tres o más, pueden notarse mayores proporciones "de no deseo de más hijos" entre mujeres con mayor nivel de instrucción. Posteriormente, al analizar el tamaño ideal observado se destacarán las diferencias por nivel de instrucción. 6.2 LA DEMANDA DE SERVIC IOS DE PLANIF ICACION FAMIL IAR En la secci6n anterior se indicó que la proporción de mujeres que desean espaciar los nacimientos más aquellas que desean limitar la familia pueden considerarse en principio como un indicador de la demanda potencial por servicios de planificación familiar en el Paraguay. Una mejor aproximación al análisis de la necesidad de planificación familiar se presenta en el cuadro 6.4 y la gráfica 6.3. Primero se calcula la llamada necesidad insatisfecha de planificación familiar, tanto para espaciar como para limitar, a la cual se le agregan las estimaciones de mujeres que en la actualidad usan métodos y obtener así una estimaci6n de la demanda total d

View the publication

You are currently offline. Some pages or content may fail to load.